[Grimgar] Volumen 6, Capítulo 7: “Disposición”

Pero, bueno, ¿sabes?

No era como si el equipo de Haruhiro y los Tokkis no hicieran nada más que cavar un agujero durante tres días y tres noches. En el Reino del Crepúsculo no había noches, por lo que decirlo de esa manera era extraño… ¿tal vez? ¿Sí? De todos modos, en esos tres días, menos de la mitad de esas setenta y dos horas se la pasaron cavando el agujero. Fueron veinticuatro horas, en el mejor de los casos. El resto del tiempo lo pasaron durmiendo.

No, no, eso no era verdad. Naturalmente, tomaron descansos y durmieron, e incluso se turnaron para regresar al “acuerdo” para bañarse, pero también habían hecho otras cosas.

Mientras Taro deambulaba, sugirió que vinieran a ver al dios gigante y a la hidra ellos mismos. Por cierto, la hidra era esa criatura blanca retorciéndose. El padre de Taro, Gogh, le había dado ese nombre.

“Es un buen nombre”. El joven de incomparable belleza, Taro, se susurró a sí mismo, su rostro estallaba en una felicidad incontenible. “La hidra. Es genial. Papá es increíble. Él seguro es mi papá “.

Siguiendo a Taro, que tenía un profundo respeto y amor por su padre, y probablemente también por su madre, el equipo de Haruhiro y los Tokkis se acercaron al dios gigante y a la hidra.

Tanto el dios gigante como la hidra se movían constantemente, persiguiendo a los equipos señuelo, así que, en última instancia, lo más cerca que podían estar era a unos cincuenta metros de distancia. Incluso eso era más que peligroso para ellos.

El dios gigante, en particular, era de un tamaño que solo podía decirse que trascendía el entendimiento humano, y cuando Taro les dijo que se estimaba que tenía 300 metros de altura, solo podían decir: “Oh, está bien entonces”. ¿Eso es todo?

Haruhiro medía unos 170 centímetros de alto, por lo que 300 metros era aproximadamente 176,5 veces más. Incluso comparado con los 190 centímetros de Kuzaku, todavía era 156,25 veces su tamaño. Ni siquiera tenía sentido comparar.

¿Derrotar a esa cosa? De ninguna manera. Imposible. ¿Qué tipo de broma era esa? No había nada que pudieran hacer. No había forma de que fuera a funcionar.

Por eso, según Taro, los equipos señuelo pensaban que podría ser un poco demasiado poder controlar esta persecución.

Bueno, duh.

Así que, ¿qué querían decir con “esta persecución”? ¿Habría otro? ¿Lo iban a poder hacer en otro momento? ¿Eran estúpidos? ¿O simplemente increíbles? ¿Solo las personas que eran tan increíbles experimentan las cosas de manera diferente?

En cualquier caso, era una buena noticia para Haruhiro que el dios gigante fuera tachado de la lista de objetivos.

Es decir, solo piénsalo. Los pies de Haruhiro tenían 25.5 centímetros de largo. Si lo multiplicó por 176.5 veces, obtenía 4,500.75 centímetros. Eso eran más de 45 metros.

Esa cosa no caería en una trampa de pozo de 30 metros de diámetro. En cuanto a la profundidad, con su enorme cuerpo de 300 metros de altura, incluso si tuvieran que ser bastante conservadores, querrían unos doscientos metros.

Imposible.

Incluso dejando de lado la trampa de pozo, era imposible.

Para empezar, si bien era cierto que el dios gigante parecía humanoide visto desde la distancia, y caminaba como uno también, estaba más cerca de una mega estructura en movimiento, puramente blanca. Era una locura pensar en matar a esa cosa en primer lugar. Por lo menos, deberían hablar sobre “destruirlo” en su lugar.

Además, si iban a destruirlo, Haruhiro tenía que pensar humildemente que iba a necesitar armamento pesado de algún tipo. Como armas de asedio, ¿tal vez? Sin embargo, incluso si fueran capaces de reunir lo suficiente, el enemigo difícilmente se sentaría tranquilamente mientras fuera destruido. No, probablemente atacaría, y eso no sería fácil de tratar. Esto era puramente opinión de Haruhiro, pero ¿no era algo imposible?

Ahora, en cuanto a la hidra…

Debió haber sido porque habían visto el increíble espectáculo del dios gigante primero antes de ir a ver a la hidra. Debió de haber sido por eso. Porque cuando Haruhiro la miró, su primera impresión fue, “¿Eh? ¿Eso es todo?”

De un vistazo, era tal vez del tamaño de un edificio de dos pisos. No, tal vez un poco más grande. Además, era larga.

La hidra era una criatura de muchas cabezas que parecían una masa de serpientes blancas de hasta dos o tres metros de grosor.

Tenía nueve cabezas, parecidas a serpientes, pero sorprendentemente sin ojos. Las criaturas del Reino del Crepúsculo parecían tener un solo ojo, por lo que habría esperado uno por cabeza, pero ese no era el caso. Tal vez eso significaba que en realidad no eran cabezas, si no que en eran tentáculos después de todo.

La hidra se movió retorciendo varios de esos tentáculos. Parecía que utilizaba cuatro tentáculos para moverse. Los otros cinco se retorcían en el aire como si buscaran algo. En realidad, podrían haber sido sensores de algún tipo.

“Podemos derrotar a esa cosa fácilmente”, dijo Tada con un bufido de risa.

 No lo sé si con facilidad, pero se siente más manejable que el dios gigante, y … No, no, no, no, no Haruhiro negó con la cabeza. Espera, espera. Lo dije, pero sigue siendo una locura, ¿de acuerdo? Si me golpea uno de esos tentáculos, confío en que moriré instantáneamente.

La hidra estaba a unos cincuenta metros por encima de Haruhiro y los otros, dirigiéndose hacia el oeste, ¿pero no estaba muy cerca? ¿Se habían acercado demasiado? En este momento, los cinco tentáculos que no usaba para moverse no los señalaban. En otras palabras, la hidra no se dio cuenta de que Haruhiro y los demás estaban detrás de ella, o no le importó.

Pero, ¿y si nos notara? ¿Qué pasaría entonces? ¿No sería eso malo?

“Um, ¿no deberíamos alejarnos más…?” Haruhiro se atrevió a decirlo.

Taro lo miró mientras continuaba caminando. “Está bien. A esta distancia estaremos seguros. Probablemente.”

“¿’Probablemente’?”

“‘Nada en este mundo es 100% seguro’. Mi papá me dijo eso”.

“Bueno, ese podría ser cierto, pero …”

“No, no ‘podría’”, dijo Taro con confianza. “Las palabras de papá son absolutas”.

¿Huh? ¿No se suponía que nada era 100% seguro?

¿Qué tan loco se pondría este chico tan bonito si Haruhiro reflejaba los huecos en su lógica de esa manera? Eso sería algo interesante de ver. No, no quería verlo, y no quería enojarlo. Eso sonaba aterrador.

Por cierto, Haruhiro y los demás estaban persiguiendo a la hidra en lo que sería un trote. Tokimune estaba cargando a Anna-san sobre su espalda porque dijo que probablemente sería difícil para ella mantener el ritmo, pero Haruhiro tenía que pensar que era demasiado bueno con ella, incluso si ella era su mascota.

“¿Quién está actuando como señuelo?” Preguntó Ranta.

Quizás Taro no escuchó, porque no respondió.

“Oye, ¿quién es? ¿Oye? ¿Quién es el señuelo? ¿Oye? ¿Oye? ¿Oye? Oye, ¿por qué estás tan callado? Te estoy hablando, ¿sabes? Oyeeee. Oye, oye, oyee. ¿Puedes escucharme? Te pregunto, ¿puedes oírme? ¡Oye!”

“Te escucho”. Taro ni siquiera echó una mirada en dirección a Ranta. “Pero no me importa responder. Mi mamá me dijo, ‘La vida es demasiado corta como para perder el tiempo hablando con imbéciles’ “.

“¿Qué, soy un idiota?!” gritó Ranta.

“Sí, eres un idiota”. Haruhiro no pudo evitar estar de acuerdo.

“Eres un idiota, está bien”, coincidió Yume.

“Peor que un imbécil…” Shihoru parecía tener su propia opinión sobre cuán imbécil era Ranta.

“Es cierto que sería un desperdicio”, dijo Merry con frialdad.

“Bueno …” Kuzaku, que se había abstenido de decir algo, podría haber sentido la necesidad de contenerse.

“¡Ajá!” Kikkawa le dio una palmada en el hombro a Ranta. “¡Bueno, me encanta cuánto eres un imbécil! La basura de un hombre es el tesoro de otro hombre, ¿verdad?

“¡Aléjate!” Gritó Ranta. “¡Eres molesto, Kikkawa! ¡No soy basura! Si quieren abandonarme como basura, ¡primero los abandonare yo! “

“No nos importaría eso, ¿sabes?” Dijo Haruhiro.

Ranta entró en pánico. “¡Tú-tú-tú idiota! ¡Eso no es lo que se supone que debes decir! Se supone que debes decir cómo, ‘¡No digas eso!’ ¡Y no echarme! ¡Dime que se supone que no debo hablar sobre abandonar a la gente o echarla!”

“¡Ranta!” Tokimune le dedicó una linda sonrisa con sus blancos dientes nacarados. “¡Estás siendo muy exigente”

“¡¿Tokimune-san?! Sabes, ¡eso no me pareció un cumplido! “

“Él no te dijo un cumplido, ¿yeah?!” Anna-san le levanto el dedo medio desde la espalda de Tokimune. “¿De qué tipo de culo de jabalí verrugoso saliste, puta mierda?”

“Heh…” Inui dio una sonrisa malvada. “El final de la caída a la ruina del perro…” [1]

“¿Perro?” Mimorin miró a su alrededor.

No veo a ningún perro por aquí... Haruhiro estuvo de acuerdo.

“¿Quién es el señuelo?” Preguntó Tada, como si nada hubiera sucedido.

Esta vez, Taro le dio una respuesta adecuada. “La hidra es liderada principalmente por el golem Zenmai de Pingo. El dios gigante era dirigido por Lala y Nono, creo. Fueron solo esos dos. Desde que vinieron aquí en dragones de caballería”.

Los dragones de caballería eran pequeños dragones que caminaban erguidos sobre sus patas traseras. Si un dragonet nacía de un huevo, podía ser entrenado para llevar a un humano como un caballo. Habiéndolos visto en el solitario puesto de avanzada de vez en cuando, al principio Haruhiro pensó que le gustaría montar uno algún día. Sin embargo, cuando supo que a los dragones de caballería se les habían quitado las alas a una edad temprana para que fueran aptos para montar, rápidamente perdió todo deseo de hacerlo.

“Ya veo.” Tada asintió y dejó de caminar con un repentino giro. “¡Oyeeee, estúpida hidra! ¡Mírame! ¡Sí, soy yo! ¡Estoy aquí! ¡Aquí!”

¿Los humanos podian gritar tan fuerte? ¿Cómo se las arreglaba para hacer esa fuerte voz? ¿No estaba él trascendiendo los límites del cuerpo humano?

Haruhiro se detuvo horrorizado. Todos los demás hicieron lo mismo. Incluso Tokimune y los otros Tokkis estaban horrorizados.

“Esper-” Taro se detuvo, con los ojos muy abiertos. “¿Que eres…?”

“¡Ven a mí! ¡Oyee! “Tada apuntó su martillo de guerra a la hidra. “¡Dije, ven a mí, cobarde! ¿Te sientes asustado? ¿Te diste cuenta de que no puedes vencerme? ¡Eres un debilucho demasiado grande!”

Eso fue cuando sucedió.

La hidra no se detuvo. Más bien, con su tamaño, es posible que no haya podido detenerse repentinamente. Sin embargo, su velocidad claramente se ralentizó.

Uno de sus tentáculos, la parte parecida a la cabeza en el extremo, se volteó hacia ellos.

Finalmente, la hidra dejó de avanzar.

El segundo, luego un tercer tentáculo se movió, y sus cabezas sin ojos se voltearon hacia Haruhiro y compañía.

“Heh …” Tada se echó al hombro su martillo de guerra, ajustando la posición de sus gafas con su dedo índice izquierdo. “Finalmente te diste cuenta de mí, eh. Te tomo bastante tiempo. Demasiado tiempo.”

Tada, pensó Haruhiro. ¿Qué quieres decir con “Heh“? TadaTadaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa!

Incluso si lo dijera en voz alta, no tendría ningún efecto. Haruhiro se dio cuenta de eso. No era raro que incluso las conversaciones básicas con Tada se rompieran. Bueno, ¿qué podría hacer entonces?

“¡Oh, por el amor de …!” Farfulló Haruhiro. Él haría esto.

Haruhiro agarró a Tada por el cuello de su traje de sacerdote.

“-Gweh!” Tada chilló.

Tal vez lo estaba ahogando, pero a Haruhiro no le importaba. Era Tada, después de todo. Él sobreviviría.

“¡Todos, corran!” Gritó Haruhiro.

Él comenzó a una carrera desquiciada. Afortunadamente, los Tokkis lo siguieron porque parecía divertido, por lo que todos pudieron comenzar a huir sin problemas. La mayor preocupación eran las acciones de la hidra.

Si viniera detras de ellos, ¿podrían escapar? ¿Qué pasaría si los atrapa? ¿Tendrían que pelear? O más bien, ¿tendrían que morir? Era increíblemente aterrador solo pensarlo, pero la hidra no vino hacia ellos.

¿Habían tenido suerte? No, el señuelo Zenmai debe haber hecho algo para provocarlo con éxito. Tenían mucho que agradecerle a Zenmai.

Una vez que pusieron 200 metros entre la hidra y ellos, Haruhiro soltó a Tada. Él estaba sudando terriblemente. Eso había sido aterrador.

“¡Hombre!” Tada sostuvo su garganta, acercándose a Haruhiro. “Eso duele, sabes, Haruhiro!”

Él choco las frentes de ambos, pero Haruhiro de alguna manera se mantuvo firme. Él solo dijo: “¡Ay!”

Los ojos de Tada estaban inyectados en sangre. Él era malditamente aterrador. Pero si Haruhiro retrocedía ahora, parecía más probable que lo matarían. No entendía a Tada, y dudaba que lo hiciera alguna vez, pero esa era la sensación que tenía.

“¡R-Reflexiona sobre lo que acabas de hacer!” Gritó Haruhiro. “Eso fue peligroso, ¿sabes? Ni siquiera quiero saber en qué estabas pensando, y no preguntaré, pero por favor, ¡deja eso de lado, en serio!

“¡Cállate! ¡Tú eres el único que debes reflexionar!

“No estaba equivocado, ¡así que no lo haré!”

“¡¿Qué dijiste?!”

“No voy a reflexionar sobre eso! ¡Tu deberías hacerlo!”

Ohh, ¿estuvo bien llegar tan lejos? ¿Era peligroso? Él no lo sabía. Pero si no repelía la presión que Tada le estaba poniendo, probablemente lo tomarían a la ligera. Para retroceder, probablemente necesitó un frente fuerte.

“¡Reflexiona, Tada!” Gritó Haruhiro. “¡No puedes poner a tus compañeros en peligro en un impulso como ese!”

 

ilustracion 6

 

“¡Ja, ja!” Tada se rió mientras volvía a unir sus frentes.

Haruhiro no retrocedió. Él no podía. Él no podía retirarse. Con todo lo que había dicho, si retrocedía y se disculpaba, se vería como un completo idiota. Estaba a punto de llorar, pero no llorara.

“¡Un novato como tú, tratando de decirme…!” Tada movió su cabeza hacia adelante y hacia atrás. Sus frentes se frotaron juntas.

Alguien sálveme, Haruhiro suplicó en silencio. Alguien que lo detenga. Como Tokimune.

Sin embargo, en el momento en que apartó la vista de Tada para buscar la salvación de uno de los otros, la pelea ya se había decidido. Ese fue el sentimiento que tuvo.

“I-incluso si soy un novato …”

“Incluso si eres un novato, ¿entonces qué ?!” gritó Tada.

“… ¡Puedo decir lo que está bien y lo que está mal, mejor que tú!” Terminó Haruhiro. “Si vas a ser como un niño que no puede ver la diferencia de eso, tendré que ponerte una correa y guiarte”.

“Oh, ho.” Tada repentinamente retrocedió, ajustando la posición de sus gafas con su dedo índice izquierdo.

Haruhiro casi cae hacia adelante.

“No está mal.”

¿Él solo sonrió? ¿Él parece feliz? Haruhiro estaba aturdido. No lo entiendo

Pero estoy salvado, ¿no? pensó con incertidumbre. Por lo menos, no parece que vaya a morir a golpes. No, si bajo la guardia, ¿podría venir hacia  con su martillo, tal vez? Solo para estar seguro, ¿quizás no debería bajar la guardia?

“Haruhiro.” Tokimune mostró sus blancos dientes y le dio un pulgar hacia arriba. “Buena pelea.”

Oh, cállate, pensó Haruhiro, pero era demasiado tímido para enojarse. “Gracias”, dijo, inclinando la cabeza un poco.

“Pft …” Taro se echó a reír, luego se cubrió la cara con ambas manos. “¡Heheheheheh! Ahahahahaha! ¡Eres raro! ¡Eres todo un raro! Bwahahahahahahaha! Gwahahahahahahahah! “

Se reía. Se rio como loco. Riéndose demasiado fuerte, parecía que se iba a desmoronar. La vista del chico guapo elfo doblado por la risa fue inesperada, y Haruhiro se sorprendió.

Taro se quedó así por un tiempo, luego se aclaró la garganta y puso una expresión seria. Pero su rostro se puso rojo. Incluso sus largas orejas estaban rojas. Él podría haber estado avergonzado.

“Papá dijo una vez: ‘La risa es la mejor medicina’”, dijo Taro solemnemente.

Bueno, está bien, pensó Haruhiro. Que extraño elfo.

A pesar de eso, entre eventos como ese, el equipo de Haruhiro y los Tokkis demoraron setenta y dos horas en cavar un hoyo de unos treinta metros de ancho y unos tres metros de profundidad. Instalaron una serie de vigas de soporte dentro del agujero, colocaron las redes que venían de los comerciantes que permanecían en el asentamiento sobre la parte superior, y luego lo camuflaron con hierba para hacerlo más como una trampa de pozo real.

Era fácil saberlo de cerca, por lo que difícilmente podría llamarse un trabajo perfecto. Aun así, si atraían a una criatura gigante como la hidra en la parte superior, ¿tal vez podría caer? ¿Posiblemente? Honestamente, no había forma de saberlo hasta que lo intentaran.

Habían acordado de antemano reunirse en la colina inicial una vez que tenían una trampa de pozo terminada. La colina inicial estaba al oeste del “acuerdo”.

Haruhiro y los demás habían construido sus estructuras a unos cinco kilómetros al sur del acuerdo. Iba a ser en el camino, por lo que decidieron detenerse en el acuerdo. Finalmente se habían acostumbrado a su trabajo como soldados voluntarios, por lo que nadie pidió lujos como un baño adecuado, pero sí querían beber agua fresca.

Incluso antes de llegar al acuerdo, todos pensaron que algo era extraño. Para decirlo más claramente, tenían un mal presentimiento al respecto.

El dios gigante era visible a lejos hacia el oeste. Si se estaba moviendo, eso no era realmente un problema.

El caso era que no lo estaba. Se encontraba parado.

Justo antes de llegar al acuerdo, Anna-san dijo distraídamente: “¿Esa es… la dirección inicial, yeah …?”

Sí, pensó Haruhiro.

Era bastante ruidoso dentro del acuerdo. Si bien la mayoría de los comerciantes habían empacado y se habían marchado, todavía había entre setenta y ochenta soldados voluntarios reunidos allí, después de todo.

No, si solo se hubieran reunido allí, no habría estado tan ruidoso.

“¿Qué fue eso, imbécil?! ¡¿Quieres pelear?! “” One-on-One” Max de Iron Knuckle se estaba acercando a un hombre con el pelo rojo brillante como si fuera a intentar agarrarlo en cualquier momento.

Había hombres formando una pared alrededor de los dos, burlándose y gritando, y por eso era tan ruidoso.

“¡¿Quiero pelear?!” El pelirrojo que no solo era alto, sino que también tenía los ojos grandes, la nariz grande y la boca grande, le gritó a Max y no retrocedió ni un poco. “¡Tienes toda la razón, quiero pelear, Pequeño!”

“¿A quién llamas pequeño? No soy pequeño, ¡tú eres estúpidamente grande! “, gritó Max.

“¡No culpes a los demás por ser pequeño, Pequeño!”

“‘Pequeño, pequeño, pequeño, pequeño’- ¿eso es todo lo que puedes decir, Gordinflón?”

“¿Qué hay en mí que me estás llamando gordo, pequeño?! Mantengo mi porcentaje de grasa corporal en un solo dígito, así que no subestimes mi cuerpo, ¡pequeña mierda! “

“¿Cómo diablos estás manteniendo tu porcentaje de grasa corporal abajo? No actúes como si fueras algo caliente solo porque te tiñes el pelo de rojo, ¡pan enorme! “

“La palabra que estás buscando es ‘patán’, ¡ignorante!” [2]

“¡No intentes atrapar pequeños granos con la forma en que hablo, estúpido pelirrojo! ¿Quieres quemarte?

“¿Qué diablos está recogiendo pequeños granos?! Y si crees que puedes quemarme, ¡entonces quémame, simio! “

“¿A quién llamas simio, simio?”

“¡Nadie que me haya llamado simio sigue estando vivo! Pero no es que alguien lo haya hecho antes, ¿de acuerdo?”

“¡Te llamaré tantas veces como quiera! ¡Simio, simio, simio, simio, siiiiiiiimio, simio!

“Por qué tú…!”

Los puños de “Red Hair” rugieron en el aire. Max… no lo esquivó. Eso era probablemente intencional. Sin evitar el golpe, bajó su cintura y tomó el golpe con su mejilla izquierda.

Max se estremeció por un momento, pero se contuvo. “¡Tus golpes débiles no duelen o incluso ni te pican!”

“¡¿Ah, sí?!” Esta vez Red Hair golpeó las rodillas de Max con una patada baja. “Entonces, ¿cómo es esto?”

“¡Ugwahhhh!”

Qué patada. Era atrevida y poderosa, y aun así aguda. Parecía que las dos piernas de Max estaban rotas. Aun así, Max estaba de pie. Y con una sonrisa.

“¡Gyahyahyahya! ¡Eso no funcionará en mí!”

“¡Estás poniendo un frente fuerte!” Red Hair le dio un puñetazo a Max en la cara una y otra vez, y otra vez aún más fuerte. “¡Es tu único punto fuerte, pequeño simio! ¡Toma esto!”

“¡No lo hace! ¡Herir! ¡Maldición! ¡No! ¡Lo hace en absoluto! Gwahrah!”

“¡¿Kuh?!” Red Hair retiró los puños de roca con los que estaba golpeando a Max.

En su cabeza. Le había dado un puñetazo a Max en la cabeza. No, ¿Max había dejado que le golpeara su cabeza? Su cráneo podría ser bastante duro. Si golpea en el ángulo correcto, incluso podría desviar una espada de acero. Aun así, En este punto, Max estaba cubierto de sangre.

¿Eso no le duele? ¿Lo habían perdido por completo? Eso fue todo lo que Haruhiro pudo pensar.

Max inmediatamente luchó contra Red Hair. Lo agarró por las extremidades inferiores. Él inmediatamente lo empujó hacia abajo. Lo montó, arrojándole golpes sobre Red Hair desde arriba.

“Oorah! Rah! Rah! Rah! Rah! Rah! Rah! Rah! Rah! “

Red Hair estaba defendiendo su rostro con ambos brazos, o eso parecía, pero la violenta oleada de ataques de Max era increíble.

No hay forma de que pueda luchar así... En el momento en que Haruhiro pensó eso, Red Hair empujó su puño derecho desde abajo.

Si le hubiera golpeado la barbilla, seguramente Max se hubiera caido. Sin duda, lo habría dejado inconsciente.

Pero Max se hizo a un lado, esquivándolo por un pelo, y eso no fue todo. Sin perder el ritmo, agarró el brazo de Red Hair. Se contorsionó y puso la doblo en forma de una cerradura.

Sin embargo, Red Hair reaccionó rápidamente. Se levantó, tirando de Max con él, que estaba aferrado a su brazo.

“¡Uwahahahaha!” Red Hair inmediatamente bajó su brazo, tratando de golpear a Max contra el suelo.

Haruhiro imaginó una escena de él siendo salpicado, pero eso no sucedió. Antes de que pudiera ser aplastado, Max soltó el brazo derecho de Red Hair. Con una flexibilidad y agilidad que lo hacía lucir como un invertebrado, giró una vez y volvió a levantarse.

“¡Eso no va a funcionar conmigo, Ducky! ¡Es la segunda vez, después de todo!

“¡Pensé que no! ¡Todavía no puedo olvidar cómo se sintió aplastarte esa vez! ¡Quiero probarlo otra vez!

“Bueno, ¿no es eso una coincidencia? ¡Sueño con que en este momento yo también te maté a pañetadas! “

“¡Uwahahaha!”

Red Hair repentinamente relajo su posición de lucha y le ofreció a Max su mano derecha. Max sonrió y le dio una palmada en la mano derecha de Red Hair con la suya.

Los hombres a su alrededor estallaron en aplausos.

“¡Max! Maaaax! “

“¡Ducky es el mejor!”

“¡Max es fuerte!”

“¡Idiota, Ducky es claramente más fuerte, ¿sabes?”

“¡Si lo hicieran de verdad, Ducky es quien moriría!”

“¡Cállate, ano!”

“¡Ahora lo dijiste, estúpido berserker!”

Algunos de los hombres se estaban insultando mutuamente, pero no parecía que estuvieran listos para matarse entre ellos. Habría sido demasiado decir que se llevaban muy bien, pero parecían divertirse.

“¿’Ano’?” Yume inclinó la cabeza hacia un lado.

“Es solo un insulto, probablemente”, dijo Haruhiro, tratando de mantenerse lo más calmado posible. “De todos modos, no deberías decir esa palabra”.

“¿Anoooo?” Yume lo miró, desconcertada. “¿Por qué?”

“No, está bien, supongo”, murmuró Haruhiro. “No realmente, sin embargo …”

“Ahora escucha, Yume”, dijo Ranta con un suspiro, poniendo su mano en el hombro de Yume. “Déjame contarte sobre el ano. Es, bueno, difícil de explicar en palabras, así que señalaré dónde está. Ya sabes donde tienes un culo, ¿verdad? Bueno, dentro de tu culo está- “

“… Sucio,” murmuró Shihoru para sí misma.

“¡Astuta!” Kikkawa señaló a Shihoru.

Shihoru se encogió a sí misma. “Yo… yo no estaba tratando de hacer una broma”.

ilustracion 7

 

“‘One-on-One’ Max y ‘Red Devil’ Ducky, eh.” Tada se subió las gafas con el dedo índice izquierdo. “Sí, no son rival para mí”.

“Esos dos siempre lo están haciendo”. Tokimune los miró a los dos como lo haría un orgulloso padre. “Creo que es como dicen: cuantas más peleas, mejor te llevas”.

“No puedo entender eso…” Merry negó con la cabeza.

“Se estaban golpeando hasta sacar sangre …” Kuzaku también parecía un poco raro.

“Heh …” dijo Inui.

Ojalá Inui permaneciera callado, pensó Haruhiro.

“Pensar que comenzarían ese ritual sin mí…” continuó Inui.

¿Por qué nada de lo que dice tiene sentido?.

“¡Oh, estúpidos cabrones! Hay otras cosas que hacer en primer primero, ¿yeah?! “Anna-san saltó con las mejillas hinchadas. “¿Otras cosas? ¿Por qué, mierda? ¿Qué era? ¿Qué?”

Honestamente, ¿qué es lo que deberían estar haciendo primero, ¿eh? Haruhiro cerró los ojos, respirando profundamente. Quizás él siempre había sido del tipo paciente. De cualquier manera, sintió que había acumulado un nivel impresionante de tolerancia.

Cuando abrió los ojos, vio a Shinohara acercándose con un grupo de hombres y mujeres con capas blancas. En comparación con Max de Iron Knuckle y Ducky de los Berserkers, personas que no parecía que él pudiera entender, Shinohara parecía un salvador. Incluso tenía un halo de luz a su alrededor. ¿Era eso una ilusión?

Bueno, por supuesto fue una ilusión. No había manera de que tuviera un halo de luz real a su alrededor.

“Urkh …” Mimorin hizo una mueca y entrecerró los ojos.

¿Era él demasiado brillante para ella? De ninguna manera… ¿podría Mimorin ver ese halo de luz también?

Haruhiro parpadeó para confirmarlo por sí mismo. No, ni siquiera Shinohara, tan grandioso como era, emitió un halo de luz. Eso era obvio.

“Oye, Haruhiro, Tokimune,” los saludó Shinohara. “Parece que hemos llegado a una mala situación, eh”.

“Hola”, asintió Haruhiro, mirando a Shinohara con los ojos vueltos hacia arriba, “¿Una mala situación? Que quieres decir con-“

“Permíteme a mí mismo, Kimura de Orion, explicar”, dijo el hombre con gafas y pelo rapado.

Este chico otra vez.

“Notamos que el dios gigante había dejado de moverse aproximadamente hace dos horas. Nuestra trampa de pozo ya estaba completa, así que decidimos ubicar la ubicación actual del dios gigante. No es exactamente una tarea difícil. Si te acercas al dios gigante, su ubicación se hace evidente. Y entonces, lo vimos. El dios gigante estaba situado sobre la colina inicial. ¡Oh, qué horrible! ¡Porque ese es nuestro único camino a casa! Ahora mismo, aunque no seamos completamente incapaces de regresar, hacerlo sería increíblemente difícil “.

¿Qu-qué dijiste? Haruhiro casi lo dijo con una voz completamente monótona, pero se detuvo. Él no estaba tan sorprendido.

Estaba deprimido porque su peor predicción, aquella en la que no había querido pensar, se había hecho realidad. Pero eso era todo. Eso fue todo lo que era.

Por la apariencia de Shihoru, Merry y Kuzaku, esto había matado cualquier entusiasmo que tuvieran.

Yume parecía estar sumida en sus pensamientos. Parecía que ella había llegado a una conclusión. “… ¡Ah! Si no podemos regresar, ¿significa eso que no tenemos manera de irnos a casa?”

“¡Él ya dijo eso! ¿Eres una idiota?! “Ranta le gritó.

“Yume no es una idiotal”, se defendió. “Las personas que llaman a otras la personas idiotas, son los verdaderos idiotas, ¿sabes?”

“Bueno, siguiendo tu lógica, ¿son las personas que también llaman a la gente genios lo verdaderos genios?!” gritó Ranta.

“Hmm. Probablemente, ¿no crees?

“¡Genio! ¡Genio! ¡Yume, eres una genio realmente hermosa!”

“¿Oh? ¿De Verdad? Ranta, así es como has estado sintiéndote por Yume,”sonrió. “Es un poco embarazoso”.

“¡T-tú tonta! ¡Eso no es lo que quise decir! No es así, ¿de acuerdo?”

“Tu cara está toda roja…” Shihoru lo vio a Ranta desde un costado de su rostro, temblando de disgusto. “Qué asco…”

“¿De-de-de-de-de-de quien es el rostro que esta todo rojo, maldita sea? ¿Y a qué te refieres, con asqueroso?”

“Hmm.” Kimura ajustó cuidadosamente la posición de sus gafas, mirando hacia atrás y adelante de Ranta a Yume. “Me disculpo si esta es una pregunta delicada, pero ¿están ustedes dos en una relación profundamente romántica? En resumen, ¿son novio y novia?

“¡¿Q-qué ?!” Ranta se desmayó tanto que bailó un poco. “¿Q-Q-Q-Q-Q-Que estás diciendo, Idiota? !N-N-N-N-N-No me hagas reír!”

“Nuh uh.” Yume rápidamente lo negó. “Te equivocas.”

“¡S-S-S-S-sí! ¡E-E-E-E-Estás equivocado! N-N-N-N-No entiendas mal! ¡Nunca me conformaría con ella! Quiero decir, ¡mira sus pequeñas tetas! “

“¡No los llames pequeñas!”

“¡¿Qué pasa con las tetas pequeñas?!” De repente, Kimura estaba muy enojado. “las planas son sublimes! ¡La humanidad no puede inventar nada que pueda trascender los pechos planos! ¡De ninguna manera!”

“Kimura, cálmate.” Shinohara parecía un tanto preocupado mientras le daba una palmada en el hombro a Kimura.

“Oh, perdóname”. Kimura se rió. “Perdí la compostura allí. Sin embargo, permítanme aclarar cualquier malentendido. Si bien mi filosofía personal es que los pechos planos son el pináculo de todas las cosas, entiendo que no sean las únicas cosas valiosas. ¡Naturalmente, también puedo bajar a enormes pechos! De hecho, soy lo suficientemente flexible como para adaptarme a cualquier tamaño de busto”.

“¡Eres apasionado!” Kikkawa bombeó su brazo. “¡Tienes pasión, Kimuracchi! Lo entiendo, ¡así lo entiendo! ¡Soy de la misma manera, hombre! ¡Estoy bien con cualquier tamaño, sí! “

“¡Sí!”

Kimura y Kikkawa intercambiaron un firme apretón de manos. Parecía que se había formado una apasionada amistad entre ellos.

Incluso Orion tenía bichos raros como este, eh. De alguna manera, fue un descubrimiento profundamente conmovedor.

“Um, sí …” Anna-san se encogió de hombros y los miró con decepción. “¡Cada vez que abres la boca, dices pechos, pechos, y pechos! ¿Era eso? A eso lo llamó acoso sexual, ¡Yeah! ¿Qué pasa si Anna-san y otras mujeres comienzan a hablar sobre el tamaño de un pene frente a ti? ¡Piensa cómo eso te enviaría al cielo, perdedores de mierda! “

Merry frunció el ceño. “¿Hayashi? ¿Qué pasa?”

Al mirar por encima, el antiguo compañero de Merry, Hayashi, estaba agachado. “…No. No es nada. Nada está mal. Realmente nada…”

“¡Oh, Dios mío!” Anna-san se tapó la boca. “¿Eres realmente pequeño de pene? Nada de qué preocuparse, ¿sí? Las teorías dicen que incluso si es pequeño, todavía no habría ningún problema … “

“Las teorías dicen”, dijo Mimorin sin expresión.

¿Por qué lo estaba repitiendo?

Hayashi estaba al borde de las lágrimas en este punto. El pobre tipo. Pero hubiera sido incómodo ir a consolarlo. No era como si Haruhiro fuera tan pequeño que necesitara compasión. No pudo ofrecer apoyo, o realmente decir siquiera algo en esta situación. Tal vez ninguno de los chicos podría, ¿y solo tenían que callarse?

“Hmph …” Tada se humedeció los labios. “Básicamente, vamos a tener que pelear. No lo haría de otra manera “.

Ese fue Tada-san para ti. Sin gracias sociales en absoluto. Para Tada, no le importaba, y probablemente nunca le importaria. Por eso lo ignoró. Fue una forma muy Tada de hacer las cosas. En este caso, Haruhiro estaba agradecido por ello.

¿No? ¿Estoy agradecido? ¿Huh? ¿”Tenemos que pelear”? Espera.

“¿Qué quieres decir?” Haruhiro olvidó lo que estaba a punto de preguntar. Más precisamente, el hecho de que estuviera tratando de decir algo se le escapó de la cabeza.

Nooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooong.

Algo hizo eco en el pasado.

¿Un sonido? No, era más una vibración que un sonido. Aunque, si recuerdo, el sonido es una vibración, así que supongo que era lo mismo que un sonido. ¿Qué tipo de sonido? Haruhiro no estaba seguro, pero era ruidoso. Todo su cuerpo se sacudió como si se hubiera convertido en un gran tímpano. Su propio ser fue sacudido por el sonido.

Sin tiempo para sorprenderse, estaba a merced del sonido. Esta fue una experiencia nueva para él. ¿De dónde venía el sonido? ¿De dónde vino y qué tan lejos llegó? No estaba seguro de cuán vasto era el Reino del Crepúsculo, pero no podía ser tan pequeño. ¿Había llegado desde muy lejos?

Haruhiro vio el sonido. Sacudió al mundo y lo distorsionó. Las distorsiones eran visibles a simple vista.

Haruhiro se agarró el pecho. Su corazón estaba latiendo como loco. El sonido pasó en unos momentos, como máximo. Sin embargo, su corazón todavía estaba temblando. Era diferente de su pulso. ¿Estaba entumecido? Sentía algo así.

Miró a su alrededor. Nadie estaba totalmente bien. Todo el mundo había sido golpeado por ese sonido en este momento. Shihoru estaba sentada en el suelo, agarrándose la cabeza.

“¿Estás bien?” Merry sostuvo a Shihoru mientras la ayudaba a levantarse.

Shihoru asintió, pero parecía que no podía pronunciar ninguna palabra. Había lágrimas en sus ojos.

“¿Qué… crees… que fue, eso de ahora?” Haruhiro intentó preguntarle a Shinohara, pero luego pensó que Shinohara estaría tan perdido por una respuesta como él.

Como esperaba, Shinohara negó con la cabeza. Tenía una mirada más aguda en sus ojos que de costumbre. “No lo sé… pero dudo que sea una buena señal”.

“¿Eso crees?” Tokimune dejó escapar una profunda bocanada de aire y luego mostró sus dientes blancos. “Sin embargo, yo no podría estar más emocionado”.

Ah … Esto no va a terminar bien, pensó Haruhiro. Puedo decir por experiencia que nada bueno sucede cuando Tokimune dice eso. Esto es lo peor. Ya no me gusta esto. ¿Cómo terminaron las cosas así? ¿De quién es la culpa? ¿Qué demonios? Deténgase, por favor. Maldición. Maldición. Maldición.

Haruhiro desató todas las quejas que pudo pensar dentro de su cabeza, y luego las embotelló a todas.

Quiero irme lejos. Sin embargo, no puedo.

Estoy listo para esto, pero eso es algo que no puedo decir. No es posible. Pero tengo que prepararme. Pase lo que pase, todo lo que puedo hacer es hacerle frente. ¿No importa lo que pase?

¿Qué va a pasar aquí?

No lo sé.

Como si fuera posible saberlo.

Iron Knuckle y los Berserkers se habían reunido en sus respectivos grupos para hablar de ello. Orion estaba haciendo lo mismo. Aquellos que no estaban en un clan, o que habían venido al Reino del Crepúsculo como un equipo individual, o no como parte de su clan, también se estaban agrupando por la incertidumbre. De alguna manera, aunque el equipo de Haruhiro y los Tokkis no habían decidido hacer esto, el flujo de cosas los llevó a unirse al grupo de Orion.

Discutieron una gran cantidad de cosas.

¿Dónde está el equipo de Soma? ¿Dónde están Akira-san y su grupo? ¿Qué fue ese sonido de ahora? ¿Qué debemos hacer? ¿Qué podemos hacer por el momento? Deberíamos irnos a casa. Incluso si volviéramos a casa, el problema es que no hay una manera fácil de hacerlo. Bueno, ¿qué deberíamos hacer entonces? Deberíamos salir de aquí. ¿Por qué nos alejaríamos del asentamiento? Hagamos lo que hagamos, debemos decidir qué dirección tomar. Es mejor si no nos separamos. Mejor si nos quedamos juntos. No, tal vez sería mejor dividirse y no enfocarse en un solo lugar. Si todos están agrupados, existe el riesgo de que todos fueran eliminados. ¿Eliminados? ¿Qué quieres decir, eliminados? No lo sabemos todavía, ¿verdad? Podría ser que nada sucederá. ¿Dónde están Soma y su grupo? Originalmente íbamos a reunirnos en la colina inicial. Ahora no podemos; Es por eso que Orión llegó al acuerdo. Probablemente sea lo mismo para los demás. Entonces, ¿dónde están Soma y su grupo? ¿y Akira-san y su grupo? ¿qué hacemos? ¿Qué debemos hacer? ¿Cuál es el curso de acción correcto?

Más o menos fue solo iba en círculos. No pudieron encontrar ninguna respuesta. Iron Knuckle y los Berserkers tampoco se estaban moviendo.

Eventualmente, Shinohara y Kimura comenzaron una discusión. Parecía que los dos decidirían qué hacer con Orion.

Hubo soldados voluntarios dispersos, discutiendo sobre esto o aquello. Fue ruidoso y no solo eso, tambien había una inquietud en el aire.

Haruhiro tenía que decir algo. Tenía que hablar con sus camaradas. Porque Haruhiro era el líder. Él tenía que decidir. Así se sentía, pero no podía pensar con claridad. Nada le vino a la mente.

Esto no era bueno. No podía dejar que las cosas siguieran así. Honestamente, eso era lo único que Haruhiro sabía. No quería mirar a sus camaradas a los ojos, así que bajó la cabeza.

No es bueno. Esto no está bien. En serio, no es bueno. Me siento enfermo. No puedo respirar adecuadamente, me duele. ¿No me había preparado para lo peor? Que patético. Sí, es cierto. Soy una persona patética. Lo sé. No puedo ser decisivo incluso si quiero. Quiero decir, así no es como soy.

“Escucha”, dijo Kuzaku. “Yo, voy a seguirte. Pase lo que pase, estoy contigo, Haruhiro. Pensé que debería decir eso, al menos “.

“Y-yo, también,” Shihoru levantó su mano un poco. “Haruhiro-kun, me has salvado muchas veces. Yo quería decir eso… “

“Tiene que ser Haru-kun, ¿sabes?”, Dijo Yume con una risita.

“Estoy segura”, Merry sonrió. “Si no hubieras estado allí, Haru, algo terrible habría sucedido”. “Quiero decir eso de muchas maneras. Estoy aquí ahora gracias a ti “.

Todo resonaba.

De muchas maneras.

Las palabras de Merry en particular.

Eso es lo que es, ¿eh?

No era la forma correcta de decirlo, pero sintió que algo precioso le habían arrebatado.

Si tan solo se hubiese dado cuenta antes. Que realmente amaba a Merry.

Aun así, incluso si se hubiera dado cuenta, este era Haruhiro. Seguramente no podría haber hecho nada. En otras palabras, hubiera sido lo mismo.

Sí. Lo mismo. Las cosas habían salido de esta manera porque lo necesitaban.

“Heh.” Ranta resopló burlonamente. “Ustedes son muy cursis. ¿Quieren activar tus banderas de la muerte tan mal? Son idiotas. En serio, en serio “.

En realidad, fue tranquilizador. Si Ranta no actuara como Ranta, habría dejado a Haruhiro fuera de balance.

Haruhiro giró sus hombros alrededor. Dispersando la tensión ¿De qué servía estar nervioso? Esa no era la clase de situación que él quería.

“No van a morir, hombre.” Los ojos de Haruhiro probablemente parecían soñolientos en este momento. Por supuesto, él no estaba cansado. “No dejaré que nadie más muera”.

En el momento en que lo dijo, comenzó a pensar cosas como: “Bueno, esa es mi esperanza, trabajaré prácticamente hasta la muerte para mantener a todos vivos”, eso es lo que estoy diciendo, es una expresión de intención, no sé si es posible o no, pero-

Este era Haruhiro. Él no podía cambiar de repente quién era. Sin embargo, pretendiendo haber cambiado, eso, hasta cierto punto, él podía hacerlo.

“¡Ducky, vamos!” “One-on-One” Max llevó a Iron Knuckle a la acción. Parecía que se dirigían a la colina inicial.

“¡Haz lo que quieras! ¡Los Berserkers se quedan a la espera!” ‘Red Devil’ “Ducky” gritó de vuelta. Parecía que los Berserkers planeaban quedarse en el acuerdo.

Max y Ducky tenían versiones diferentes, pero eran del mismo tipo. Debido a que eran los líderes, o jefes, más bien, Iron Knuckle y los Berserkers emitian un aura similar. Eran agresivos y llamativos.

Iron Knuckle usaba azul y negro, mientras que los Berserkers usaban rojo como sus colores representativos, y cada uno de los miembros mostraba esos colores en sus equipos. Parecía que también tenían símbolos de clan. Iron Knuckle era un puño cerrado, mientras que los Berserkers usaban una calavera con una espada cruzada y un hacha. Sin embargo, a pesar de que eran similares, Iron Knuckle eran alegres y traviesos, emitiendo lo que podría tomarse como un ambiente más juvenil. Los Berserkers tenían lo que caritativamente se podía llamar un sentido de la dignidad, o menos caritativamente llamado astucia.

Iron Knuckle era ofensivo, los Berserkers estaban a la defensiva. Shinohara y Kimura todavía estaban hablando de eso. ¿Qué harían los Tokkis? Haruhiro miró a Tokimune para medir su reacción.

¿Huh? ¿Es algo raro? pensó de repente. Por extraño, quiero decir, esto es …

Este sonido.

Haruhiro miró hacia el este. Luego, al sur.

Está viniendo. Acercándose. Un gigante blanco. estos pasos, eh. Está bien. Este ruido sordo … Son pasos de un gigante blanco. No, pero esto… Pero espera, ¿eh? Estos gigantes blancos, el número de ellos …

No son solo uno o dos, ¿verdad? ¿Aproximadamente cuántos? No lo sé. ¿Tal vez todavía están lejos?

Vienen de esa dirección, ¿y de allí también?

No los puedo contar. Son demasiados para poder hacerlo. No tengo tiempo para sentarme aquí y contar.

“¡Eh! ¡Hay un enjambre de gigantes blancos!” La voz de Haruhiro sonó como si se rompiera.

“Whoa…” Incluso Tokimune se sorprendió. “Vienen de todas partes, eh”.

Tada se rió, haciendo girar su martillo de guerra. “Así es como me gusta.”

“Heh…” Inui abrió los brazos de par en par. “¡Viento de ruina, golpe con salvaje abandono!”

No digas cosas  de mal presagio, ¿yeah?!” Anna-san golpeó a Inui.

“¡te pro-do Anna-san con mi inte-vi!” Kikkawa se señaló a sí mismo con su pulgar.

“Pro-es y inte-vi …” Murmuró Haruhiro a su pesar. Probablemente eran algunas de las palabras codificadas de Kikkawa, pero ni siquiera podía entender lo que significaban. [3]

“Kwahh”, Mimorin dejó escapar un extraño sonido mientras sacaba su espada.

“Parece que tenemos que luchar, maldita sea”. Ranta bajó la visera de su casco.

“Pero incluso si vamos a luchar…” Kuzaku se ajustó el casco y preparó su escudo. “… ¿podemos, realmente?”

Yume, Shihoru y Merry estaban en silencio. Sus expresiones eran rígidas y sombrías. Incluso Yume estaba haciendo una mueca.

Haruhiro honestamente quería huir. Pero la pregunta era, ¿hacia dónde? Sí, no parecía que hubiera algún lugar. Porque el dios gigante estaba en la colina inicial.

¿Pudo el dios gigante haber hecho ese sonido increíble? Ese era el tipo de cosas en las que estaba pensando. ¿Entonces resultó así? Dicen que los dioses durmientes mienten, pero tal vez los soldados voluntarios enfurecieron a los dioses de este Reino del Crepúsculo.

No importaba. Por lo menos, no era algo en lo que tenía que pensar ahora.

“¡Oye, Shinohara!”, Gritó Ducky, saludándoles con la mano. “¡Ayúdenos aquí por ahora! ¡Dividirse no es un plan inteligente!”

“Llamemos también a Iron Knuckle”. Shinohara asintió. “¡Este es un momento en el que necesitamos unirnos, dejando de lado las diferencias entre clanes! ¡Orion hará lo que siempre hace!”

“¡Escucha, no te atrevas a asustarte y darle la espalda al enemigo!” Rugió Ducky. “¡Si corres con el rabo entre las piernas, solo esperaras a que maten! ¡Mira hacia adelante hasta que mueras! “

“¿Qué es ese tipo de pelo rojo, que dice lo obvio?” Tada se rió burlonamente.

¿Este tipo no tenía miedo?

Haruhiro tenía miedo. Podía sentir sus rodillas y la parte inferior de su estómago temblar.

Iron Knuckle dio media vuelta y regresó, siendo liderado por Max.

“¡Están aquí, están aquí, están aquí!” Tokimune golpeó su escudo con su espada.

Oh, no quiero mirar… Pero Haruhiro tuvo que mirar. Los gigantes blancos. Todavía están lejos en el sur. Los gigantes blancos del este están bastante cerca. Por lo que ya los puedo ver, ¿hay alrededor de diez, tal vez? Podría haber más detrás de ellos.

Si bien había diferencias entre los gigantes blancos individuales, se podían categorizar en aproximadamente tres categorías de tamaño. La clase de cuatro metros, la clase de seis metros y la clase de ocho metros. Aquellos en la clase de ocho metros eran raros, y Haruhiro nunca había visto uno antes.

Había dos de lo que parecían ser esos gigantes blancos de ocho metros. Uno era clase de seis metros, y el resto era clase de cuatro metros.

Haruhiro no era valiente ni decisivo, ni fuerte, ni sensato, ni calmado. Lo mejor que pudo hacer fue representar el papel del líder intrépido. Necesitaba jugar ese papel de alguna manera.

Shihoru. Yume. Ranta. Merry. Kuzaku.

Miró a cada una de sus caras. Tengo compañeros, y no quiero que ninguno de ellos muera. Es por eso es que tenemos que superar esto juntos.

“Si tienes sueño, vete a dormir, líder”, se rió Ranta.

“¿Cuántas veces tengo que decírtelo? Nací con estos ojos.”Haruhiro golpeó un puño contra su pecho.

“-Bueno. Hagamos este trabajo. El sueño puede esperar hasta después de eso”.

 


 

Notas de Traducción:

 

[1] en esta parte no tiene mucho sentido lo que dice Inui, pero parece que solo esa diciendo frases cortas que suenan geniales, nada más. Por lo que no le presten mucha atención.

[2] es un chiste por deformación lingüística, aquí Max intenta decir oaf (que es patán), pero dice loaf (que es pan).

[3] en realidad no tengo ni idea de lo que significa, pero tuve en cuenta las silabas y teniendo en cuenta sus letras las interprete como; proteger, escudo e integra, vida.

Cortesía de

Anuncios

[Grimgar] Volumen 6, Capítulo 6: “Prioridades en la vida”

El kanji favorito de Haruhiro era el de “tierra”. No le gustaba completamente todo de él, pero le gustaban la mayoría de las palabras y expresiones en las que aparecía. Por ejemplo; “Tener los pies firmes en el suelo”.

Él era más una persona de “tierra” que una persona de “cielo”. Preferiría ser un insecto que se arrastra por el suelo que un pájaro volando por el cielo. No le gustaba especialmente los insectos, en realidad los odiaba, pero a pesar de todo lo que la gente decía: “Es asqueroso” o “Es irritante” o “No te acerques” o “Espero que se extingan”, o los insultaban, los insectos sobrevivían obstinadamente. Él los respetó por eso. Por eso se podría decir que este trabajo es perfecto para Haruhiro.

Debajo del cielo multicolor del Reino del Crepúsculo, Haruhiro sostenía una pala con fuerza. Esto es evidente, pero una pala es una herramienta para cavar agujeros y recoger la suciedad. Él había podido conseguirlos en el solitario puesto de avanzada.

Haruhiro pensó que le iba perfectamente. Era un hombre que se veía bien con una pala. Eso fue genial. No, tal vez no fue así. Él no necesitaba ser genial.

“Delm, hel, en-” canto Mimorin mientras usaba su baculo para dibujar sellos elementales. “Balk, zel, arve”.

Cuando lo hizo, el suelo se desprendió y la tierra y la arena se dispersaron por todas partes, dejando un agujero de aproximadamente 1.5 metros de diámetro.

Ese fue el hechizo de magia de fuego, [Blast]. Quizás porque acababa de aprenderlo, no era tan poderoso como habían esperado. Eso tenía que ver con la habilidad básica del mago, así como con su dominio, que era diferente para cada escuela de magia.

“Mimorin, un tiro más, ¡vamos! ¡Yeah! “Gritó Anna-san.

Con Anna-san incitándola, Mimorin dejó escapar un extraño gruñido de “Mnngh” y luego comenzó a lanzar su magia de nuevo. “Delm, hel, en, balk, zel, arve”.

Dungh.

“Delm, hel, en, balk, zel, arve”.

Zongh.

“Delm, hel, en, balk, zel, arve”.

Bokongh.

“Delm, hel, en, balk, zel, arve”.

Bugoom.

“Delm, hel, en …” A mitad del encantamiento, Mimorin se inclinó y se apoyó sobre su báculo, el cual se incrusto en el suelo. “…Agotada.”

“¡Trabajaste duro!” Tokimune le guiñó un ojo y le dedicó una sonrisa antes de levantar una pala. “¡Bien, vayamos a cavar!”

Los cinco agujeros que Mimorin había abierto en el suelo con [Blast] estaban esparcidos a diez metros de distancia en todas las direcciones. Haruhiro, su grupo y todos los Tokkis a excepción de Mimorin y Anna-san, diez personas en total, cada uno tomó una pala y comenzó a trabajar en la ampliación de los agujeros. Los agrandaros hasta conectar los cinco agujeros, creando un agujero mucho más grande.

¿Qué estaban haciendo, preguntas? ¿No lo entiendes?

“¡Zwoooooooooooreeeeeeeeee!” Gritó Ranta.

“… Ranta”, dijo Haruhiro. “Eres demasiado ruidoso. ¿No puedes callarte y trabajar?

“¡No lo puedo hacer! ¡Si me callo, mi espíritu se romperá por aburrimiento!”

“Deja que se rompa …” Kuzaku murmuró mientras balanceaba su pala.

“¡¿Qué dirías?! Kuzacky, ¿por qué youuuu ?! “Ranta gritó.

“Realmente eres ruidoso”, dijo Merry fríamente, moviendo su cabello detrás de su oreja.

“Oh, estoy siendo ruidooooso. Peeeeerdon, ¿De acuerdo? Está bien. Estoy acostumbrado a ser criticado así. A mí, no me importa ni un poquito lo que dices de mí. Hyuk, hyuk, hyuk, hyuk “.

“Eres el peor”, Shihoru le agredio.

“¡Hurraaaa! ¡Soy el peor! ¡Soy el peor tipo de humano que haya existido! Buga-bugaboo!” [1]

“¡Estúpido Ranta! ¿Qué tal si dejas de mover la boca y empiezas a mover tus manos, ¿eh? “, Grito Yume.

“Estoy moviendo mis manos. ¡Míralas! ¡Mira, mira, mira!”

De hecho, cuanto más hablaba Ranta, más rápido se movía su pala. Era adorable-, no, muy espeluznante. Ranta era dañino y sus acciones eran tóxicas.

¿Debería decirle que se vaya? Haruhiro lo pensó por unos tres segundos. NahDéjalo.

Este era el (sin valor) (estúpido) Ranta (el pedazo de mierda). Él replicaría sin importar lo que Haruhiro dijera. Tendría el efecto opuesto. Siguiendo el principio más importante en el manejo de Ranta, lo ignoró.

Ya tengo suficientes problemas con la excavación, se dijo a sí mismo Haruhiro.

Era un trabajo pesado, pero poco a poco, el agujero se expandía constantemente. Crecía a medida que lo hacía. Personalmente, no le importaba trabajar así.

Pero, ¿por qué estamos haciendo esto de todos modos?

“Sí, sabes qué…” Tada arrojó su pala y recogió su martillo de guerra, que había dejado apoyado cerca. “Cavar de esta manera va a llevar una eternidad. Vamos a acelerar las cosas “.

“¡Guau, hombre!”, Gritó Kikkawa. “¡Tadacchi, ¿vas a hacer eso?!”

¿Qué, Kikkawa, estás tratando de besarloHaruhiro pensó. Bueno, él siempre parecía de ese tipo.

“Heh …” Inui se sentó. “Estoy aburrido.”

“¡No digas que te aburriste, yeah!” Anna-san golpeó a Inui en la cabeza.

No es que importe, pero Anna-san realmente no participa cuando hay trabajo físico involucrado, ¿verdad? Haruhiro había notado eso.

“¡Aquí voy!” Tada hizo una carrera y luego un salto mortal. “¡[Somersault Bomb]…!”

-Boom-… el martillo de guerra de Tada explotó y dejó una gran abolladura en el suelo.

“Parece que va a necesitar más que solo eso, eh”, dijo Tokimune en broma.

“Tch …” Tada chasqueó la lengua y se preparó para otro [Somersault Bomb]. “¡Les daré tantas como sea necesario! ¡[Somersault Bomb]! “

Bien, haz lo que quieras, pensó Haruhiro. Pero, ¿por qué estamos haciendo esto…?

¿Por qué?

Por supuesto, él lo sabía. No estaría cavando si no supiera el motivo. Excavar se adaptaba a la personalidad de Haruhiro, pero no le gustaba lo suficiente como para convertirlo en un hobby.

Justo después de las seis en punto del día después de conocer a Akira-san, Gogh, Kayo, Miho, Branken y Taro, Haruhiro y los demás se habían encontrado con Soma en el solitario puesto de avanzada.

Había estado un poco agitado en ese entonces. Soma era algo así como una estrella, después de todo, y no solo con los soldados voluntarios. Cuando los comerciantes de la calle trasera, e incluso los soldados del ejército de la frontera vieron a Soma, Hey, ese es Soma, hombre, Soma. Realmente es Soma. ¿No es ese Soma? ¡Es Soma! Whoa, Soma en carne propia… Así es como fueron las cosas.

Luego estaba Akira-san y su grupo además de eso, así que fue un verdadero desastre. Fue como un pequeño… no, eso es una mentira, un enorme festival creado en un instante.

Se decidió que buscarían comida y algunas bebidas en las calles traseras, pero Haruhiro y el equipo estaban tan tensos que no podían hablar de nada. A pesar de que era tan ruidoso con todos los espectadores, incluso Ranta estaba tan callado como podía.

Mientras tanto, los grupos de Soma y Akira-san eran, con algunas excepciones, amistosos y acogedores, por lo que todos se acostumbraron eventualmente. ¿Dónde has estado? ¿Qué has estado haciendo? Llegaron al punto donde podrían haber hecho esas preguntas.

Hasta que los Tokkis irrumpieron, así fue.

“Oye, Soma”. Tokimune fue tranquilo.

“Yo”. Tada fue brusco.

“Heh …” Inui no tenía sentido.

“¡Aquí está Anna-san, yeah!” Anna-san era la habitual Anna-san.

“Hey”. Mimorin agitó una mano.

“¡H-Hola, hola, hoooola!” Kikkawa era el único cuya voz se quebró un poco.

Cuando los Tokkis entraron haciendo ruido, Akira-san parecía entretenido. Él dijo: “Oh, sí, ahora que lo pienso”, y sacó ese tema. “Escuché que está pasando algo interesante en el Reino del Crepúsculo que Haruhiro-kun, Tokimune-kun y su grupo encontraron hace un tiempo”.

Soma masticó su carne por un tiempo, luego tragó. “¿Algo interesante?”, Respondió. “Me gustaría saber qué es”.

“¿Qué tal?” Preguntó Akira-san. “¿Por qué no todos vamos a verlo juntos?”

“Vamos”.

“Eso fue rápido …” Haruhiro murmuró en voz baja sin querer.

“¿Hm?” Los ojos de Soma se abrieron con sorpresa y miró a Haruhiro. “¿Qué fue rápido?”

“Nada”, dijo Haruhiro, nervioso. “Uh, veamos, qué tan rápido decidiste, tan instantáneamente …”

“Este es un problema real”, dijo Lilia con una expresión de exasperación en su rostro, sin embargo, seguía siendo demasiado hermosa. “Sé que siempre digo esto, pero por favor, considera tu posición actual y actúa con prudencia, Soma. A veces eres demasiado impulsivo “.

“Ooh, ella está enojada.” Shima soltó una risita sexy.

“Bueno, sí”. Kemuri se frotó la mejilla. Estuvo un poco afeitado la última vez que se habían conocido, pero ahora su barba había crecido un poco. Coincidía bien con sus rastas. “Aun así, eso funciona a nuestro favor a veces”.

“Es porque es un idiota”, dijo Pingo, entrecerrando los ojos de una manera que no se adaptaba a su rostro infantil. “Uheheh… Su pobre pensamiento se asemeja al descanso, y por eso los pensamientos de un idiota parecen estar en reposo… Al final, es un idiota, así que no tiene sentido que piense. No hay medicina para curar la estupidez … “

“Ojalá hubiera una cura”. Soma bajó la mirada, como si pensara, luego su cabeza se levantó de repente con una repentina comprensión. “¿Soy un idiota?”

“¿Pensabas que no lo eras?” Preguntó Pingo. “Uheheheh …”

“Pingo”. Lilia le dio un ojo. “Estas yendo demasiado lejos. Los elfos tenemos un dicho: sé cortés incluso con amigos cercanos, y… “

“Bueno, no veo el daño, Lilia”, dijo Soma apaciguadoramente.

Las mejillas de Lilia se quemaron de ira. “¿Por quién crees que estoy diciendo esto?”

“¿Por quién?”

“¿Huh…? Es-Eso es, um… B-Básicamente … “

La forma en que Lilia jugueteaba era increíblemente linda. Era ungüento para los ojos doloridos, pero no confortó el corazón de Haruhiro. Eso fue porque el proyecto de Tokimune había tenido éxito. ¿Acaba de tener éxito? No, había establecido un éxito increíblemente grande. Al parecer; Soma, Akira-san y los Day Breakers invadirían el Reino del Crepúsculo.

Los rumores corrieron alrededor del Solitario Puesto de avanzada, extendiéndose a una velocidad increíble.

¡Yo también! ¡Yo también! La gente se apresuró a unirse.

Increíblemente, al final de esa noche, los mensajeros Max “One-on-One” de los “Iron Knuckle” y Ducky “Red Devil”  de los “Berserkers” llegaron. A la mañana siguiente, mientras se preparaban para partir, Shinohara de Orión se reunió con Soma directamente. [2]

Ahora que las cosas se habían convertido en algo tan importante, Nah, creo que vamos salirnos de esto, fue algo que Haruhiro no tuvo agallas para decir. Después de todo, Soma de los Day Breakers estaba diciendo que iba a hacerlo. Haruhiro era parte de los Day Breakers, el clan que Soma había fundado. Incluso si estaban en los más bajo, eran camaradas.

Él no pudo decirlo. No podría decirlo, de ninguna manera. No podemos hacerlo. Sería patético, embarazoso, y decepcionaría a Soma y a los demás. Él no quería que lo despreciaran.

Ignorando a los Tokkis por el momento, si el grupo de Soma, el grupo de Akira-san, Iron Knuckle, los Berserkers y Orion estaban todos formando parte de esto, podría no ser tan peligroso para ellos, después de todo. Era difícil negar que este pensamiento había empezado a echar raíces en la mente de Haruhiro.

Bueno, también tengo curiosidad. Sería mentira decir que no.

Cuando no solo se reunieron los actuales y antiguos soldados voluntarios más fuertes, sino que también una serie de clanes famosos, ¿qué pasaría? ¿Cómo pelearían? ¿Qué tipo de escenas se desarrollarían allí? ¿En qué nivel de los más altos se podrían clasificar todos ellos?

Sí, quiero ver eso. Si pudiéramos simplemente mirar, honestamente, daría cualquier cosa por verlo. Sería un desperdicio no hacerlo.

Sin embargo, Haruhiro y los demás estaban casualmente en Day Breakers. No podían escaparse con solo mirar. Tendrían que hacer algo. No podía pedir que se los excluyera porque eran lastimosamente débiles, sin importar cuánto lo hubiera deseado.

¿Pero qué podemos hacer?

A las diez de la mañana, un total de veinticuatro personas ingresaron en el Reino del Crepusculo: dieciocho miembros de los Day Breakers (el equipo de Soma, el equipo de Akira-san y el equipo de Haruhiro), más los Tokkis.

Mientras se encontraba de pie en la colina inicial, mirando al dios gigante y esa misteriosa y enorme criatura blanca, Haruhiro pensó en la situación.

No, ya lo había estado pensando por un tiempo.

En poco tiempo, Iron Knuckle, Berserkers y Orion llegarían hasta ellos. Cuando eso sucediera, estos tipos podrían comenzar la pelea de inmediato.

Una de las habilidades de caza que Yume había adquirido le había dado la pista que necesitaba.

[Trampa de pozo].

“U-Um.” Haruhiro se armó de valor, como si estuviera a punto de saltar desde el punto más alto en Kiyomizu.[3] Uh, ¿qué es un kiyomizu otra vez? se preguntó, mientras decía, “¿Q-qué tal si ponemos una trampa? ¿Sería una buena idea… tal vez? Creo que podría ser… Como que, en lugar de luchar contra ellos directamente, deberíamos usar todo lo que podamos … “

El plan que pudo sugerir Haruhiro necesitaba reunir todo el coraje suficiente como para saltar desde el punto más alto en Kiyomizu, habia provocado un debate.

Solo un debate, sin embargo. Al pensarlo, si fueran a tender una trampa, ¿de qué tipo debería ser? O más bien, ¿cuál era su estimación sobre el tamaño del dios gigante, y qué tan grande debería ser para alojar a eso?

Los equipos de Soma y Akira-san en particular, aunque Zenmai el golem fue una excepción a esto, tuvieron un animado intercambio de opiniones sobre el tema.

Son muy diferentes de nosotros, Haruhiro se dio cuenta dolorosamente.

Nadie actuó como si no les importara. Ninguno de ellos actuó como si no fuera su problema, o como si no fueran buenos para pensar y fuera una molestia, entonces dejarían que los demás decidieran. Aunque algunos harían bromas, se burlarían de las ideas de los demás o los criticarían duramente, el debate nunca se estableció, y las cosas avanzaron rápidamente.

El grupo de Haruhiro y los Tokkis se quedaron al margen. No sabía cómo se sentían los Tokkis y Ranta al respecto. Pero Haruhiro estaba, presuntuosamente como debía ser, frustrado.

También se sorprendió al verse frustrado. Después de todo, Haruhiro era solo un subordinado aquí. Sabía que era el más bajo de todos. Era natural que fueran inferiores a los equipos de Soma y Akira-san, y era un hecho que serían completamente diferentes.

¿Estaba frustrado? ¿Huh? ¿Debido a qué se estaba poniendo tan serio? Que risa. Si él era un subordinado, debería sentarse en la esquina como uno, asintiendo con lo que le dijeran, y al menos mantenerse alejado de la gente increíble. Él realmente se sentía de esa manera. Porque eran diferentes. Estaban hechos de diferentes cosas. Podía luchar todo lo que quisiera, pero no había forma de que su grupo pudiera ser como Soma y Akira-san.

¿Verdad?

Sí … Eso era correcto.

¿No podría él aceptar eso? ¿Eso significaba que no se había dado por vencido todavía, tal vez? No era como si su propio grupo no tuviera algún potencial. Por lo menos, no tenían absolutamente cero. ¿Eso era lo que estaba pensando? ¿Era este el impulso para avanzar, de alguien que era el más sencillo de la llanura? ¿Era su sentido de responsabilidad como su líder?

Fuera lo que fuese, definitivamente estaba frustrado, y no quería quedarse así. Haruhiro hizo todo lo posible para involucrarse en la discusión. No logró decir gran cosa, pero decidieron poner trampas.

Se decidió que el grupo de Haruhiro y los Tokkis cavaran una trampa de pozos, e Iron Knuckle, los Berserkers y Orion, que llegaron a la colina inicial uno después del otro alrededor de las diez de la mañana, también cavarían cada uno. Las ubicaciones se decidieron por consenso.

En el tiempo que tardó en completarse las trampas, Soma, Akira-san y sus compañeros actuarían como cebo y guiarían al dios gigante y a la criatura blanca en una persecución mientras los observaban.

De Iron Knuckle,participarían un total de dieciocho miembros bajo el mando de Max “One-on-One”  y Aidan. Los Berserkers tenían una membresía total de más de treinta, pero diecisiete de ellos estuvieron bajo el mando de Ducky “Red Devil” y su segunda al mando, Saga.

Orion también tenía más de treinta miembros. De ellos, cuatro equipos, para un total de veinticuatro personas, incluidos Shinohara, Kimura y Hayashi, se reunieron.

Los Day Breakers tenían dieciocho, incluidos los equipos de Soma, Akira-san y Haruhiro.

Los Tokkis tenían seis.

Además de eso, hubo cinco equipos sin afiliación de clanes, o cuyo clan estaba esparcido, para un total de veinticinco personas. Eso incluía el dúo de Lala y Nono.

Increíblemente, la casual idea de Tokimune había engendrado una operación masiva que involucraba a ciento ocho personas.

Y de esta manera, Haruhiro balanceaba su pala y cavaba diligentemente.

A propósito, Lala y Nono se unieron astutamente al equipo de distracción, y los veintitrés soldados voluntarios que no estaban cavando estaban a la espera en el asentamiento, que se había vuelto bastante desolado con más de la mitad de los mercaderes desapareciendo.

“Pero aun así …” Haruhiro se secó el sudor de su frente. Mirando hacia el agujero. “Esto no es tan fácil como pensaba…”

Gracias a la magia de Explosión de Mimorin, lograron al menos hacer un agujero de unos diez metros de diámetro. Sin embargo, la profundidad era de un metro y medio en el mejor de los casos. Incluso si una persona se cayera, todo lo que iba a hacer era hacer que se torcieran un tobillo o aterrizaran sobre su trasero. No le haría nada al dios gigante.

“¿Quién sabía que cavar un agujero podría ser tan difícil?” Murmuró Haruhiro.

Parecía que Ranta y los Tokkis ya no estaban de humor para bromear. Estaban cavando en silencio.

No, no Ranta. Él se estaba frotando la espalda, agachándose, deambulando y generalmente holgazaneando. Incluso Anna-san, la animadora, estaba haciendo el trabajo desconocido de cavar, pero no aquella basura.

“Lo haré”. Mimorin, que había estado arrodillándose y meditando con los ojos cerrados, se puso de pie. Entonces Haruhiro y los demás salieron del agujero por un momento.

“Mimorin, concéntrate en un solo lugar”, le dijo Haruhiro.

Mimorin asintió y comenzó a cantar mientras dibujaba sellos de elementales con su báculo. “Delm, hel, en, balk, zel, arve”.

-Explosión-. Mimorin desato un [Blast] en el medio del agujero.

“Delm, hel, en, balk, zel, arve. Delm, hel, en, balk, zel, arve. Delm, hel, en, balk, zel, arve. Delm, hel, en, balk, zel, arve “.

Cinco disparos, casi secuencialmente. Al igual que Haruhiro le había dicho que lo hiciera, Mimorin estaba disparando todas sus Explosiones en prácticamente el mismo lugar. Gracias a eso, esa sección cedió y se hizo bastante profunda.

Mimorin tropezó, apoyándose con su báculo para evitar caerse. Para Mimorin, que no era buena con la magia a pesar de ser una maga, parecía que disparar cinco explosiones secuenciales era difícil para ella.

“Si pudiera usar Blast, también …” Shihoru miró hacia abajo y murmuró. “En lugar de [Ice Globe], debería haber hecho todo el camino y haber aprendido Magia de fuego…”

“Heh …” Inui le lanzó un beso. “Si quieres, no me importaría ser tu Explosión”.

“No, gracias”, respondió Shihoru de inmediato y con firmeza. “¿Serias mi explosión? Eso no tiene sentido. También es espeluznante… “

“¡Meoooow!” Yume se estiró. “Bueno, es hora de volver a cavar”.

“Espera, ¿alguna vez vamos a terminar esto?”, Se quejó Ranta. A pesar de haber hecho la menor cantidad de trabajo que todos allí, esa basura se estaba desanimando.

“Me duele la espalda …” Kuzaku suspiró y puso una mano sobre su espalda baja.

“¿Estás bien?” Merry lo miró.

“Oh. Oh, sí. Estoy bien.”

“Bien entonces.”

Sin intención de hacerlo, Haruhiro compuso un haiku en su cabeza. [4]

 

Oh, estar tan cerca,

 

Que cosa tan increíble

 

Esi debe ser.

 

– Haruhiro

 

El solo se equivocó en el recuento de sílabas.

No, esto no era bueno. Sentía como si su corazón se pudriera dentro de él. ¿Cómo pudo Haruhiro actuar así cuando fue él quien sugirió la idea?

“H-Hagamos lo mejor que podamos, muchachos”, dijo. Terminó siendo un débil y apático impulso a la acción.

“Siiiii…” La respuesta de Kikkawa fue tan poco entusiasta.

“Realmente no soy buena en esto, yeah…” dijo Anna-san.

“Anna-san, toma un descanso.” Tokimune le mostró sus dientes blancos y le dijo eso con bastante menos energía que de costumbre.

“Es extraño”. Tada, por otro lado, parecía estar enojado. “No se suponía que fuera así. ¿Por qué estoy cavando un hoyo?”

Sí, es mi culpa. Haruhiro quería disculparse, pero ¿de qué iba a servir que inclinara la cabeza? Me puede ayudar con la culpa, ¿tal vez? ¿Y qué? ¿Qué viene después de eso? No podían dejar de cavar la trampa de hoy. Si lo iban a hacer, tenían que llegar hasta el final.

Haruhiro decidio continuar, y clavo su pala en la tierra. Lo hizo con toda su energía, cavando sobre una línea.

La línea finalmente se conectó consigo misma, formando un círculo con un diámetro de alrededor de veinticinco metros. El agujero actual encaja exactamente como lo habían fijado.

“¡El enemigo es ridículamente enorme, y claramente demasiado fuerte! ¡No creo que podamos prepararnos lo suficiente para esto! ¡V-Vamos a cavar! “hablo Haruhiro. “¡Cavemos esa trampa de pozo! ¡Estoy cavando! ¡Quiero que todos caven también! Podría ser útil… tal vez, no, definitivamente… creo E-Entonces, um … “

“Ha cavar”. Mimorin dejó caer su baculo y recogió una pala. “Voy a cavar”.

“¡Yume también lo va a dar todo!” Yume respiró pesadamente por su nariz mientras rasgaba en la tierra.

Shihoru se mordió el labio. “Dependiendo de cómo los use, [Shadow Echo] y [Thunder Storm] podrían ayudar …”

Merry estaba balanceando silenciosamente su pala.

“Bueno, mi cuerpo es bastante duro, después de todo.” Kuzaku estaba cavando un agujero constantemente.

“¡Bah! ¡Si tengo que hacerlo! “Ranta se llevó la pala al hombro con una actitud insolente.

“¡Aww, sí!”, Gritó Kikkawa. Siempre puedes contar con Kikkawa en un momento como este. “¡Estoy ardiendo, fuego, fuego! ¡Estoy ardiendo, ardiendo, ardiendo!

“Tendré que ser paciente hasta que sea hora de luchar”. Tada se ajustó las gafas con el dedo índice izquierdo. “Hasta entonces, creo que voy a cavar para ayudar a abrir mi apetito”.

“Heh …” Inui abrió su único ojo que no estaba cubierto por un parche de ojo. “¡Hasta que llegue el momento predestinado para mí, al que llaman Black Wings…!”

Tenía tan poco sentido como siempre.

“Seamos pacientes y sigamos así”. Tokimune los animo a todos. “Excavar el hoyo es importante, pero si nos agotamos haciéndolo, se frustra el propósito”.

“Sí. Tienes razón. “Haruhiro bajó la cabeza.

Equilibrio. Es importante mantener una sensación de equilibrio, pensó.

Cuando lo pensó, porque fue él quien propuso tender una trampa, no podía negar que se había obsesionado con la idea de que, sin importar qué, tenía que hacer una gran trampa.

¿Qué era lo más importante aquí? No podía perder de vista eso. Cierto. ¿Qué era lo más importante?

Era para vencer al dios gigante.

Eso era todo.

¿Lo es? él se preguntó.

¿Era eso realmente lo más importante para Haruhiro y los demás?

“¿Huh? Ya sabes, estoy teniendo dificultades para verlo de esa manera … “murmuró.

 


Notas de Traducción:

 

[1] Bugabugaboo, en realidad “bugaboo” es una palabra para degradar a alguien, por ejemplo, En Francia bugaboo significa aterrador/fantasma/ espectro/ pesadilla/ maldad y cosas así. En EE.UU es una empresa que fabrica cochecitos y demás cosas para bebes, también significa bichito, por lo que creo que Ranta quería decir eso, aun así no lo puse por la duda y mi falta de conocimiento sobre ese tipo de expresiones.

[2] Max y Ducky son los mensajeros y sus apodos son “One-on-One” y “Red Devil” aclaro ese punto.

[3] Los Kiyomizu-dera (en japonés significa templo del agua pura) denomina a varios templos budistas, y más comúnmente se refiere al templo Otowasan Kiyomizudera (音羽山清水寺) en la ciudad de Kioto, en ese lugar, existe una cascada, a eso se refería Haruhiro cuando dijo “como si estuviera a punto de saltar del escenario en Kiyomizu.”

[4] El haiku1  (俳句?) o haikú es un tipo de poesía japonesa. Consiste en un poema breve, de diecisiete «moras», formado, según la norma, por tres versos de cinco, siete y cinco moras respectivamente

Cortesía de

[Grimgar] Volumen 6, Capítulo 5: “Mi ser natural”

Cualquiera sea el caso, Haruhiro había querido encontrarse con Soma. Bueno, también sentía que no quería verlo, pero eso era porque no sentía que fuera digno de él, y aun así quería reunirse con él.

Soma, reconocido como el más poderoso de todos los soldados voluntarios; Kemuri, que era generoso y poderoso; Lilia, la bella elfa bailarina de espadas; Shima, el chamán increíblemente sexy al que todos llaman “Big Sis”; Pingo, el espeluznante nigromante llamado el “Niño del Diablo” por su apariencia infantil; y Zenmai, el golem de carne que el creó, ninguno de ellos era normal. Cada uno emitió un aura excepcional, y estaban, de hecho, muy por ensima del resto.

Incluso desde la distancia, eran un espectáculo para la vista. Para decirlo en términos un tanto grandiosos, Soma y su equipo eran leyendas vivientes, ambulantes. Esta no era solo una oportunidad de ver a estas personas. También podría ser una oportunidad para poder hablar con ellos.

No, no “podría ser”. Lo era. Después de todo, Haruhiro y los demás también estaban en Day Breakers.

Dicho eso, necesitaba pensar en ello con calma.

Eso fue lo que se dijo a sí mismo, pero oh, hombre, podrían encontrarse con Soma y los demás. Oh, hombre, en serio, ¿qué deberían hacer? ¿De qué deberían hablar? ¿Cómo deberían saludarlo? ¿Qué pasaría si los hubiera olvidado? Sí, eso probablemente no hubiera sucedido, pero, aun así, nunca se sabe. A pesar de todas las apariencias de lo contrario, cuando interactuaban con él directamente, Soma había sido un poco cabeza hueca. Pudo haber olvidado por completo a Haruhiro y los demás.

Estos eran los tipos de pensamientos que corrieron por la cabeza de Haruhiro.

Tokimune planeaba cazar al dios gigante y quería que Soma y su grupo se mezclaran en la acción. Eso era algo que Haruhiro no podía ignorar. Tenía que hacer algo, pero primero tenían que regresar al solitario puesto de avanzada. Podrían hablar sobre si fue o no una buena idea durante el tiempo que le llevó a Soma llegar allí.

Él Iba a hacer eso. Él totalmente lo haría. Él estaba, ¿de acuerdo? Realmente, lo decía en serio.

Y así, después de haber regresado al solitario puesto de avanzada, decidieron que deberían conseguir algo de comer en las calles traseras. [1]

Mientras Haruhiro hacía cola para uno de los puestos, pensando: Bien, voy a decirle sobre ese tema, lo mencionaré, definitivamente, un hombre desconocido le habló.

“Eres Haruhiro-kun, ¿verdad?”

“… Si, ¿por qué?”

Definitivamente no conocía a este viejo. El tipo parecía tener alrededor de cuarenta años, tal vez. No era nada si no un anciano desde la perspectiva de Haruhiro, pero parecía increíble.

Para empezar, estaba bien tonificado. Debe haber estado parado de más de 180 centímetros de alto. Aunque no solo era alto. Él también era ancho y grueso.

Tenía una cara amable, y una sonrisa con arrugas que llegaban a sus ojos, su voz tranquila y baja emitía una impresión favorable, pero de alguna manera, él se sentía amenazante. A juzgar por su armadura y el escudo que llevaba, era un paladín.

El viejo tenía compañía.

Uno de sus compañeros era bajo y delgado, un hombre que, como era de esperar, también tenía más de cuarenta años. Parecía un artista de algún tipo y vestía un atuendo de sacerdote.

Luego, había una maga que parecía estar en sus treintas. Ella era más vieja que Haruhiro, pero no era el tipo de persona que se hubiera sentido bien al llamarla señora. Ella era increíblemente hermosa.

 

ilustracion 5

 

La mujer de pie junto a esa increíble belleza era enorme. Ella le recordó a Kajiko de los Wild Angels, solo que ella era mucho más vieja que Kajiko. Ella debe haber estado en sus treintas, también. Ella llevaba una enorme espada colgada en su espalda. Sin duda era una guerrera.

Los otros dos eran… Haruhiro abrió los ojos de par en par a pesar de sí mismo.

Esos dos no eran humanos.

Los dos eran hombres, pero por lo demás eran figuras contrastantes.

Uno tenía un cuerpo corto, parecido a un barril. Sin embargo, no era gordo. Él era una masa muscular. No, una masa de músculos, barba y vello corporal, para ser completamente preciso. Mucho más grande que su peludo cuerpo parecido a una roca era el hacha poderosa y terrorífica que llevaba.

Él era un enano.

El otro era lo opuesto a un enano. Él era delgado. Era similar en altura a Haruhiro, tal vez un poco más alto. Parecía un niño hermoso y de piel clara. Estaba muy pálido, y el color de su cabello y sus ojos no parecían tan brillantes como delgados. Tenía una mirada algo cortante en sus ojos, parecía obstinado. Llevaba arco y carcaj, así que tal vez era un arquero.

Lo que tenían que notar eran sus orejas.

Estas eran Largas y puntiagudas.

Un elfo.

“¿¡¡¡¡Queaaaaaaaa!!!!?!” Kikkawa de repente dejó escapar un grito extraño. “Un viejo paladín, un sacerdote, una maga, una guerrera y un enano, ¿podrías se él?” “Aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaakira-san, ¿cieeeeeeeertooo?! “

“¡Espera! Akira, “susurró Ranta e inmediatamente bajó y se agachó. “I-I-I-I-I-I-I-lo siento mucho! ¡Qué torpe de mí! ¡Accidentalmente te llamé simplemente ‘Akira’! ¡Lo siento muchísimo, Akira-san! Por favor, ¡pasa por alto este error! “

“Qué chico tan divertido”, dijo la belleza de treinta y tantos con una sonrisa.

Las mejillas de Ranta se pusieron un poco rojas. “Je je. Soy un chico divertido. Je je je “.

“Akira-san…” Haruhiro cubrió su boca con sus manos. “Espera, ¿Qué quieres decir con Akira-san?”

Soma y su grupo vivían, era leyendas andantes. Naturalmente, como leyendas andantes, caminaban por todos los lugares. Eso significaba que, aunque eran legendarios, en realidad existían, y si tenías suerte, podrías crusarlos por allí en algún lugar. De hecho, antes de que Haruhiro y su grupo terminaran uniéndose a los Day Breakers por casualidad, una vez tuvieron a Kemuri invitándolos a una ronda de tragos en La taberna de Sherry.

Pero Akira-san era diferente.

Cualquier soldado voluntario que no supiera el nombre de Akira-san tenía que haber estado viviendo debajo de una roca. Era muy famoso, pero Akira-san estaba mucho más distante que Soma y su grupo.

Por lo que Haruhiro había escuchado, antes de que Soma y su grupo se hicieran famosos, Akira-san y su grupo habían sido vistos durante mucho tiempo como los soldados voluntarios más fuertes.

Cuando Soma y su grupo habían aparecido, Akira-san había reconocido sus habilidades y los elogió como los más fuertes. Eso era lo que había consolidado su reputación.

Dicho eso, no había hecho nada para disminuir la dignidad de Akira-san.

Por ejemplo, hubo algunos soldados voluntarios que se jactaron, “Podría darle a Soma una pelea uno a uno y ganar”. En otras palabras, había soldados voluntarios que se consideraban iguales, ya sea que lo dijeran en voz alta o no. Los clanes influyentes como Iron Knuckle y Berserkers se sintieron especialmente competitivos con Soma. Entonces, aunque muchos soldados voluntarios elogiaron a Soma como el más fuerte, su posición como tal no era para nada absoluta.

Esa era la diferencia entre él y Akira-san. Ningún soldado voluntario se compararía con Akira-san. Sería presuntuoso que pensaran si eran más fuertes o más débiles que Akira-san.

Para ponerlo en términos extremos, sería como comparar tu altura con una montaña. Era natural que los humanos fuesen más bajos que las montañas, y extraño incluso intentar hacer la comparación. Akira-san no estaba lejanamente en otro nivel como completamente en otra clase.

Akira-san se echó a reír, diciendo: “Me estoy poniendo viejo”, y luego casualmente le quitó el título de más fuerte a Soma y su equipo. Entonces, un día, se había embarcado en un viaje con sus camaradas, para no ser visto nunca más. Esa era la clase de historia inverificable, prácticamente una leyenda, de que Haruhiro había oído hablar de él.

¿Ahora estaban diciendo que este hombre era Akira-san? ¿Este viejo hombre?

“Ah …” Tokimune parpadeó. “Hombre, realmente es Akira-san”.

“Te he visto antes”, dijo Akira-san, o el viejo que supuestamente era él, mostrando a Tokimune una sonrisa maravillosa. “Tokimune-kun. Tada-kun e Inui-kun. Creo que es la primera vez que me encuentro con estos hombres y mujeres jóvenes”.

“Oye”, dijo Tada. Y luego el tipo que parecía tener sentido común a primera vista, pero era más arrogante que nadie, inclinó la cabeza.

“Heh.” Inui … sonrió. “Es un honor…”

“¡Soy K-K-Kikkawa, hombre! Es un placer para ti … No, ¡no es eso! Es un placer conocerte.”

“¡Yo soy, A-Anna-san, yeah! Puedes llamarme Anna, también, ¿de acuerdo? “

“Yo soy … Mimori”.

Oh Wow. Haruhiro estaba aturdido. Los Tokkis estaban actuando todo mansos y callados.

Por el contrario, Shihoru, Yume, Merry, Kuzaku e incluso Ranta, que estaba en el suelo agachado, estaban todos rígidos y nerviosos. Yume no era del tipo que dejaba que el nombre de alguien la molestara, pero debe haber sentido algo de Akira-san y su grupo.

No era opresivo de ninguna manera, pero era algo.

Como; seguro que son adultos, ¿o algo así? Aunque Akira-san probablemente tenía la edad suficiente para ser su padre, entonces claramente ellos eran los niños aquí. Pero no era solo la diferencia de edad. Era experiencia. Era su peso, amplitud y profundidad como individuos. Había una brecha demasiado grande entre ellos en todas sus características. Podían sentir eso claramente, pero sin sentir que lo estaban rosando.

Akira-san se encontraba natural. Eso solo lo hacía más increíble.

“Es un poco embarazoso dar mi nombre en este punto, pero …” dijo Akira-san, extendiendo su mano derecha, “Soy Akira”.

“Oh… eh… sí”. Haruhiro se limpió la mano derecha con su capa, la limpió y se la secó de nuevo, y luego tomó la mano de Akira-san. “E-E-E-E-E-Encantado de conocerte. S-S-S-Soy Haruhiro “.

“Es un placer”, dijo Akira-san, estrechándole la mano.

Un apretón de manos. Estoy estrechando la mano de Akira-san. Su mano es grande, cálida, seca, poderosa y suave. Probablemente podría alardear sobre esto, ¿eh? Sin embargo, para quién fue esa pregunta.

No, espera.

Aquí también hay otras preguntas.

“Espera, ¿eh? ¿Por qué alguien como tú estaría buscando a alguien como yo? “, Preguntó Haruhiro.

“Escuché sobre ti de Soma,” explicó Akira-san como si no fuera gran cosa.

“¿De Soma-san?”

“Sí. Ustedes vinieron aquí para encontrarse con Soma, ¿verdad?

“¿Huh? Oh, sí, bueno… Tienes razón. ¿Huh? Nosotros “también”…Espera… “

“Soy Gogh.” El hombre bajo con traje de sacerdote sacó una piedra negra y rectangular de su bolsillo. “Es inconveniente que esto sea todo lo que tenemos como prueba de membresía, ¿no es así?”

“Eso es …” Shihoru quedó sin aliento.

“¡Es un receptor!”, Grito Yume, llevándose sus manos a las mejillas.

“Entonces, ¿eso significa…?” Kuzaku miró a Merry.

“No puede ser-” Merry sostuvo su pecho e intentó calmarse.

“Sí”, dijo la guerrera, claramente pasándolo bien. “Significa que somos camaradas. Oh, por cierto, soy Kayo. Gogh es mi cariño”.

“Tu cariño …” Haruhiro se sintió tan mareado como para desmayarse, por alguna razón.

“Sí, más o menos”. Gogh puede haberse sentido un poco avergonzado, porque miró en la dirección opuesta. “Es cierto, Kayo es mi esposa. Y este de aquí es nuestro hijo “.

“Soy Taro”, el chico elfo se presentó bruscamente.

“Espera, pero…” Ranta miró bruscamente hacia atrás y hacia adelante desde Gogh y Kayo hasta Taro.

“Como ya has deducido, no estamos relacionados por sangre”. Taro miró a Ranta. “Pero mamá y papá son mis verdaderos padres. ¿Querías decir algo al respecto?

“¡No! ¡No es una cosa! ¡No, no, no, no! “Ranta se rió, sacudiendo sus manos de un lado a otro. “¡Ni soñaría con eso! Geheheh! Nada que quiera decir, ¿sabes? Quiero decir, ¡los lazos de sangre no importan de todos modos! ¡Si alguien quiere obsesionarse con esas cosas, yo mismo patearé sus culos! Gahahaha! P-Por cierto, um … ¿Cómo se llama la señora de allí?

“¿Yo?” La belleza se señaló a sí misma. “¿Querías saber algo sobre mí?”

“No, um, bueno, algo como, si estuvieras disponible, tal vez …”

“Soy una anciana comparada contigo”, dijo la belleza. “Tengo treinta y siete”.

“¡¿Treinta y siete ?!” Ranta gritó con incredulidad. “¡No lo aparentas! ¡De ningún modo! ¡De ninguna manera! ¡Ese es el mayor shock en toda mi vida! Además, ¿a quién le importa cuántos años tienes? ¡Incluso si estas por encima o mas allá de eso! “

“Gracias. Soy Miho “.

“Miho-saaaan! C-Casate Conmigoooo!”

“Lo siento”, dijo Miho, poniendo una mano en el brazo de Akira-san. “Tengo la intención de dedicarle mi vida a este tipo aquí”.

“¡Gwarrrrrrghhhh! ¡Mi amor, derrotado en una instanteeeee! “

“¿Esta gente va a ser de alguna utilidad?” Resopló el enano. “No me puedo imaginar que Soma los eligiera”.

Eso es razonable, pensó Haruhiro. Especialmente Ranta. Quiero decir, Ranta, no creo que haya estado tan avergonzado por ti en mucho tiempo. Desearía poder matarte y luego morirme.

“Branken”. Akira-san miró al enano con una mirada de reproche antes de volver su mirada amistosa, o al menos, una que se sentía de esa manera, hacia Haruhiro. “Había estado esperando conocerlos a todos ustedes. Después de todo, conocía a Rock e Io y sus grupos antes de que se unieran, pero ustedes, solo me enteré por primera vez a través de Soma “.

“Sí, me imagino que no nos hubieras encontrado”, dijo Haruhiro. “Um, no sé qué decir, pero no hemos sido soldados voluntarios por mucho tiempo, y no tenemos logros de los que hablar…”

“Has derrotado a Death Spots, ¿no?”, Preguntó Akira-san. “También he oído que actuaste bien en la ofensiva en Deadhead Watching Keep”.[2]

“B-Bueno, sí, ¡lo hicimos!” Ranta infló su pecho con orgullo. “¡Jóvenes recién llegados! ¡Esos somos nosotros, diría! ¡Sin negar que tenemos un futuro real por delante!”.

“Hombre…” Haruhiro quería darle a Ranta un buen y duro golpe, pero no pudo reunir la energía para hacerlo.

“Hmm.” Tokimune miró hacia atrás y hacia adelante desde Akira-san hasta Haruhiro. “Los Day Breakers, eh. Me sorprendió saber que Haruhiro estaba con ellos, ¿pero tú también, Akira-san? Sin embargo, Siento que escuché de Kikkawa que los Rocks y el grupo de Io se unieron a él”.

“¡Son, como, totalmente más fuertes!” Kikkawa sacudía su cabeza como si no pudiera contenerse por más tiempo. “¡Son Increíble! ¡Las leyendas, las leyendas originales: Typhoon, Rock’s y el equipo de Io-sama! Es, como, un equipo de ensueño, ¿o algo así? No, ¿cómo un verdadero sueño? Como, ¿sueño, soñador, soñado?”

“Oh. Cierto. “Tada se acercó, mirando a Akira-san con ojos evaluativos. “Oye, amigo. Er, Akira-san. “

Whoaaquí esta. Haruhiro se sobresaltó. ¿Acabas de llamarlo “amigo“? ¿Huh? ¿Qué pasó con el modo manso y tranquilo? Kikkawa parece estar volviendo a su ritmo, también. Whaaaaa …?

“¿Sabes sobre el Reino del Crepúsculo?” Tada ni siquiera hizo un intento de sonar educado.

“No hemos estado allí todavía.” A Akira-san no pareció importarle. “Pero hemos oído hablar de eso”.

“Aquí hay un monstruo de locos”, dijo Tada. “Me gusta, es tan loco que incluso me emocionó. Es un dios gigante “.

“¿Oh?”

“Estamos planeando invitar a Soma y a los demás, pero ¿también quieres ser una parte de la acción?”, Preguntó Tada.

Él los está invitando. Él los está invitando completamente.

Haruhiro se pellizcó el puente de la nariz. Estaba empezando a llorar.

¿Qué? ¿Qué diablos, Tada? No hagas este tipo de mierdas. Este es Akira-san, ¿de acuerdo? Le preguntas a Akira-san si quiere una parte de la acción, como un matón de barrio. Si quieres invitarlo, debe haber mejores maneras. Como, en cómo lo dices. Además, no está bien. Normalmente no lo invitarías. Bueno, Tada nunca ha sido normal. Lo sabía, pero, aun así. ¿No es él demasiado anormal?

“Déjame pensarlo”, dijo Akira-san.

Hombre. Eres un tipo tan agradable, Akira-san. La forma en que estás siendo considerado con él. Ni siquiera te enojas con alguien tan descaradamente arrogante como Tada. Tienes ese caracter. Es maravilloso. Haruhiro se conmovió.

“¿Eh?”, Espetó Tada.

Entonces, ¿por qué Tada tiene una vena palpitando en su frente? ¿No es extraño? ¿Se ha vuelto loco, tal vez? Él claramente no es normal, ¿verdad? Quiero decir, es totalmente extraño, ¿verdad? No es algo para chasquear tu lengua, ¿verdad? No tienes nada porque enojarse, ¿verdad?

“¿Qué pasa con esa respuesta?” Gruñó Tada. “Como si estuvieras tratando de esquivar la pregunta. Yo, odio cuando la gente hace eso. ¿Estás interesado o no? Sé claro al respecto”.

¿Oh, ese es el problema? Haruhiro pensó. Entiendo lo que él está diciendo. Lo entiendo, pero él no necesita gritarselo.

Haruhiro, su grupo e incluso los otros Tokkis estaban mirando con incredulidad. En cuanto a las reacciones de Gogh, Kayo, Miho, Branken y Taro, estaba demasiado asustado para comprobarlo.

“Hmm.” La cara de Akira-san se puso rígida. O más bien, tenía una expresión seria. Al final, Akira-san asintió levemente.

¿Él solo inclinó la cabeza?

“Lo siento. Tienes razón, la respuesta que acabo de darte estuvo cerca de ser una mera formalidad “.

“Sí”. Tada se revolvió el pelo. “Entonces, ¿cuál es tu respuesta?”

“Parece interesante, pero no puedo decidir en el momento”.

“¿Por qué es eso?” Exigió Tada.

“Hay dos razones. Primero, no tengo información sobre este dios gigante “.

“Eso es lo que hace que esto sea interesante, ¿no?”, Replicó Tada.

“Tienes un punto ahí.” Akira-san tenía una sonrisa extrañamente infantil, traviesa y sorprendentemente desagradable. “Aquí está el otro. Nos reuniremos con Soma mañana “.

“Eso es solo cuestión de luego ir al Reino del Crepúsculo “.

“Si terminamos yendo, así será”, dijo Akira-san. “Dijiste que querías invitar a Soma, ¿verdad?”

“Sí.”

“Entonces déjame hablar con Soma al respecto también”.

“No podría pedir un mejor resultado”, dijo Tada.

“No puedo responder de inmediato.” Akira-san todavía estaba sonriendo. “Pero estoy dispuesto a ir. Parece que sería divertido luchar hombro a hombro con él”.

“Te lo garantizaré”. Tada sonrió y lanzó su puño. “Solo te conozco a través de rumores, pero me conozco bastante bien”.

Akira-san choco puños con Tada. “Asegurémonos de traer a Soma también. Pelear junto a él es estúpidamente divertido “.

“Ja, ja, ja.” Tada le dio una palmada en el hombro a Akira-san.

“¡Ohoh!” Ranta se levantó de un salto.

“¡Yahooey!” Kikkawa también saltó al aire, y dejó escapar un grito extraño.

“¡Ahora es emocionante, yeah!” Anna-san hizo signos de V con sus manos y giró en círculos.

Mimorin estaba mirando a Branken por alguna razón. Ella probablemente pensó que era lindo.

“Lo hicimos, ¿eh, Haruhiro?” Tokimune mostró sus dientes blancos y golpeó a Haruhiro en el hombro.

Haruhiro no dijo nada. Por ahora, solo quería agacharse. Él quería sentarse. Él quería dormir. Él quería dormir por mucho tiempo.

¿No puedes dar una respuesta inmediata? No importa lo que digas, si estás diciendo que traerás a Soma, Akira-san, estará más que listo, ¿no? Esto no me gusta …

No me gusta …

Simplemente no entiendo a las personas que no son normales, y no me gusta …

 


Notas de Traducción:

 

[1] esto todavía me sigue confundiendo, en la novela usan back streets (que se refiere a calles secundarias o calles traseras.) pero no sé si en realidad quisieron poner backstreets (callejones). Por ahora lo dejare como el primero. Comenten que les parecen luego.

[2] Lo deje con el nombre en inglés porque no recuerdo de qué forma se traducía ese nombre.

Cortesía de

[Grimgar] Volumen 6, Capítulo 4: “Senderos divergentes debajo de un cielo diferente”

Cuando todos se encontraron, se fueron de compras. Kuzaku compró un nuevo escudo y casco para reemplazar a los que habían recibido una paliza considerable. Merry compró un báculo con más poder de ataque. En cuanto a Betrayer Mk  II de Ranta.-un nombre que, por supuesto, el estúpido Ranta le había dado su nueva espada- regateó el precio lo más bajo posible. Para el resto del grupo, simplemente compraron sus necesidades diarias.

Fue mucho más divertido de lo que habían estado esperando. Podrían tener en sus manos un montón de cosas en el solitario puesto de avanzada, y no les había faltado mucho, pero Alterna tenía la mejor selección de productos. No fue una competencia. El solo hecho de mirar alrededor de todas estas cosas los entusiasmó.

 

ilustracion 1

 

Incluso para Haruhiro, a quien siempre se le criticaba por ser aburrido, deprimente, un balde de agua fría y miserable… la experiencia de buscar en las ofertas de cosas de aquí fue abrumadora, y hubo momentos en los que sintió que podría terminar comprando todo tipo de productos. cosas que realmente no necesitaba, pero se contuvo desesperadamente.

Cuando dejaron Alterna, perdieron un poco de esas cosas.

Viajaron hacia el oeste a través de las llanuras de vientos veloces. En el camino, acamparon una vez, recorriendo aproximadamente 35 kilómetros a pie para llegar al solitario puesto de avanzada alrededor de las dos de la tarde. Si ingresaran en el Reino del Crepúsculo y llegaran al “acuerdo” hoy, podrían comenzar a trabajar tan pronto como mañana por la mañana. El equipo de Haruhiro y los Tokkis tenían la intención de hacer exactamente eso, pero…

En el solitario puesto de avanzada, se encontraron con Shinohara.

“Hey, Haruhiro”, dijo el hombre. “Tokimune, también”.

Shinohara no había cambiado ni un poco desde la primera vez que Haruhiro lo había conocido. Tenía una cara de aspecto amable, una actitud tolerante, y vestía una capa blanca. La capa tenía una cresta con siete estrellas en forma de X. La marca del Clan Orion.

Haruhiro había notado a otros hombres y mujeres con las capas blancas de Orión esparcidas alrededor del solitario puesto de avanzada. Shinohara no estaba solo; tenía a la guerrera de pelo corto y ojos estrechos Hayashi con él, así como a un hombre con gafas y un corte de pelo corto.

Hayashi asintió con la cabeza a Merry, quien le devolvió el gesto con una leve inclinación de cabeza y una sonrisa. Hayashi pareció sorprendido.

“…Espera, ¿eh?” Haruhiro se sobresaltó, pero se alegró de ver a Merry capaz de saludar a su viejo compañero con una sonrisa. Reprimió el pensamiento cínico, sí, y apostaría que es gracias a él también, eh, frotándose la mejilla con la yema del dedo. “Shinohara, ¿ustedes están saliendo del Reino del Crepúsculo?”

“La verdad es que no estamos seguros”, dijo el hombre.

“¡¿Eh?! ¿Huh? ¿¡Huhhhh ?! “Los ojos de Kikkawa se abrieron de par en par. Él saltó en el aire y agitó sus brazos. “¿Que que? ¿Paso algo? ¿Hubo un pening-hap ?! “

“¿Qué es un pening-hap?”, Preguntó el tipo con el corte de pelo y los anteojos.

“¡Wow, me vas a hablar sobre esto! ¡¿De Verdad?! ¿Como, totalmente?! “gritó Kikkawa.

“¡Kikkawa, eres irritante, yeah!” Anna-san le dio una bofetada a Kikkawa en la cabeza.

“Erm, bueno …” Haruhiro pensó que era un dolor, pero que debería explicar, al menos. “Un pening-hap es un hecho… Es como si hubiera revuelto la palabra, supongo …”

“Ohh”. El hombre del corte de pelo comenzó a reír entre dientes. “Lo entiendo, lo entiendo”.

Él piensa que es… ¿gracioso? Realmente no lo es.

“¿Y?” Preguntó Tokimune, mostrando sus dientes blancos. “¿Pasó algo, Sheeno?”

“¿Sheeno?” Shihoru repitió en voz baja, dudosa.

“¡Porque él es Shinohara!”, Gritó Ranta (el pedazo de mierda). “¡Por eso es Sheeno, eh!”

“Dale un -san, al menos. Él necesita un “san”, Haruhiro les dijo, horrorizado.

Ranta (el pedazo de basura), que besó a los poderosos y aplastó a los débiles, bajó rápidamente e hizo un Dogeza. “¡Lo siento! ¡Me dejé llevar! No, sabes, era solo la forma en que hablamos, o el impulso del momento, ¡podrías decir! ¡Como la forma en que hablas de personas famosas sin honoríficos!

“No me molesta”. Fue la respuesta madura que hubieras esperado de Shinohara.

“Heh …” El único ojo de Inui brilló siniestramente, bueno, no es que en realidad tuviese un solo ojo, solo estaba escondiendo el otro con su parche en el ojo. “Es solo Shinohara, pero se llamará Sheeno, eh …”

WoowInui, estás siendo más rudo que Ranta, ¿sabes? Haruhiro pensó.

“Nunca lo había escuchado antes”, dijo Mimorin, parpadeando.

¿Huh¿Ella nunca escuchó ese apodo antes?

“Se me ocurrió recién”, dijo Tokimune con un guiño y un pulgar hacia arriba. “Es el apodo perfecto para él, ¿verdad?”

“No hay forma de negarlo, ¡¿yeah?!” Anna-san le dirigió una radiante sonrisa y le devolvió el pulgar.

“Por lo menos, es más lindo que Shinoharadon y Shinoharacchom,” agregó Yume sin pensar, cruzándose de brazos y asintiendo para sí misma.

“¿Qué?” Tada frunció el ceño. “¿Eres toda una estúpida? ¿incluso todos ustedes? Shinoharaiden es mejor “.

Kuzaku y Merry se miraron el uno al otro con una sonrisa incomoda, luego rápidamente desviaron la mirada.

¿Quéque, qué? ¿Por qué están mirando hacia otro lado? Adelante, no me importa. ¿Por qué no se van a su pequeño mundo juntos? ¿No lo van a hacer? Hmm. Oh ya veo. No como si me importara.

“Estoy bien con cualquier cosa, realmente”, dijo Shinohara. Incluso después de todas estas tonterías, era un adulto, y se reía alegremente con una sonrisa que no era forzada. “Ahora, en cuanto a la respuesta a tu pregunta… Sí, sucedió algo. Para ir al grano, el Reino del Crepúsculo se está volviendo menos atractivo “.

“Permítanme proporcionar el resto de la explicación”, señaló el hombre con el corte y los anteojos.

Espera, ¿quién es este tipo? Lo he visto antes, lo conozco, ¿verdad? Aunque no sé su nombre.

Mientras Haruhiro inclinaba su cabeza y miraba al hombre inquisitivamente, el tipo con el corte rapado giró en dirección a Haruhiro y sonrió. “Mis disculpas por la presentación tardía. Soy Kimura de Orion “.

“… Oh.” Haruhiro se inclinó reflexivamente. “Gracias. Es muy amable por tu parte.”

“Sé quién eres”, dijo Kimura. “Usted es el Sr. Haruhiro. El de allí es el Sr. Ranta. Sra. Yume. Sra. Merry. Sra. Shihoru. Sr. Kuzaku. El Sr. Tokimune y el Sr. Tada, el Sr. Inui, Anna-san, la Sra. Mimori y el Sr. Kikkawa. ¿Estoy en lo correcto?”

Le gusta mucho dirigirse a la gente con la Sra. Y el Sr., pero todavía se dirigió a Anna-san con un -san, como debería hacerlo. Este chico Kimura no es un miembro ordinario, supongo, pensó Haruhiro.

“Kimura-san y Shinohara-san son amigos íntimos”, explicó Hayashi.

“¿Amigos de zarigüeyas?” Preguntó Yume. [1]

Yume, eso está mal.

“¡Tonta, son amigos de pechos, obviamente!”, Gritó un pedazo de basura.

Ranta, eso también está mal. [2]

“Amigos de cofres, eh … Heh …” Inui también estaba equivocado. [3]

“Son amigos endulzados, ¿yeah?” Anna-san estaba fuera de allí. [3]

“¿Whoa?! Como que, ¿ellos se meten en todo tipo de situaciones jugosas y pegajosas juntos?! “Gritó Kikkawa.

¿Q era lo que emocionaba tanto a Kikkawa?

“Gyudon es jugoso”, asintió Mimorin. [4]

No es uno de ellos, sin embargo. Hay un lugar de gyudon. En Alterna. Pero no tiene carne, por alguna razón.

“Amigos Intimos…” Merry parecía estar pensando profundamente. “¿Que significa eso?”

“Oh, um…” Kuzaku tampoco parecía saberlo.

Amigos Íntimos, eh. Sí, eso es un poco difícil de definir. Realmente no usas el término a menudo. No me sorprende que no lo supieran.

Dicho sea de paso, Haruhiro ya lo había escuchado antes, y podía adivinar el significado. Probablemente, significaba que estaban cerca, o algo así, ¿no? ¿Confidentes cercanos, ese tipo de cosas? ¿Shinohara y Kimura lo eran? Hicieron una pareja extraña.

“Je, je, je.” Kimura dejó escapar una misteriosa risa que hizo que su hombro temblara. “¿Yo, el amigo Íntimo de Shinohara? Exageras. Simplemente somos amigos. Por supuesto, no hay nada de eso de BL entre nosotros. ¿No es así, Shinohara?

“Sí”. La respuesta de Shinohara fue completamente amistosa. “Si hubiera cosas BL entre Kimura y yo, eso sería asqueroso”.

“¡Uwah, ja, ja!” Kimura se rió tan fuerte, que tuvo que agarrar su vientre.

“BL es la abreviatura de ‘amor entre chicos’”, explicó rápidamente Hayashi.

“¡Ya sé mucho sobre eso, tonto!”, Le gritó Anna-san.

Qué desorden caótico, pensó Haruhiro. Esta conversación no va a ninguna parte

No, sería más correcto decir que no había ido a ninguna parte. Después de una buena y larga risa, Kimura explicó eficiente y lógicamente lo que había sucedido.

Se pensó que comenzó hace cinco días cuando Iron Knuckle atacó otra base de sectarios y masacró a los miembros del culto de allí.

El asalto en sí había sido un éxito, pero dos días después, es decir, hace tres días, hubo un cambio en el Reino del Crepúsculo.

Increíblemente, un dios gigante, una criatura humanoide tan masiva que parecía tocar el cielo, había venido y había comenzado a perseguir a los humanos donde sea que los encontrara.

Antes se había avistado al Dios gigante en la distancia. Haruhiro y los demás lo habían visto varias veces ellos mismos. Sin embargo, el dios gigante nunca se les había acercado, y parecía estar a una distancia considerable de la colina inicial.

Habían oído que, al sudoeste de la colina inicial, había una cuenca, el Gran Caldero de los Dioses, y el dios gigante vagabundeaba por esa zona. También habían oído que los que habían descubierto el Gran Caldero de los Dioses y le dieron su nombre eran Lala y Nono.

El dios gigante era tan grande que parecía que no podía ser real, y estaba claro que pelear contra él sería peligroso. Por eso, naturalmente, nadie había sido lo suficientemente tonto como para intentarlo, e incluso si veía a la gente, nada realmente ocurria de eso. Fue visto como esencialmente inofensivo.

Sin embargo, eso había cambiado repentinamente, al parecer.

Era “aparentemente” porque nadie había luchado contra el dios gigante todavía. Por eso no podían decidir si realmente quería pelea o no.

Era difícil imaginar que alguien fuera lo suficientemente imprudente, o más bien, lo suficientemente estúpido como para desafiar a una criatura tan grande en una pelea. En el momento en que se dieron cuenta, Oh, mierda, está aquí, cualquiera huiría. Una vez que se alejaron a cierta distancia, no fueron buscados, pero la distancia exacta no era clara. Si tenían que estar en guardia en todo momento, eso hacía que la caza de sectarios y gigantes fuera más agotadora.

Oh, esto está empeorando, eso habían decidido, por lo que Orión se había retirado temporalmente del Reino del Crepúsculo.

La situación podría cambiar, por lo que no era permanente. Decidieron dejar solo una de los equipos, mientras que Shinohara y los demás se iban y ganaban dinero en otro lugar por el momento.

“¿Iron Knuckle, otra vez?!” Ranta gritó en voz alta. “¡Esos idiotas! ¿No piensan en cómo sus acciones afectan a todos los demás? ¡Es un dolor en el culo, eso es lo que es, maldición! “

“No eres quien para hablar”, murmuró Haruhiro.

“¡¿Huhhh?! ¿Qué dijiste sobre mí, Parupiroooo? “

“Ah …” señaló Shihoru en la distancia. “Alguien de Iron Knuckle …”

“¡Lo lamento!” Ranta inmediatamente saltó en el aire e hizo un Dogeza. “No lo dije en serio ahora. En serio, en serio, ¡no era yo, nuestro Haruhiro lo decía antes, entonces …! “

“Ahí va, sutilmente me echa la culpa a mí… sutilmente, sin embargo,” murmuró Haruhiro.

“¡¿Qué?!” Ranta gritó. “¿No están allí? No eran Iron Knuckle! Shihoru, ¡me engañaste! ¡Eres un bombardero de secretas tetas flácidas!

“¡No me llames nombres extraños!”

“¡Cállate, tetas flácidas! ¡Por tu crimen, te condeno a que te cambies públicamente tu ropa! “

“Heh …” Inui tenía una sonrisa de maldad irredimible en la cara de hombre viejo. “A mí también me gustaría grabar esa escena en mi memoria … ¡Sin embargo, solo yo debería ser quien la vea!”

“Nadie va a estar viendo nada.” Shihoru envolvió sus brazos alrededor de su cuerpo defensivamente, mirando a Inui como si fuera algo sucio.

“Seguro que son un grupo animado”. Shinohara era todo sonrisas.

“Son simplemente molestos”. Tada ajustó la posición de sus gafas con su dedo índice. “Qué montón de escarabajos peloteros”.[5]

El insulto del escarabajo era un poco demasiado, pero Haruhiro no podría haber estado más de acuerdo.

“El dios gigante, eh …” Tokimune miró a Haruhiro. “¿Qué quieres hacer?”

¿Hubo algo que pudieran hacer?

Teniendo en cuenta la naturaleza de la profesión de los soldados voluntarios, no había forma de que pudieran arreglárselas sin correr riesgos. Dicho eso, por parte de Haruhiro, quería evitar todo riesgo evitable tanto como le fuera posible. Técnicamente, fueron los descubridores del Reino del Crepúsculo, por lo que fue decepcionante tener que hacerlo, pero podría ser mejor considerar otras opciones.

Esa era su opinión, y él dijo lo mismo.

Ahora, en cuanto a la respuesta que recibió, así es como salieron las cosas.

“¡Uuuuff!” Arriba de la colina inicial, Ranta dejó escapar un grito extraño, con los ojos muy abiertos.

Era la hora del día en que normalmente se pondría el sol, pero aquí en el Reino del Crepusculo, no había mañana ni noche. Siempre era lo mismo, el cielo multicolor que se extendía hasta donde alcanzaba la vista.

Debajo de ese indescriptible y oscuro cielo crepuscular, un dios gigantesco y super masivo daba un tranquilo paseo.

“¿Qué tan lejos crees que esta esa cosa?”, Preguntó Kuzaku con un suspiro. “Es difícil tener una idea de la distancia”.

“Hrmm.” Anna-san estaba montando en los hombros de Tokimune. “¿Digo ochenta kilómetros? ¿Alrededor de eso?”

“No puede estar tan lejos”, Haruhiro no pudo evitar señalar.

“Cinco kilómetros… tal vez, ¿verdad?” Yume miró al dios gigante. “¿Diez kilómetros, tal vez? ¿Veinte, tal vez? Yume también ha tenido dificultades para figurarlo. Whoooo Es insignificante, pero es muy grande, ¿eh? “

“Eso es contradictorio, pero seguro que se siente así”, dijo Shihoru asintiendo con la cabeza, de pie junto a Yume.

Sí, en serio.

Tomando la teoría de Yume y suponiendo que estaba a un máximo de veinte kilómetros de distancia, estaba bastante lejos. Si estuviese a veinte kilómetros de distancia en esa dirección, incluso un gigante extra grande y de doscientos metros de altura sería un grano en la distancia. Incluso ese dios gigante no era tan grande que tenían que mirarlo desde donde estaban.

Pero era enorme. Ese no era el tamaño que cualquier criatura viviente debería ser. Era una montaña. No solo una colina, era una montaña.

Recordó la primera vez que habían visto al dios gigante. Había sido cuando regresaban de rescatar a los Tokkis después de que intentaron robarles una el recorrido.

En ese momento, Haruhiro había pensado que era terriblemente grande, dado que tenía que estar a varios cientos de metros de ellos.

¿Varios cientos de metros?

Apenas. Esa vez, fácilmente debería haber estado al menos un poco lejos.

No, más lejos.

Fue como dijo Kuzaku. El dios gigante era tan grande, desordenaba tu sentido de la distancia.

“Es bastante rápido, eh”, murmuró Tada.

“Tiene algunas piernas…” Kikkawa sonó impresionado por alguna razón. “Como, demasiado largas. Sus movimientos son sorprendentemente agudos, también. Wow wow…”.

El dios gigante estaba al sur de la colina inicial, moviéndose de este a oeste. Sus movimientos no parecían tan agudos para Haruhiro, pero podían distinguir los movimientos de sus piernas incluso desde aquí, así que no fue de ninguna manera lento.

“¡Ah!” Mimorin contuvo el aliento, señalando hacia el sureste. “Hay algo allí”.

“¿Qué es eso?” Merry tenía una mirada sombría en su rostro.

Kuzaku la estaba mirando de reojo.

“Eso también parece uno grande” Tokimune se humedeció los labios.

“Bueno, sí”, dijo Haruhiro. Estoy seguro que lo es.

Haruhiro se frotó su estómago. Su estómago le dolia un poco.

Esto va para todos los Tokkis, pero ¿por qué parece que se están divirtiendo tanto? ¿Por qué están tan descaradamente emocionados?

Lo sé. Esos son el tipo de personas que son. Lo sé, pero aun asi estoy harto de eso. Aunque estoy acostumbrado a eso, ¿sabes? Quiero decir, tenemos a Ranta.

Sí. Fue gracias a Ranta que hasta ahora había podido llevarse bien con los Tokkis. Eso fue definitivamente parte de cómo lo había logrado. Si él no hubiera estado acostumbrado a Ranta, incluso la comunicación con los Tokkis hubiera sido difícil.

El efecto Ranta seguro era algo. Si las personas tuvieran un lado malo, también tenían que tener un lado bueno. No podría haber sombras sin luz.

Sin embargo, también podía darle la vuelta a la teoría y decir que, como estaba demasiado acostumbrado a Ranta, habían terminado trabajando con los Tokkis, y eso los metía en problemas reales.

Él podría concluir que, al final, Ranta era una plaga para el equipo. Y, realmente, él siempre había sido algo increíblemente cercano a una plaga sobre ellos.

La gran cosa que vieron era blanca y se retorcía. Puede que no sea tan grande como el dios gigante, pero era lo bastante grande. ¿Qué demonios era eso? No era humanoide. Podría decir eso con certeza.

¿Es un pulpo… o algo así? Aunque nunca he estado en el océano en Grimgar, sé qué tipo de criatura es un pulpo. Es… no es realmente como un pulpo. Pero, de alguna manera, puedo decir que tiene un montón de cosas parecidas a tentáculos, y es como si las moviera para caminar. No, ¿quizás es como una masa de tentáculos?

Desde esta distancia, era difícil de decir. Estaba mucho más cerca que el dios gigante. Dos kilómetros, tres tal vez. O tal vez solo uno.

“Es lindo …” Mimorin estaba mirando apasionadamente en esa dirección.

Haruhiro, Shihoru, Yume, Merry, Kuzaku, e incluso Ranta se sorprendieron, pero los Tokkis parecían completamente imperturbables.

Este es el problema con Mimorin

“Um…” Haruhiro levantó su mano vacilante.

Tokimune lo miró con un “¿Hm?”

Ahora que habían visto esa cosa, no, esas cosas, con sus propios ojos, seguramente incluso los Tokkis estarían de acuerdo con Haruhiro. O más bien, tendrían la misma opinión que él.

“¿Por qué no retrocedemos?”, Dijo. “Esas cosas son malas noticias”. “No importa cómo lo mires “.

“¡Idiota!” Ranta se volvió hacia él. “¿Te llamas un hombre, diciendo cosas como esa? ¿De verdad tienes un par de bolas? ¡Te pregunto si tienes un par de bolas colgando entre tus piernas, marica!”

“¿Eso tiene algo que ver con eso?” Preguntó Haruhiro. “Si soy un hombre o una mujer?”

“¡Claro que lo hace! Lo hace, ¿no es así, Tokimune-san? “

“No lo sé.” Tokimune ladeó la cabeza hacia un lado. “¿Tal vez no?”

“¡Seguro que no!” Ranta cambió rápidamente de opinión. “¡Jajaja! No hay forma de que importe, ¿verdad? ¡Por eso lo dije, Panpirorin! ¡No importa si eres hombre o mujer, o si tienes pelotas! Realmente eres una mierda que no comprende nada, ¿verdad?”

“¡Bolas, pelotas, pelotas, cállate ya, yeah!” Anna-san le gritó a Ranta desde lo alto de la cabeza de Tokimune. “¿Eres demasiado vulgar, yeah? ¡Aquí tenemos muchas damas puras!”

“¡Eres la última que quiero que me diga que soy vulgar! ¡Incluso yo no soy tan malo como tú!”

“¡¿Tú lo sabias?! ¡Ay! No, espera, ¿a qué te refieres? ¡Maldito idiota, hijo de puta!

“Um, de todos modos, en cuanto a avanzar…” dijo Haruhiro, limpiando la saliva de Anna-san de su rostro. “¿Podemos volver? Si nos vamos ahora, podemos regresar al solitario puesto de avanzada hoy. Podemos decidir qué haremos a partir de mañana una vez que estemos allí… “

“¿Eh?” Tokimune parpadeó. “¿Por qué?”

“Oye, Haruhiro.” Tada puso su mano en la frente de Haruhiro. “Parece que no tienes fiebre”.

“No lo tengo.” Haruhiro apartó la mano de Tada. “Si alguien aquí tiene fiebre, tengo que decir que son ustedes…” murmuró en voz baja, a pesar de no tener la intención de hacerlo.

“Heh…” Por alguna razón, Inui se echó a reír. “Heh heh heh… Ah, ja, ja, ja, ja, ja!”

Espera, él está rugiendo de risa. ¿Qué pasa con este tipo? ¿Es incluso humano? ¿Tal vez él no es? Él me está asustando.

Él realmente me está asustando.

“Escucha, Haruhiro”, dijo Tokimune, poniendo una mano en el hombro de Haruhiro mientras Anna-san todavía estaba montando por su cuenta. “Tengo una opinión sorprendentemente alta de ti. Si digo que es sorprendente, ¿puede ser grosero, tal vez?

“Nah, está bien. Llámalo sorprendente o lo que sea “.

“Bueno, de todos modos, eres simple, y básicamente no tienes pasión o espíritu, pero estás tranquilo, y tienes buenas habilidades para tomar decisiones, por lo que es reconfortante tenerte como aliado. Eso es porque tienes algo de lo que carecemos “.

“La adulación no funcionara conmigo, sabes …”

“Estás bromeando, ¿verdad?” Preguntó Tokimune.

“No, en serio.”

“Bueno, no odio eso de ti”.

“No lo haces, eh”.

Me alegra escuchar eso, ¿sabes? Por mucho que cualquiera lo diga.

Puede que no lo parezca, pero Haruhiro era feliz a su modo Haruhiro. Probablemente. Sin embargo, eso no tenía nada que ver con el asunto en cuestión.

“Entonces, ¿qué pasa?”, Preguntó.

“considero altas tus habilidades, y me gustas, pero a veces, pienso, ‘¿Eh?’ “.

Ustedes no solo me hacen pensar “¿Eh?” A veces, me hacen pensarlo todo el tiempo. Si él les dijera eso directamente, probablemente sería solo un dolor de cabeza, entonces Haruhiro mantuvo la boca cerrada.

Tokimune le lanzó una fugaz mirada de esos brillantes dientes blancos. “Nuestro objetivo ya está decidido, ¿verdad? Entonces, ¿qué quieres decir con que estemos regresando? No estoy seguro de entender.”

“¿Nuestro objetivo?” Repitió Haruhiro.

“Sí.”

“¿Y qué seria eso?”

“Un objetivo es algo que aspiras e intentas lograr como parte de tu trabajo, ¿verdad?”

“No, lo sé. Entiendo lo que significa la palabra “objetivo”.

“Bueno, ¿entonces qué quieres saber?” Preguntó Tokimune.

“Cuál es el objetivo que crees que ya está decidido…”

“¿No es obvio?” Tokimune hizo un gesto con la barbilla. “Enfrentaremos a esa cosa, ¿verdad?”

“… ¿Queeeé?” Haruhiro se tambaleó.

¿Qué está diciendo este tipo? Bueno, parecía algo que él diría. Pero, aun así, no hay manera de que eso suceda. Está loco, totalmente loco. ¿Qué tipo de proceso de pensamiento podría llevarlo a esa conclusión?

Shihoru, Merry y Kuzaku estaban temblando. Yume estaba simplemente mirando fijamente; ella no parecía tener ninguna idea de lo que estaba pasando. Ranta, siendo el imbécil sin esperanza que era, en realidad parecía emocionado. Los Tokkis estaban completamente imperturbables. Kikkawa estaba haciendo un pequeño baile con Ranta.

¿Han confundido esto con algún tipo de festival? Ellos no tienen esperanza. Quiero decir, vamos … cuando dice “esa cosa”, se refiere a esa cosa, ¿verdad?

Es o el dios gigante o la criatura extraña, ¿verdad?

No importa cómo lo pensara, o no lo pensara, era imposible, ¿verdad? Eso era evidente, ¿no? Este era el tipo de cosa que era parte del entendimiento colectivo que todos los humanos tenían, algo de lo que cada persona era consciente, ¿no? Lo era ¿Verdad? Sí, lo era.

Haruhiro tenía razón. Él no podría estar equivocado. ¿Y ahora qué?

Por fin, llegó el momento. Fue aquí.

Había sospechado que llegaría eventualmente. No es que lo hubiera querido. Él había esperado que no fuera así.

Los Tokkis eran un montón de bichos raros y eran un verdadero desastre, pero eran personas divertidas con las que estar. Si le preguntaras si fue porque podría usarlos, para ser demasiado franco, sí, ese era uno de sus aspectos. Ninguno de los Tokkis era particularmente un mercenario. No eran del tipo calculador que andaba con gente o los ayudaba porque tenían algo que ganar. Eso no significaba que pudiera confiar en ellos implícitamente, pero los Tokkis probablemente nunca apuñalarían a Haruhiro por la espalda otra vez. No eran el tipo de personas que se desviarían del código de honor que tenían. Aun así, podría llegar un día en el que se separaran.

Haruhiro había temido que viniera.

Estaba listo para aceptar que los Tokkis podrían arrastrarlos a situaciones que les causaban algo de dolor. Estos eran los Tokkis, después de todo. Si él no aceptaba al menos eso, la alianza no iba a funcionar.

Pero eso solo se aplicaba al dolor del que podían recuperarse. Había límites.

Si iban a hacerse cargo de esas cosas, tenía que estar listo para algo más que dolor. Daños importantes, bajas, pérdidas. Tenía que estar preparado para la muerte.

Si se encontraran espontáneamente en una situación en la que luchar contra ellos fuera la única opción, eso sería una cosa. Sin embargo, arrojarse deliberadamente a ese tipo de peligro era absolutamente imprudente.

Si lo discutieron como un equipo, otros podrían estar en desacuerdo. Es por eso que no haría eso. Esto iba a ser completamente elección de Haruhiro. Él ya había decidido. Iban a separarse de los Tokkis.

Él no diría algo ingenuo como: trabajemos juntos de nuevo, si surge la oportunidad. Eso sería un razonamiento egoísta, lo que significa que puedes contarnos cuando es peligroso, pero si no es peligroso, estamos de acuerdo en unirnos. A veces trabajar con ellos y otras veces no era algo en lo que Haruhiro quería involucrarse.

Miró a Tokimune a los ojos. Lo siento, estaba por decir-

De repente, debajo de su ropa, esa cosa que mantuvo en contacto constante con él comenzó a vibrar. “Whoa …”

En estado de shock, Haruhiro olvidó por completo lo que había estado a punto de hacer. ¿Qué fue de nuevo, de todos modos? Correcto, antes de eso, tenía que lidiar con esto primero.

Esa cosa colgaba de su cuello en una cadena como un colgante. Cuando se metió la mano por el cuello y la sacó, el extremo inferior brillaba en verde. Era un objeto como una piedra negra y plana. Pero esta no era una piedra corriente.

“¿Qué es eso?” Tokimune levantó una ceja.

“Uh, um, esto es …”

Mientras Haruhiro estaba decidiendo si explicar o no, la cosa-el receptor-comenzó a vibrar y producir sonido. No solo sonido, una voz.

“Miembros de Day Breakers, ¿están escuchando? Este es Soma “.

“¿Haeeee ?!” Anna-san dejó escapar un extraño grito de sorpresa desde los hombros de Tokimune, sus ojos salieron de su cráneo.

“¿Dijo ‘Soma’?” Tada ajustó la posición de sus gafas.

“Por Soma, se refiere al Soma, ¿no?” Kikkawa parecía listo para comenzar a bailar con alegría en cualquier momento. [6]

“Somático …” Mimorin murmuró algo irrelevante.

“Heh …” Por alguna razón, Inui sacó su espada y mostró un movimiento de práctica.

Haruhiro miró a Ranta, Shihoru, Yume, Merry y Kuzaku.

No le habían dicho a los Tokkis que eran una triste mancha en la lista de los miembros de los Day Breakers. Ranta había querido jactarse de eso, pero Haruhiro lo había hecho callar.

No . Honestamente, todavía es difícil de creer. Tenemos el receptor como prueba, por lo que no hay manera de que fuera un sueño. Aun así, simplemente no podemos vernos como miembros de los Day Breakers de Soma. Simplemente no se siente real. Quiero decir, Soma nunca nos contactó. Tampoco sé mucho sobre los Day Breakers. Incluso si me pides que lo crea, ¿no es difícil?

Esto fue dificil.

“Planeamos regresar al solitario puesto de avanzada mañana por la noche”, dijo la voz de Soma.

Sin embargo, cuando oyó la voz de Soma de esta manera, pudo creerlo. La tenia que hacerlo.

“Repito. Planeamos regresar al solitario puesto de avanzada mañana por la noche. Si pueden llegar allí, por favor, vengan. Quiero verlos de vez en cuando. Lilia, ¿quisiste decir algo?”

“¿Por qué? ¿Por qué me preguntas?!”, gritó su voz.

“Solo pensé que lo harías. ¿No puedes?

“¡No es que no pueda, solo …!”

“Ya veo. No puedes, eh “.

“¡Yo puedo! Por favor, pásame el transmisor”.

“Claro”, dijo Soma.

Esto fue seguido por el sonido de Lilia aclarando su garganta. “No tengo nada en particular que decir, pero para muchos de ustedes, ha pasado mucho tiempo desde que nos conocimos. Espero con ansias: no, no estoy ansiosa por hacerlo, pero son libres de sentir lo que quieran. Hagan lo que quieran. Eso es todo.”

El receptor dejó de vibrar y la luz verde desapareció.

Haruhiro suspiró, buscando medir la reacción de Tokimune. Tokimune estaba sumido en sus pensamientos. ¿En qué demonios estaba pensando? Haruhiro no podía imaginar.

“Erm… S-Sobre esto …” Haruhiro buscó palabras. “Bien, ¿qué puedo decir…?”

“Si lo haremos de todos modos, ¿por qué no invitar a Soma?” Preguntó Tokimune.

“¿Huh?”

“Para cazar al dios gigante”.

“…¿de nuevo con eso?”

“Soma probablemente estaría preparado si lo invitáramos”, dijo Tokimune.

“¿Qué? ¿Huh? Espera, espera … ¿Tú y Soma-san se conocen?… ¿Huh …?

“Nos alistemos al mismo tiempo, y, sí, podría decir que nos conocemos, supongo. Hemos ido a tomar unas copas varias veces “.

“No, pero …” Haruhiro estaba perdido por las palabras.

¿Pero qué? ¿Qué es?

Entonces, ¿qué debería hacer?

¿Qué va a pasar aquí?


 

Notas de Traducción:

[1] Aquí, Yume confunde el bosom (íntimos) con Possum (zarigüeya). El chiste se perdió en la traducción, y creo que lo mismo sucedió con los traductores de las ingles, tal vez por eso pusieron un chiste propio, cuando tenga la versión Raw lo corregiré.

[2] En esta parte, se confunde Ranta, confundió el bosom (el significado es íntimos, pero puede significar seño o pechos el sustantivo, aun asi, el termino en ese caso es “intimos”) con boobie (pechos). También el chiste se perdió en la traducción, y como dije, lo arreglare cuando lea la versión RAW (japonesa) así que por ahora, conténtense con el chiste de los gringos.

[3] Inui y Anna ya lo confundieron con palabras que sonaban completamente distintas, inui dijo Chest (cofre) y anna syrupy (Endulzados) aunque también puede ser viscoso, el contexto que utilizo fue para llamarlos demasiado dulces, por eso Endulzados.

[4] Gyudon:  es un Donburi (abreviado don) en el que el ingrediente principal, además del arroz, es carne de ternera (gyū, en japonés) y cebolla cocidos en una salsa dulzona a base de sake, mirin y salsa de soja.

[5] por si no lo conocen. Los escarabajos peloteros son esos escarabajos que siempre llevan esferas/pelotas de estiércol.

[6] por si no entendieron el chiste, Kikkawa hace referencia a la droga que aparece en la novela “un mundo feliz” en la que los personajes la consumen y con la que curan sus penas, ya que en la novela el soma es una droga que todo el mundo toma cuando se encuentra deprimido. Volviéndolos felices.

Cortesía de

[Grimgar] Volumen 6, Capítulo 3: “Con todo mi Corazón”

– ¿Y? Entonces, ¿y que hubiera sido asi? ¿Eso significaba algo?

No lo hizo. No había nada que él pudiera hacer al respecto.

Las emociones de Haruhiro no tenían nada que ver con la forma en que todos vivían el día a día. Sus sentimientos no influyeron en eso.

Había resuelto esos sentimientos ahora, o se podría decir que los aceptaba. De hecho, toda su frustración se había evaporado en este punto. Ya ni siquiera le importaba lo que estaba pasando entre Merry y Kuzaku.

Bueno, no había llegado al punto en que pudiera pensar, “les deseó lo mejor a los dos, pero, claro, bien, hagan lo que quieran. Oh, por cierto, puedes pensar que lo estan manteniendo en secreto, pero yo ya lo sé-“

¿Tal vez?

Sí, sinceramente, él tampoco podía pensar eso.

Pensaban que era un secreto, pero él lo sabía. ¿Qué podría hacer él para resolver esa brecha? ¿Debería tratar de resolverlo por todos? Él no estaba seguro.

Era incómodo.

Entonces, cuando surgió la idea de “Regresemos a Alterna por un tiempo”, fue de gran ayuda.

Había ahorrado una buena cantidad de dinero, así que ya era hora de que aprendiera al menos una nueva habilidad y también quería hacer algunas compras.

Además, quería enfrentarse a sí mismo correctamente. O más bien, quería algo de tiempo. Ordenando sus sentimientos y todo eso, ¡no era tan fácil!

En el transcurso de aproximadamente dos días, viajaron desde el campamento del Reino del Crepúsculo, pasando por el solitario puesto de avanzada, luego cruzando la Llanura de los vientos veloces, hasta Alterna.

Se separaron allí por un tiempo. Haruhiro fue al gremio de los ladrones, donde pasó siete días aprendiendo [Stealth] [1], la máxima habilidad de ladrón. Había reflexionado aprender la habilidad [Air Throw] del arte de pelear y asesinar, pero como el lánguido y aburrido líder del equipo que hacía varias veces de explorador, lo que realmente quería era el conjunto completo de habilidades que le permitieran ocultar su presencia. y no ser detectado por otros.

Pagó 20 monedas de oro al gremio por ello. No era barato, en realidad era caro, pero si no lo aprendía correctamente, se lo estaría perdiendo. Además, la maestra de Haruhiro, Bárbara, era muy estricta, por lo que no había posibilidad de que le permitiera tomar atajos.

“Pensé que iba a morir …” gimió Haruhiro.

Esta vez, sin ninguna broma o exageración, le habían dicho que muriera. Para convertirse en un cadáver.

[Stealth] se compone de lo que podría clasificarse en general en tres técnicas:

La primera, para eliminar tu presencia-[Hide] (Ocultar).

La segunda, moverse con tu presencia eliminada-[Swing] (Movimiento).

La tercera, utilizar todos tus sentidos para detectar las presencias de otros-[Sense] (Sentido).

Cuando comenzó con [Hide], la primera etapa, Barbara le había ordenado a Haruhiro, ¡Muere! y luego lo castigó sin piedad cuando no podia hacerlo lo suficientemente bien. Ella había roto dos, o tal vez tres huesos, y luego lo había forzado a entrenar usando [Hide] en ese estado.

Había una persona con un fondo sombreado, un antiguo ladrón que ahora se había convertido en sacerdote. Cuando alguien se lastimaba en el gremio de ladrones, él venía a curarlos, pero aún era cuestionable si ella debería estar presionando a sus estudiantes hasta el punto de desmayarse en extrema agonía. Era simplemente cruel.

Como Barbara-sensei le dijo, si no lo destrozaba bajo estas condiciones extremas, no aprendería correctamente. Ella estaba haciendo todo esto por él. Debería llorar lágrimas de gratitud.

De hecho, fue una prueba que no pudo superar sin derramar lágrimas. Podía entender que lo que decia Barbara tenía algo de verdad. Sin embargo, si hubiera cometido un error, Haruhiro podría haber muerto. Era aterrador.

Sin embargo, haberlo soportado dio resultado. Los fundamentos de [Stealth] ahora se habían filtrado a fondo en la cabeza y el cuerpo de Haruhiro y nunca los abandonarían. Ahora, incluso cuando solo estaba vagando distraídamente por Alterna en la noche, se movia utilizando [Hide], [Swing], y [Sense] sin proponérselo. Era un poco espeluznante, si él mismo lo decía.

“Tienes una aptitud para esto”, había dicho Barbara, ofreciéndole un cumplido raro. “Realmente tienes adaptarse a esta línea de trabajo”.

“Bueno …” Haruhiro sonrió un poco mientras se mezclaba con las multitudes del mercado. “Me alegré al escuchar eso, sí …”

Incluso esto es por ser un ladrón, ¿lo sabes? él pensó. No hace falta decirlo, pero un ladrón es alguien que roba cosas. Un ladrón.

Aparentemente, el gremio de los ladrones tenía su origen en una sociedad secreta de ladrones, [Black Widow] [3], que había trabajado entre las sombras en el Reino de Arabakia. Cuando Arabakia había avanzado hacia la frontera, [Black Widow] había ofrecido ayudar al Ejército Real a cambio de la liberación de sus compañeros encarcelados. Esta oferta había sido aceptada, y algunos de los ex prisioneros que habían sido enviados a una muerte segura como exploradores en la frontera habían pasado a crear el gremio de ladrones.

“Realmente es toda una historia heroica”, pensó Haruhiro. ¿Es por esos orígenes que el entrenamiento del gremio de ladrones es tan duro? ¿O es Barbara-sensei simplemente una sádica?

Cualquiera que sea el caso, un ladrón sigue siendo un ladrón. Algunos de ellos usaron mal las habilidades que habían adquirido en el gremio de los ladrones para disfrutar de una vida de hurto interminable. Haruhiro no había pensado mucho en ello antes de convertirse en ladrón, o mejor dicho, no había pensado en ello en absoluto, pero cuando dijo: “Soy un ladrón”, hizo que unas pocas personas fruncieran el ceño. Especialmente aquellos que viven vidas normales en Alterna.

Eso es solo un prejuicio, podría intentar explicarlo. La mayoría de los ladrones en el gremio de ladrones son soldados voluntarios, y no roban nada. Pero el arte del robo todavía tenía habilidades como [Picking], [Burglary] e incluso [Pickpocket] [4], todas las cuales tenían aplicaciones prácticas. Si uno estuviera tan inclinado a eso, un ladrón podría recurrir al robo en cualquier momento. Era difícil culpar a las personas por ser cautelosas.

“No es un oficio respetado, supongo”, murmuró Haruhiro.

Le gustaba esconderse y hacer reconocimientos. Le convenía, hasta el punto de que pensó que era su vocación.

Pero un ladrón, eh …

“Tal vez deberían haber cambiado el nombre …”

Cuando se formó el gremio, no tendrían que haberse llamado ladrones. Deberían haber ido con otra cosa. ¿O nuestros antecesores que fundaron el gremio de ladrones se enorgullecen del hecho de que fueron ladrones? No, pero ¿es algo de lo que te enorgullezcas?

“El gremio de los ladrones no tiene código, por lo que alguien podría incluso comenzar otro gremio… No, no es que yo haría eso, por supuesto”, murmuró. “¿Alguien más lo hará por mí?”

Si alguien lo hiciera, Haruhiro se uniría a ese gremio en un segundo.

Sería un poco triste romper mi relación de maestro y aprendiz con Barbara-sensei, ¿tal vez? ¿Tal vez no? Quiero decir, Sensei da miedo.

Bueno, no era como si lo estuviera considerando seriamente. Realmente no importaba mucho.

Ranta había dicho que pasaría seis días aprendiendo una habilidad de lucha oscura, Ausente. Shihoru había dicho que pasaría cinco días en [Shadow Pond][5], que pertenecía a su principal especialidad, Magia Oscura, y luego dos días tratando de aprender el hechizo de [Kanon Magic Ice Globe] [6]. Parecía que Yume tenía algo en mente, y había planeado pasar un total de siete días en habilidades como Hunting, Tracking, Pit Trap, and Bear Trap. [7]

Debido a que Merry no podía usar magia de luz en el Reino del Crepúsculo, ella había elegido pasar cinco días aprendiendo la habilidad de autodefensa [Revenge], mientras que Kuzaku había decidido pasar seis días aprendiendo las técnicas defensivas de espada y espada de Tug of War. [8]

Haruhiro, Shihoru y Yume habían pasado siete días entrenando, Ranta y Kuzaku seis, y Merry cinco. En cuanto a los Tokkis, Anna-san y Tada finalmente aprendieron [sacrament]. Los otros habían trabajado arduamente en su propio entrenamiento, luego usaron su tiempo sobrante para hacer lo que fuera. Mañana todos se encontrarían de nuevo.

Ranta probablemente estaba ahora en el Callejón Celestial, es un mujeriego. Haruhiro no sabía mucho al respecto, pero Alterna tenía burdeles … ¿Así era como los llamaban? Lugares donde pagan dinero para que las mujeres estuvieran con ellos, y no faltaban personas que los patrocinaban.

De hecho, Ranta lo había invitado a venir una vez. Cuando se negó, Ranta lo había golpeado bruscamente. Aparentemente no tenía las agallas para ir solo, y había estado tratando de arrastrar a Haruhiro con él. Si hubiera querido ir, debería haber mantenido la cabeza en alto y hacerlo. Sin embargo, Ranta simplemente no había podido presionarse para dar ese paso, y sin duda todavía no se lo había hecho. Probablemente estaba en un bar con chicas que le servían bebidas, ahogaban sus penas o se aferraban a las chicas o algo por el estilo.

Merry y Kuzaku estaban-

¿Bueno, ya sabes? Probablemente estén en algún lugar juntos. ¡Por supuesto que lo estarían! Parecen estar saliendo, quiero decir. Me pregunto si lo están haciendo. No es que me importe. Por favor, construyan una familia maravillosa para ustedes. ¿Me estoy adelantando por mí mismo? Bueno, podría suceder eventualmente. Siento que eso podría ser algo bueno… ¿Tal vez…?

La campana comenzó a sonar. Era la campana de las seis de la tarde. La campana para el control del tiempo en Alterna comenzaba a sonar cada dos horas desde las seis de la mañana. A las seis de la tarde, tocaba siete veces para informar a la gente de la llegada de la noche, luego se irían a dormir hasta el día siguiente. Las tiendas en el mercado comenzarían a cerrarse, mientras que el callejón celestial se volvería más animado.

Haruhiro se detuvo frente a la Yorozu Deposit Company. “Hey.”

“¡Tardaste, Yeah!”, Dijo Anna-san, hinchando sus mejillas con enojo y saltando. “Tal vez, no, ¿yeah? Porque no llegaste tarde, ¿verdad? Pero, para una cita, ¿el hombre tiene que llegar temprano? ¡Yeah!”

Haruhiro inclinó la cabeza. “Lo siento.”

“¿No estás actuando con rectitud, yeah?”

“… ¿Te refieres a la sinceridad?”.

“Con sinceridad, yeah!”

“Oh, lo entiendo”, dijo Haruhiro. Ella quería decir que era directo con ella, ¿eh? Quiero decir, pensé que ella estaba hablando sobre el otro tipo de rectitud. Que embarazoso.

Haruhiro miró vacilante a la chica alta que destacaba sobre Anna-san. “…Hey.”

“Sí”. Sonrió Mimorin, ¿tal vez? Su expresión nunca cambió mucho, así que era difícil de decir. “He querido verte”.

Sus palabras fueron lo suficientemente directas como para que no hubiera forma de malinterpretarlas. Ella era tan directa que le dolía el estómago.

“… Ya veo”, murmuró.

“¿Y tú, Haruhiro?”, Exigió.

“¿Huh, yo?”

“¿También querías verme?”

“Um …”.

Haruhiro bajó la cabeza. Le hizo querer dar una respuesta diplomática. Si lo hiciera, eso hubiera sido más fácil. Por el momento, al menos. Pero no pudo hacer eso.

Haruhiro levantó su rostro, mirando a Mimorin a los ojos. “Tal vez no tanto”.

Ella jadeo con dificultad.

“Decir eso con una voz inexpresiva no ayuda …”

“Estoy muy herida. Mi corazón está roto.”

“Ahí, ahí, yeah”. Anna-san frotó la espalda de Mimorin, o más bien su trasero. Podía ver las lágrimas brotar en los ojos de Mimorin, e incluso Haruhiro se sorprendio por eso.

“No, espera, ¿eh? ¿Dónde está Kikkawa? Se suponía que él también estaría aquí hoy … “

“¿Hubo circunferencias?” Dijo Anna-san, mientras continuaba frotando el trasero de Mimorin mientras se encogía de hombros. “¡Oh! ¿No eran circunstancias? Por eso Kikkawa no está aquí, yeah”.

“Con Kikkawa, habríamos sido cuatro de nosotros, y podríamos haber tenido un tiempo productivo para conocernos. Por eso dije que estaba bien con esto … “

“En la vida, hay ups, ¡hay baches! ¿Yeah? “Dijo Anna-san.

“No lo entiendo …”

“¡Mierda, necesitas entender el corazón de una doncella, maldita sea! ¡Yeah!”

“Está bien.” Mimorin se secó las lágrimas de los ojos con los dedos índice. “Esto no es suficiente para desalentarme”.

Desanímate, por favor

Haruhiro pensó eso, pero no era como si quisiera romper el corazón de Mimorin. Si es posible, no quería que ella terminara lastimara.

Ella podría estar en el equipo de otra persona, pero eran como aliados, por lo que quería llevarse bien. Por lo menos, no quería que haya una atmósfera tensa. No quería nada especial, solo era para que las cosas se sintieran normales entre ellos. Sin embargo, Mimorin no sentía lo mismo por alguna razón, y él había recibido invitaciones en repetidas ocasiones para salir con ella a través de Anna-san.

Al principio, había sido para reuniones uno a uno con Mimorin. Bueno, básicamente algo así como una cita. Estaba claro que Anna-san había estado tratando de lograr que pasara todo siguiendo la corriente y se contactara con ella, por lo que él declinó educadamente.

Eso no fue suficiente para que Mimorin se diera por vencida, y Anna-san probablemente también se había enojado por eso, así que le habían preguntado por una cita una y otra vez. En última instancia, incluso Tokimune le había pedido que le hiciera un favor, y que salga con ella, solo una vez.

Si se hubiera negado obstinadamente, había pensado que podría llevar su relación con la gente por el camino equivocado, pero Haruhiro podría ser bastante obstinado. Él había dado condiciones.

Una reunión uno-a-uno estaba fuera de discusión. Porque, como él ya le había dicho claramente, a Haruhiro no le interesaba. Si alguien más estaba presente, y era estrictamente como amigos. Haruhiro no odiaba a Mimorin ni nada, por lo que no tendría ningún problema con eso. Así fue como Mimorin, Anna-san, y otra persona ocasionalmente saldrian a comer con Haruhiro, o salían a caminar juntos.

Esta vez, porque habían regresado a Alterna por primera vez en un tiempo, la sugerencia había sido que los cuatro, Mimorin, Anna-san, Haruhiro y Kikkawa, irían a cenar a un restaurante decente. No había ninguna razón para que él dijera que no, así que había aceptado.

Honestamente, todavía se sentía un poco vacilante. Pero no podía negar que comenzaban a sentirse un poco vagamente como amigos, ¿entonces quizás podrían pasarla bien? Eso fue lo que pensó.

Tal vez había sido ingenuo. Él había caído en su trampa.

Él no estaba contento.

Él no estaba enojado tampoco, sin embargo. Enojarse solo lo cansaría.

“Bueno, de todos modos, ¿tendremos algo que comer?”, Preguntó Haruhiro.

“Voy a comer.” Mimorin asintió con la cabeza.

Whoa, pensó Haruhiro. Los ojos de Mimorin brillan. ¿ella Esta tan feliz?

Cuando alguien más está tan feliz, es difícil no estar feliz con eso. Pero, bueno, no me desagrada, ¿sabes? Como persona. Aunque creo que ella es bastante rara. Ella es muy alta, lo que significa que tengo que mirarla hacia arriba y me duele el cuello, pero ese no es un problema importante.

Los tres se dirigieron hacia un lugar que Anna-san dijo que había escogido. Sorprendentemente, el cocinero, que también era el propietario, era un elfo. Este restaurante era popular por su carne picante y gran variedad de platos de verduras.

Era un restaurante largo y angosto, También estaba lleno de gente, pero consiguieron entrar de alguna manera. Había una pequeña mesa en la parte de atrás con sillas de cuatro patas alrededor. Anna-san y Mimorin se sentaron a un lado, mientras que Haruhiro se sentó frente a ellas. El pedido fue realizado por Anna-san, a quien realmente le gustaba estar a cargo en ocasiones como esta.

La cerveza Artesanal bajo más fácil que la cerveza normal. Cada plato desprendía un maravilloso aroma que estimulaba el apetito, y el sabor era bastante bueno también.

Durante la comida, Mimorin no dijo nada. Anna-san fue muy habladora, aunque siempre lo era. Además, Mimorin se sentó derecho, apenas haciendo ruido. La forma en que comía era muy ordenada.

Anna-san estaba comiendo muy salvajemente. Para ser perfectamente franco, sus modales eran atroces. La verdad era que Haruhiro no soportaba a las personas que siempre dejaban caer la comida, golpeaban las cosas y masticaban ruidosamente. Él no le dio un sermon ni frunció el ceño, pero deseó poder hacer algo al respecto.

En ese momento, tenía una opinión favorable de Mimorin. Honestamente, él no la odiaba como persona.

“¿Entonces?” Anna-san, que parecía haberse emborrachado un poco, fijó su mirada en él, luego dejó escapar un eructo que olía fuertemente a hierbas. “¿Qué desenterrar no te gusta acerca de Mimorin? Eres solo un estúpido Haruhiro. ¡Qué demonios, muchachito cereza! “ [9]

“¿Qué demonios quieres decir …?” Haruhiro miró para medir la expresión de Mimorin.

Sus ojos se encontraron. Ella lo estaba mirando fijamente.

“Espera, ¿de eso es de lo que estamos hablando? Estoy listo para decir que solo seamos amigos, de verdad … “

“Puedes estar bien con eso, pero Mimorin no está bien, ¡Yeaah!” Gritó Anna. “¡Comprende eso, pelele! ¿Entender?”

“No entiendo”, dijo rotundamente.

“¡¿Por qué no?! ¿Muerto o muerte?! “

“Si esas son mis opciones, estoy muerto de cualquier manera …”

“¡No hay regresos ingeniosos! ¡Respóndeme! “Anna-san golpeó la mesa. “¿Qué pasa con Mimorin, yeah? Si no tienes buenas razones, no te lo perdonaré, ¿yeah?

“Anna-san, c-cálmate”, murmuró Haruhiro.

“¿Cómo puedo calmarme, ¿eh?”

“Bueno, al menos mantenlo en silencio …”

“¿Por qué, tú, por qué estás tan tranquilo? ¡Joder, me cabreas!

“No sé qué decirte allí”.

El restaurante se hizo más silencioso a medida que Anna-san se calentaba cada vez más. Esto fue realmente incómodo.

Haruhiro se aclaró la garganta, frotándose la frente. No quería tener esta charla, pero si no daba una respuesta seria, Anna-san no iba a detenerse.

“Bueno… no sé”, dijo Haruhiro. “No es … ¿qué es? No es que haya algo malo en ella, o que no me gusta, o algo así, ¿sabes?

“Entonces”, preguntó Mimorin, inclinándose, “¿qué?”

“Hmm …” Haruhiro cerró los ojos, frotándolos con ambas manos. “No estoy seguro de poder explicarlo tan bien. Tengo la sensación… de que me falta la experiencia “.

“Es lo mismo para mí”, dijo Mimorin.

“Y para Anna-san, también, ¿yeah?”

“… Y-ya veo. Erm, entonces, es como, ¿sabes? No es una cosa lógica, ¿verdad? Este tipo de cosas no lo es. Quiero decir, obviamente, ¿sí? Hay cosas como decir que le gusta la cara de una persona, o que hayan sido amables contigo, ese tipo de cosas. Las razones por las cuales las personas, básicamente, se enamoran, ¿y tal? Los factores desencadenantes. En algunos casos, puede haber uno, pero ¿eso es todo? Tal vez no….”

“Te amo, Haruhiro”, dijo Mimorin. “Tienes razón, no hay lógica detrás de eso”.

“No, escucha”

Casi dijo: Gracias, pero se obligó a detenerse. No había duda de que le hacía sentirse incomodo por eso. Si él le daba las gracias, eso sería una mentira.

“Sí”, dijo Haruhiro. “De alguna manera, bueno, sí…te gusto, cierto, erm, no es que no sea algo bueno de ti, es que simplemente no tengo ese tipo de sentimientos hacia ti en absoluto, ya sabes. Es malo de mi parte decir eso sin rodeos. No, ¿quizás no es así?”

“Por supuesto que eres malo, ¿yeah? Ohhh, Mimoriiiin, Mimoriiiin … “

Anna-san perdió la cabeza, tratando de abrazar a Mimorin por los hombros, pero, dado su tamaño relativo, no podía abrazarla. Fue un desafío imposible.

Da lo mejor de ti, Anna-san, pensó Haruhiro. Mimorin siguió llorando. Pero hombre, ella seguramente parece estar angustiada. Cuando la miro, me duele el pecho. Sin embargo, eso no significa que vaya a ceder ante la emoción.

Anna-san también comenzó a llorar, y cuando lo miró con sus ojos llorosos y enrojecidos, honestamente quería huir. “¡Haruhiro no tiene corazón! Es un hombre tan frío, ¿yeah?

“Oh, claro”, dijo. “No puedo culparte por llamarme así”.

“¿Tu, semilla de maíz?”

“¿Huh? ¿Semilla de maiz…? Oh, ¿lo reconozco? “Preguntó Haruhiro.

“¡Ese! Esa es la palabra, ¿yeah? ¡¿Como la conocias?! ¡Qué increíble!”

“Bueno, tengo que admitirlo, estoy sorprendido de que lo haya reconocido yo mismo, pero-“

“¡Eso no importa, yeah!” Gritó Anna-san.

“Por supuesto que no lo hace…”

“No”, dijo Mimorin con un resoplido. “Haruhiro no tiene un corazón frío”.

“¿Qué?!” Gritó Anna-san.

“Haruhiro no es frío”, dijo Mimorin. “Simplemente no es un mentiroso”.

“Nghhh.” Anna gimió, sosteniendo su cabeza. “¿No eres un mentiroso? Pero…”

Estás empezando a actuar como un hombre de mediana edad, Anna-san, pensó Haruhiro.

“Simplemente no dice cosas que dejen una falsa impresión”. Mimorin se mordió el labio con fuerza. “Él no me da, a quien no ama, alguna esperanza”.

“Gwahhhhhhhhhhh.” Anna-san comenzó a quitarse el pelo, forzándose a sí misma a hablar con una voz que sonaba como si pudiera comenzar a toser sangre. “Mimoriiiiiiiiiin, no tienes que decir todo eso, ¿yeah?”

“Yo lo entiendo.”

“Peeer-“

“También me encanta eso de él”.

“Ohhhhhhhh!”

“Te amo”. Mimorin miró a Haruhiro mientras las lágrimas corrían por su rostro. “Entonces, por favor, déjame tenerte como mascota”. “No, me equivoque. Sal conmigo.”

“Lo siento.”

“Esperaba esa respuesta”.

Haruhiro continuó vacilante. “Bueno, sabes… incluso si toda la cosa de la mascota es algo extraña, puedo ver que hablas en serio sobre esto, y, bueno, puedo entender, pero… mientras lo comprendo, a mi manera, y todo… pero eso es lo que empeora las cosas… como, ¿sabes? No puedo decir cualquier cosa… “

 

ilustracion 4

 

“¡Idiota!” Gritó Anna-san, señalando con el dedo a Haruhiro. “¡¿Eres estúpido?! ¡Tú estás en la edad en que quieres hacerlo todo el tiempo! Día y noche, ¡piénsalo! ¡Tú eres joven! ¿Por qué no salir con ella y hacerlo? Puedes, ¿no? ¡Estás en la temporada de apareamiento! ¡Yeaah!”

“Estas siendo muy lasciva sobre esto, Anna-san”, dijo Haruhiro.

“¡Cállate, yeah! ¡Mira! ¡Las tetas de Mimorin! Boing! ¡Ella tiene muy buen cuerpo! Ella lo tiene, ¿yeah? ¡¿No quieres hundir tus dientes en eso?! “

“No, no voy a estar haciendo eso”, dijo Haruhiro. “No soy Ranta. Bueno, él también solo habla, así que dudo que realmente haga algo”.

“¡Mimorin es la cabeza de anguilas sobre ti!”[10]

“Te refieres a la cabeza sobre los talones …”[10]

“Con sus interminables sexcnicas, ¡te sirve sin fin, sin dudas!”

“… ¿Sexcnicas?”

“Las técnicas sexuales son sexcnicas, ¿Yeah? ¡Técnica especial! ¡¿Ya lo sabes?!”

“Si, más o menos. Pero estás siendo un poco ruidosa … “

“¡Además, ella es virgen! ¡Virgen! ¡Ni siquiera tuvo su primer beso todavía!

“Eso es verdad”. Por alguna razón, Mimorin confirmó esto con franqueza.

¿Era ese un punto importante, tal vez? Haruhiro realmente no lo entendió, pero había una cosa que le parecía desconcertante si era verdad.

“¿Huh? … Entonces, ¿qué pasa con esta técnica especial…?

“Estudiaré”. Mimorin asintió de nuevo. “Está bien.”

“Déjalo todo a Anna-san, ¡¿yeah?!” Anna-san golpeó con una mano su amplio pecho, aunque no tan amplio como el pecho de Mimorin. “Anna-san la tomara de la mano y le enseña todas y cada una de las técnicas que hay, ¡yeah!”

“Tienes mucha experiencia… ¿entonces?” Preguntó Haruhiro vacilante.

“¡No seas tonto, niño pervertido! Obviamente soy una virgen pura, ¿yeah?”

“No, pero entonces-“

“Je, je,” Anna-san puso una sonrisa atrevida y se pellizcó el lóbulo de su oreja. “Anna-san sabe mucho sobre sexo. Soy el tipo de chica que aparece una vez por siglo, ¿sabes? Será fácil.”

“…Ya veo.”

“En mi imaginación, hago que más de un millón de personas lleguen al clímax, ¿sabes?”

“Tal vez estás fantaseando demasiado”.

“Obviamente fue una broma, ¿yeah? ¡Porque Anna-san es una virgen pura, decente y santa!

“Bien, bien. Lo que sea…”

Haruhiro tomó un sorbo de su cerveza Artesanal y miró hacia abajo. El interior del restaurante no estaba en silencio como lo había estado hace un momento, pero Haruhiro y los demás todavía estaban llamando la atención, y más de unos pocos clientes estaban escuchando. Anna-san de seguro que le gustaban sus bromas sucias. Haruhiro no las odiaba especialmente ni nada por el estilo, pero a él tampoco le gustaban demasiado.

“Entonces, ¿qué tal?!” Anna-san tomó un trago largo de su cerveza a base de hierbas, luego dejó escapar un suspiro de satisfacción. “Por ahora, ¿intenta salir con ella? ¿Inténtalo? No es un mal negocio, ¿yeah? Porque, con su lindo cuerpo, ¿te ahogaras con tus sucios deseos todos los días?

“Sí, no, pasaré”.

“¡Jodete!” Anna-san demostró su enojo.

No importa lo que dijeran, él no iba a ceder en esto. Especialmente porque eran sus aliados, pero incluso si no lo fueran, él habría sentido lo mismo. No le gustaba salir con alguien por quien no contenía sentimientos románticos. O más bien, Haruhiro sintió que era imposible para él hacer eso. Incluso si ella le pagara, él se sentiría de esa manera. No, si le ofrecían dinero, eso podría empeorar las cosas.

¿Tal vez solo estoy siendo terco?  él pensó. No puedo negar la posibilidad, pero el punto es que así soy yo.

“¿Hay alguna…” comenzó Mimorin, luego las lágrimas comenzaron a correr nuevamente y ella las limpió con su mano. “Lo siento. Por llorar “.

“… No”, murmuró. No sabía por qué, pero eso hizo que su corazón saltara de un latido. Ahora, ¿por qué podría ser eso? ¿Por qué su corazón había saltado con un latido? Haruhiro mismo no sabía en absoluto. “N-No necesitas disculparte. Erm, ayudaría si dejaras de llorar. No es como si quisiera hacerte llorar. No quiero que llores … “

“Esta es la primera vez para mí”, dijo Mimorin. “Estoy tan triste, duele”.

“…Lo siento.”

“No te disculpes. No es tu culpa, Haruhiro. Simplemente fui y me enamoré de ti por mi cuenta “.

“Er, bueno, sí, eso es cierto, pero …”

“¿Puedo continuar con mi pregunta?” Preguntó Mimorin.

“Oh, adelante”.

“¿Hay alguna posibilidad?”

“…¿De que?”

“Incluso si no puedes hacerlo ahora”. Algún día…”

“Um, ¿te refieres en algún momento en el futuro?”, Preguntó.

“Sí.”

“Hrm …”

Haruhiro quería retorcerse y retorcerse, pero se contuvo desesperadamente.

“No estoy seguro. Eso es realmente difícil. Estoy perplejo.”

Sintió que, tal vez, decirle que no, que en ningún momento en el futuro podría ser posible, sería lo más amable de hacer aquí. En primer lugar, estaba mal que se enamorara de alguien como Haruhiro. El tiempo no era infinito. Incluso ahora, estaba pasando de largo. No era como si no creyera que ella debería renunciar a él y encontrar a alguien más, pero, ¿sabes?

¿Eso era algo que Haruhiro pudiera decidir? Mimorin, a su manera, había encontrado algo atractivo en Haruhiro. Como resultado, ella se había enamorado de él. ¿Haruhiro tenía derecho a negar esos sentimientos?

Después de haber trabajado junto a los Tokkis, había tenido una idea de cómo era Mimorin. Es cierto, ella era extraña. Ella era una maga, pero no podía deshacerse de los hábitos que había elegido como guerrera. Le asustó cuando la vio corriendo hacia el frente y agitado su espada. Sin embargo, ella era fuerte, y también era buena con una espada. Ella también se preocupaba profundamente por sus compañeros.

Ocasionalmente, ella era adorable.

Él realmente no la odiaba como persona. En todo caso, a él realmente le gustaba ella.

La forma en que lo miró directamente y no hizo nada más que presionar su afecto hacia él fue con lo que tenía un problema. Si no fuera por eso, honestamente, él no habría tenido ningún problema con ella.

Incluso tuvo una visión positiva de la personalidad de Mimorin. Por lo menos, le gustaba lo suficiente como para querer respetar sus pensamientos y sentimientos.

Haruhiro no sabía qué hacer con el afecto de Mimorin y pensó: si solo fuéramos amigos, sería más fácil, pero aun así … ¿no estaba mal que Haruhiro intentara cambiar sus valores o sentimientos para deshacerse de ellos? ¿de sus molestos sentimientos por él? Después de todo, Haruhiro solo estaba pensando en su propia conveniencia.

Además, si él le dijera que no había posibilidad de que se vieran juntos, seguro, podría decir eso, pero ¿no era mentira? Nadie sabía lo que podría traer el mañana. Era cuestionable si aún estarían vivos.

A pesar de eso, ¿sería mejor contar esa mentira?

¿O debería ser honesto hasta el extremo?

¿Qué estaba bien? ¿Qué debería hacer él por Mimorin? ¿y Para Mimorin? ¿Estaba Haruhiro realmente pensando en Mimorin? ¿No estaba simplemente fingiendo que se preocupaba por ella? ¿No era él un hipócrita?

“¿Puedo decírtelo directamente?” Preguntó Haruhiro por fin. “Bueno, voy a hacerlo. No sé lo que es posible No conozco el futuro. No soy solo yo; es lo mismo para cualquiera. Solo, en este momento, honestamente, creo que eres una persona interesante. Es divertido verte, y no me importa hablar, pero no puedo considerar una relación romántica. Realmente me siento como ‘¿No podemos ser solo amigos?’ No puedo hacer nada más que eso en este momento. Tal vez, dentro de algunos años, pueda decidir que me gustas de esa manera, pero no quiero pensar en eso. No es confiable. Incluso si comenzara a sentirme así, quizás ya tengas novio para ese entonces, y no habría nada que yo pudiera hacer al respecto. Es una cuestión de tiempo, ya sabes. Solo puedo hablar por el momento, lo siento. Tengo las manos ocupadas solo por el presente “.

Mimorin miró fijamente los ojos de Haruhiro, escuchando atentamente. No era que Haruhiro no lo encontrara intimidante, pero hizo lo posible para no apartar la mirada. Cuando terminó, todas sus fuerzas lo abandonaron.

Debo tener ojos muy soñolientos en este momento, pensó. No tenía sueño, pero estaba agotado.

“Lo entiendo”, dijo Mimorin, toda su cara temblando. Ella entrecerró los ojos, levantando las comisuras de sus labios en lo que probablemente era una sonrisa.

Ella entendió. Gracias a dios. Haruhiro cerró los ojos y dejó escapar un suspiro. Eso es una carga menos en mis hombros.

Ya sabes, mi cuerpo no es tan grande, y mi barriga tampoco, así que hay un límite de cuánto puedo llevar. Solo puedo tener algunas responsabilidades. Dirijo el equipo y hago mi trabajo de ladrón. Ese es el límite para mí. No tengo tiempo para pensar o hacer nada sobre otras cosas.

Está bien. Algo como el romance, No tengo tiempo para eso. Lo mismo ocurre con Merry. Si hubiera tenido la habitación para hacerlo, habría dicho algo. Sí. Tal vez no. De ninguna manera. No habría sucedido. Nunca. No podría haberlo hecho.

Es algo para estar agradecido, se dio cuenta. A pesar de sus insuficiencias, Mimorin se había enamorado de él. Este tipo de buena fortuna probablemente no llegaba a menudo. Puede que nunca vuelva. Esta podría ser la última vez. Rechazarlo podría ser un desperdicio terrible.

¿Pero qué más podría hacer? Era cierto que él no sentía eso por ella ahora. Él realmente no podía mentir sobre eso. No quería engañarse a sí mismo ni engañar a Mimorin. Él no pudo.

“Bueno, ahí lo tienes”, dijo.

“Pero te amo.”

“… ¿Comenzamos de nuevo?”, Preguntó.

Cuando abrió los ojos, Mimorin estaba mirando a Haruhiro. Sin una pizca de duda en ellos, sus ojos eran serios y llenos de sinceridad.

“En este momento, te amo. Amo a Haruhiro. ¿Es eso malo?”

“Vaya …” Anna-san silbó, encogiéndose de hombros hasta el punto de que sus hombros tocaron su cabeza. “Mimorin seguro es terca. Como una roca, ¿yeah? No, como el acero, ¿tal vez?

Haruhiro miró hacia el suelo y se rascó la parte posterior de la cabeza. No … ¿Está mal? Yo no soy de los que pregunta. No se trata de que esté mal o no. No tengo derecho a decirle que no lo haga. Esa es la elección de Mimorin. tengo que respetar eso.

Al final, diciendo: Gracias por entender. Bueno, seamos amigos, entonces sería una forma conveniente de manejarlo para Haruhiro. Si Mimorin lo aceptaba o no, eso dependía de ella.

De la misma manera, si Haruhiro aceptaba o no los sentimientos de Mimorin dependía de él, pero Haruhiro no podía cambiar los sentimientos de Mimorin. Los sentimientos de Mimorin pertenecían solo a Mimorin.

“No está mal”, dijo.


Notas de Traducción:

[1] Stealth: habilidad de sigilo.

[2] Air Throw: es difícil de traducir por el contexto, era algo confusa esa parte, pero supongo que significa “arrojar hacia el Aire”. Normalmente, es una técnica de pelea que utiliza los artistas marciales para arrojar a tu oponente utilizando la fuerza y el impulso del enemigo.

[3] Black Widow: significa Viuda Negra.

[4] Picking significa Recolección, Burglary significa Robo, y Pickpocket significa Carterista o Ratero.

[5] Shadow Pond: significa estanque de sombras. O charco de sombras.

[6] Kanon Magic Ice Globe: significa Cañón mágico, espera de hielo. (o globo de hielo)

[7] Hunting: cacería

Tracking: Rastreo

Pit Trap: Trampa de pozo

Bear Trap: trampa de osos.

[8] Revenge: Venganza

Tug of War: Remolcador de guerra

[9] desde allí, Anna-san comienza a hablar mal y con cosas poco entendibles porque esta borracha, lo aclaro por si alguien no entendió.

[10] es un juego de palabras que usan en esta parte, en ingles anna-san dice “Mimorin is head over eels for you!” cuando lo que en realidad quiere decir es “You mean head over heels” que es lo que Haruhiro lo corrigió. No sé cómo es el chiste en la versión japonesa, pero debe de ser algo parecido, para futuras correcciones, lo dejare asi por ahora.

Cortesía de

[Grimgar] Volumen 6, Capítulo 2: Mi amor es siempre así.

No había ningún sol que subiera o se pusiera en el Reino del Crepúsculo, sin mañanas ni noches. Las brújulas carecían de valor aquí, sin ninguna forma de saber las direcciones cardinales. Eso era inconveniente, por lo que Shinohara de Orion había hecho una propuesta.

Mirando desde la colina inicial, a lo lejos, había un objeto con forma de pilar que se elevaba hacia el cielo. Era de un tamaño y una forma que no parecían naturales, y probablemente lo había creado alguien. Sugirió que, por conveniencia, esa dirección sería Norte. Sin objeciones, todos habían aceptado esa idea.

Al este de la colina inicial, un par de aventureros llamados Lala y Nono descubrieron un valle donde crecían las plantas y un manantial con agua clara en el fondo. Por cierto, también habían sido Lala y Nono quienes habían llegado cinco días después de que Haruhiro y los demás descubrieran el agujero que había aparecido en el Pozo de minas de Grimble en el Agujero de las Maravillas (Wonder Hole).

Además de eso, Lala y Nono habían llamado a esas criaturas parecidas a murciélagos “Gremlins”. El nombre “ri-komo” ya no se usaba. Incluso Haruhiro y el resto los llamaban Gremlins ahora.

Lala y Nono nombraron el área donde se creía que los gremlins ponían sus huevos como; el Almacenamiento de Huevos, y en el área más allá de las Habitaciones de Gremlin. Naturalmente, Haruhiro y el resto estaban usando esos nombres también en este punto. Lala y Nono tenían una habilidad especial para los negocios, y habían ganado dinero al invitar a Orion, Iron Knuckle y los otros clanes influyentes al Reino del Crepúsculo y les cobraban por mostrarlos.

Lala y Nono fueron aparentemente muy diligentes y meticulosos. Buscaron en cada rincón y grieta de las Habitaciones de Gremlin y descubrieron la entrada a otro mundo, separado del Reino del Crepúsculo, donde siempre estaba oscuro y el amanecer nunca llegaba: el Reino de la Noche.

El Reino de la Noche estaba más o menos intacto. Después de todo, estaba oscuro, y había rumores de que los soldados voluntarios que lograban entrar o no allí, jamás podrían regresar. Parecía ser un lugar muy peligroso, y había rumores de que Lala y Nono seguían investigando en secreto.

En este día cuando esos rumores ociosos sentían que podrían tener algo de verdad en ellos, el Reino del Crepúsculo era el campo de caza número uno para los soldados voluntarios. Se había convertido de esa forma en casi nada de tiempo en absoluto.

Haruhiro se paró frente a su tienda, tomando un sorbo de agua de su cantimplora. Él suspiró. “Seguro que es increíble …”

En el área entre el valle que descubrieron Lala y Nono y al este de la colina inicial, no solo había diez, sino decenas de tiendas alineadas.

La mayoría de ellos pertenecían a soldados voluntarios que, como Haruhiro y los Tokkis, se alojaban en el Reino del Crepúsculo. El resto eran para aquellos que hacían negocios con soldados voluntarios: una cafetería ambulante, un bar ambulante, un herrero, una casa de baños, un distribuidor, una sucursal de la Yorozu Deposit Company, e incluso… ese tipo de personas que vendían “acompañamientos”. “Estas personas tenían sus tiendas de campaña preparadas cerca del valle, mientras que las tiendas de los soldados voluntarios se establecieron a su alrededor, formando una especie de aldea en miniatura.

Se llamaba el Acuerdo del Cuerpo de Soldados Voluntarios del Reino del Crepúsculo.

No, eso fue una mentira. Casi nadie lo llamaba con un nombre tan elegante. En resumen; “El acuerdo” era como lo llamaban.

La noche nunca llego.

Fuera de este mundo, probablemente ya estaba en la mitad de la noche, pero de alguna manera, no había tiempo aquí, por lo que realmente no parecía que fuera así. Anna-san tenía un reloj mecánico, por lo que Haruhiro y los demás dependían de él para despertarse por la mañana, estar activos durante el día y dormir lo más posible durante la noche.

Haruhiro realmente quería hacer eso, pero sentía un poco de insomnio. Por eso estaba allí solo, acurrucado afuera de la tienda.

Podía escuchar los ronquidos de Ranta.

De ninguna manera me voy dormir si sigo escuchando eso, pensó.

Las voces de los soldados voluntarios en el bar ambulante sonaban muy ruidosas.

No conseguiré dormirme en absoluto, pensó.

“La forma en que, sabes, nunca oscurece aquí es malo para mí”, murmuró Haruhiro.

 ¿Me está poniendo nervioso? él se preguntó. No soy completamente insensible a estas cosas como lo es Ranta, pero tampoco creo que sea excesivamente sensible.

“Quiero vivir solo… algún día …” murmuró.

Simplemente hay algo intolerable en tener gente cerca todo el tiempo. Puede ser sofocante. Muy a menudo, en realidad. Es un gran sueño, pero quiero alquilar una habitación para mí solo.

“Uf, odio esto, odio esto, odio esto, odio esto, odio esto, odio esto, odio esto, odio esto, odio esto, odio esto, odio esto, odio esto, odio esto, odio esto, no puedo aguantarlo más … “Enterrando su cabeza en sus brazos, murmuró para sí mismo por un momento. Eso lo ayudó a sentirse un poco mejor.

Seamos realistas. Quiero decir, incluso si fuera a alquilar una habitación, no volveremos a Alterna por un tiempo. En el Solitario Puesto de Avanzada y el asentamiento, vamos a vivir en tiendas de campaña. Cuando se trata de moverse, cuantas menos tiendas, mejor. El arreglo actual es, uno para los chicos, uno para las chicas, dos en total, es probablemente lo mejor. Lo sé, así que ¿por qué ocasionalmente tengo tantas ganas de estar solo?

No puedo pensar en una razón.

Tal vez sea en parte porque soy el líder, un papel para el que no estoy fundamentalmente capacitado … en realidad, principalmente por eso, trato de ser considerado con los demás.

Está bien cuando estamos trabajando. Hay mucho en qué pensar, mucho que hacer, así que no me concentro demasiado en ello. Pero cuando el día termina y me liberan de mis obligaciones, todo me pesa, lo que me dificulta respirar.

No creo que quiera tirarlo todo. Tampoco pienso huir de eso.

Solo, es difícil.

No puedo tirar nada, y no tengo intención de hacerlo, pero es duro. Estoy haciendo más de lo que puedo manejar, y no puedo evitar sentirme inadecuado. Pero, aun así, tengo que hacerlo.

Tampoco, no puedo quejarme sobre eso. No quiero preocupar a mis camaradas, y no quiero sacudir el barco. Podría afectar nuestro rendimiento.

De todos modos, soy considerado con sus sentimientos. Tanto con mis camaradas, como con los Tokkis. No tengo otra elección. Ese trabajo emocional me está agotando.

Quiero estar solo.

“Bueno, soy yo, sin embargo”, murmuró. “Solamente…”

Está bien. Cumplo mi deseo. Estoy solo ahora. Haruhiro se levantó. Saldré a caminar.

Salió de la tienda y se dirigió hacia el valle. No había día ni noche aquí, así que había clientes tanto en la cafetería ambulante como en el bar. También, Había soldados voluntarios dando vueltas, pero Haruhiro se movió sigilosamente para evitar su atención.

Hubo una gran cantidad de soldados voluntarios reunidos aquí en el asentamiento. Aun así, no era como si hubiera dos o trescientos de ellos. Al menos estaba familiarizado con la mayoría de los soldados voluntarios, pero eran sus mayores, y Haruhiro y los demás generalmente eran objeto de burla. Si uno de ellos lo llamaba y tenía que participar en una charla inútil, estaba seguro de que pasaría un momento desagradable. Además, él quería estar solo.

Los miembros de Iron Knuckle estaban teniendo una fiesta en el bar ambulante. Eran lo que llamarías un clan, pero por alguna razón se llamaban a sí mismos una familia y se trataron como hermanos. En el centro del grupo había un hombre con un corte de pelo que no era especialmente grande, y tenía una cara de bebé, pero incluso a distancia emitía un aura intimidante, “Titán” Max. El hombre con una perilla corta sentado a su lado era su mano derecha, Aidan.

Al parecer, el verdadero nombre de Max era Masafumi y el de Aidan era Eisuke, pero cualquiera que pronunciara esos nombres delante de cualquiera de ellos estaba seguro de que terminaría viendo su propia sangre. No eran solo Max y Aidan; la mayoría de los hermanos tenían apodos por los que se llamaban.

“¡Nosotros! ¡Somos! ¡Iron! ¡Knuckle! ¡Yeahhhhh! “Gritaron los hermanos.

Haruhiro escuchaba ese grito de ellos a menudo. Los hermanos se emocionaban mucho cuando lo gritaban con sus voces guturales [1]. Él realmente no lo entendía, ese tipo de cultura.

Iron Knuckle había sido el siguiente en asaltar el Reino del Crepúsculo después de Orión, y rápidamente demostraron lo feroces que eran.

Orion era un reflejo del carácter de Shinohara, y sus miembros eran generalmente elegantes, una especie de club de exploradores a gran escala, pero Max y su suerte eran completamente diferentes. Eran belicosos hasta la médula, un aterrador grupo de luchadores.

Ellos los asesinaron. cada miembro de la secta fue asesinado por sus manos. Fue una masacre

Había ciudades de sectas diseminadas por el Reino del Crepúsculo. Antes de que Orion llegara, Haruhiro y los demás habían descubierto dos de ellas. Sin embargo, nunca se habían acercado a ellos, ya que había sectarios viviendo allí. Eso hubiera sido claramente peligroso.

Sin embargo, Iron Knuckle había cargado en uno de esos pueblos como si no importara. Por lo que Haruhiro había escuchado, habían pasado un día entero, más de 24 horas, quedándose en la ciudad y asesinando a sectarios. Al final, los seguidores de la secta se habían ido de la ciudad, y Iron Knuckle había vuelto cantando canciones varoniles sobre su victoria.

Habían ocupado la ciudad. No, tal vez fue más exacto decir que la habían destruido.

De hecho, sucedia que, en esos días, ese era el pueblo que Haruhiro y los otros a veces usaban como campo de caza.

Después de eso, Iron Knuckle no continuó ocupando la ciudad; partieron en un viaje de incursiones y matanzas. ¿Gastaron las ganancias de su día, el día en que las obtuvieron? No, eso no fue todo. De todos modos, los miembros de la secta habían regresado a la ciudad en pequeños grupos, pero solo limpiaron los cadáveres de sus compañeros caídos y patrullaban el área, sin mostrar ninguna intención de vivir allí por el momento.

Además, los gigantes blancos generalmente se encontraban en las áreas llamadas bases de sectarios, o simplemente bases, y no en las ciudades de ellos. Eso había sido cierto, por lo que el equipo había visto hasta ahora.

Para empezar, a diferencia de los sectarios, los gigantes blancos no estaban en cualquier parte y en todas partes. Solo en las ruinas del templo de los dioses gigantes, donde los Tokkis habían huido en su segundo día en el Reino del Crepúsculo, o en la cuenca al suroeste de la colina inicial llamada El Gran Caldero de los Dioses que había habido avistamientos confirmados de gigantes blancos.

Sin embargo, desde que Iron Knuckle había aplastado una de las bases de los sectarios, los gigantes blancos habían comenzado a vagar por ahí. A veces, incluso fueron vistos actuando en conjunto con los sectarios.

Por esa razón, ahora era fácil atrapar a un número limitado de sectarios y gigantes blancos en la base que Iron Knuckle había destruido, convirtiéndolo en un terreno de caza conveniente para los soldados voluntarios. Entre los soldados voluntarios, se lo llamó “el primero”.

¿Eso vino de ser la primera base destruida por los humanos, o de ser el primer campo de caza? ¿O ambos, tal vez? Haruhiro realmente no sabía.

“Bueno, tenemos mucho que agradecerle a Iron Knuckle, eso seguro …” murmuró.

Eran personas terribles, sí. No sería fácil borrar esa sensación por completo. Pero como Haruhiro y los demás estaban viviendo de los despojos de su trabajo, eso significaba que eran igual de terribles y también mezquinos. No estaban en posición de criticar.

Aparte de eso, Haruhiro usó sus habilidades como ladrón, llegando al borde del valle sin llamar la atención de nadie. Él saboreó la pequeña sensación de logro.

Soy tan pequeño, pensó. Pero estoy bien con eso. Siendo poco tiempo. Es genial. Quiero ser un pequeño contador de tiempo para siempre. Honestamente, lo que no quiero es ser un líder de poca monta, y realmente duele que no tenga otra opción en el asunto.

Cuando encontró este lugar por primera vez, había sido verde y verde, pero ahora estaba mucho más desolado. Los árboles habían sido talados, no quedaba ninguno. Quedaron algunos arbustos aquí y allá. Eso fue todo.

El manantial en el fondo del valle se usaba como fuente de agua. La cantimplora de Haruhiro contenía agua de este manantial que había sido hervida. El agua parecía clara y limpia, pero si bebías directamente, estaba garantizado que te darías a la carrera [2]. Muy Intensamente. Los soldados voluntarios no reprimieron el uso de agua, por lo que existía el riesgo de que el manantial se secara, pero parecía estar bien por el momento.

Cuando miró al manantial, por alguna razón, calmó su corazón. Hacer esto le permite volver a un estado mental equilibrado. Era una persona tan simple y barata. Estaba feliz de ser una persona simple y ordinaria. Si Haruhiro hubiera sido una persona refinada y complicada, sin duda se habría preocupado a sí mismo por más cosas.

Había empezado a sentir que podía dormir, por lo que Haruhiro decidió regresar a la tienda. “Esto es todo lo que tengo, realmente …”

Mientras caminaba, se rió para sí mismo. Día tras día, pensaba el mismo tipo de cosas una y otra vez, destrozando su cerebro sobre ello, y luego se daría cuenta de que ya no le importaba. Empezaría a tener la mentalidad de: Bueno, trabajaré duro otra vez mañana.

“Se podría decir que no estoy logrando ningún progreso real … pero, aun así, no es tan malo. No soy alguien importante, así que me tengo que cuestionar si es tan fácil avanzar … ”

El equipo como un todo está progresando constantemente y logrando obtener ganancias, así que está bien, ¿no? él pensó. Sí. Está bien. Debería simplemente aceptar eso. Eso es lo que haré.

Mi dulce carpa está a la vuelta de la esquina ahora. No es que haya algo dulce al respecto.

Hey, espera.

Alguien salió de la tienda. No, no alguien, solo podría ser Ranta o Kuzaku.

Es Kuzaku, notó Haruhiro. Él es más alto que nunca, incluso si su postura no es tan buena. Realmente no es una sorpresa. La altura no cambia tan fácilmente. Eso es obvio.

Si eso hubiera sido todo, no hubiera importado … Oh, qué es esto, se despertó, ¿eh? … pero otra persona salió de la carpa vecina, así que fue un gran problema.

Bueno, no, no es gran cosa, pero Kuzaku salió de la tienda de los chicos, y Merry salió de la tienda de las chicas casi exactamente al mismo tiempo. ¿Podría ser realmente una coincidencia? ¿Tal vez fue una inevitabilidad? Era dificil de decir.

“… No puedo preguntarles …” Haruhiro se metió en la sombra de una tienda cercana. Inmediatamente se había escondido, aunque no había tenido la intención de hacerlo.

¿Hay algo de malo en esconderse? No, realmente no. Pero aún asi. Realmente no debería.

Apartó su rostro hasta la mitad, mirándolos a los dos.

¿Por qué tengo que hacer esto? Es como si estuviera mirando furtivamente. No es bueno. Realmente no lo es. Pero aún. Debo admitir que estoy un poco curioso. Claro que soy yo. Quiero decir, yo soy el líder, ¿verdad? ¿Tal vez eso no importa? No, pero está sucediendo dentro del equipo, ¿no es así? No puedes decir que no es absolutamente de mi incumbencia, ¿verdad? No ¿Tal vez no lo es?

Estaban diciendo algo. Merry miraba un poco hacia abajo.

Me pregunto de qué diablos están hablando. Maldición. No puedo oír

“Oh …” Haruhiro finalmente dejó escapar un gemido extraño.

Kuzaku había agarrado el brazo de Merry, no, su manga. Él tiró de él y se marcharon. Merry no se resistió. Todavía mirando hacia abajo, ella lo siguió.

ilustracion 2

 Ohh. Entonces ella se va. Ella se va a ir. Juntos..Ohh. Ya veo. Entonces así es como es…

“Lo vi”, murmuró Haruhiro.

Bueno lo que sea.

Está bien.

Estoy bien con eso, ¿sabes?

No es como que no haya visto esto por un tiempo. Sí. Lo hice, ¿de acuerdo? Era prácticamente algo seguro. ¿Qué tan lejos se han ido? Eso es de lo que no estoy seguro, y no tengo intención de averiguarlo, porque no quiero averiguarlo, pero estoy seguro de que algo ha sucedido entre ellos, al menos. Estoy seguro de que ha sucedido bastante. Entonces, por favor, solo sigan adelante.

 ¡Hagan lo que quieran!

 ¡Sí!

 ¡Como si fuera de mi incumbencia!

Quiero decir, de cualquier forma, te estaría apoyando, ¿de acuerdo? Lo haré, ¿sabes?

¡Si digieran eso, así será!

 Si fueran honestos y me lo dijeran...

 Creo que deberían salir y anunciarlo, saben

“Hahhhh …” Haruhiro dejó escapar un profundo suspiro, sentándose en el suelo y sosteniendo su pecho. Sintió que podía llorar.

 Es un shock.

 ¿Por qué? ¿Por qué estoy tan sorprendido por eso? ¿Porque están siendo tan reservados? ¡Díganme! ¡Díganme algo! ¿No confían en mí? ¿Es así? No creo que sea así. Incluso preferiría que no lo ocultaran, no es exactamente lo más fácil de anunciar. No es que no pueda verlo de esa manera.

“¡En realidad, los dos comenzaremos a salir!”

Si de repente dijeran eso, no sería como Kuzaku, y tampoco sería como Merry. Ya sabes, simplemente no está en sus personalidades. Además, su relación puede ser cada vez más profunda, puede no haber una línea clara o una forma definida que se tome. Tal vez ambos se sienten mal por no decirle nada a sus compañeros, pero simplemente no se atreven a decir nada. Es posible que no sepan cómo decirlo ellos mismos. Podría haber todo tipo de cosas sucediendo. Debe haber.

 Además, tienen, ¿Qué….sentimientos? ¿Uno para el otro? Entonces, ¿se atraen mutuamente?

“Urghhhh …”

 Hay un dolor en mi pecho. Esto es una agonía ¿Qué es esto? -Bueno, de todos modos, si van a estar en, ¿qué? ¿amor? ¿Algo como eso? ¿Una relación romántica? ¿Amor mutuo? Eso es entre los dos, y son libres de hacerlo.

Ellos son absolutamente libres de hacerlo. Nadie tiene derecho a meterse en su camino. ¡Cualquiera que se interponga en el camino del amor merece ser asesinado a patadas por un caballo!

Eso fue lo que pensó Haruhiro. Él realmente pensó eso desde el fondo de su corazón.

 ¿Entonces por qué?

 ¿Esa es realmente la razón por la que están haciendo esto?

Era difícil aceptarlo, y él no quería aceptarlo, y sintió que era mejor no hacerlo, pero al final, eso era probablemente lo que estaba sucediendo aquí.

Sin importar lo que dijo, a Haruhiro le gustaba Merry. En cierto modo, una manera verdaderamente simple…. llanamente simple y ordinaria, de una manera tan clara y sencilla que se adaptaba a él; había tenido un enamoramiento unilateral hacia ella.

Naturalmente, nunca pensé, ni siquiera en lo más mínimo, que pudiera hacer feliz a Merry como yo. No tenía ninguna expectativa de eso. Puedo decir eso definitivamente. Por eso nunca quise pensar que estaba enamorado de Merry. Traté de no pensar en eso. Quiero decir, se siente tan vacío y sin sentido.

Aun así, probablemente la había amado.

Si ejecutaba un experimento de pensamiento como este, él podría verlo.

Tomemos a Yume o Shihoru, a sus compañeras como Merry, por ejemplo. Imaginen que Yume o Shihoru se hubieran emparejado con alguien del equipo. Cuando eso sucediera, ¿sentiría este dolor en su pecho? ¿Dolería así?

Probablemente no.

Shihoru y Ranta, si fuera un emparejamiento así, sería una gran sorpresa. Pero él estaría realmente sorprendido, y podría preocuparse por lo que sucedería en el futuro, pero seguramente terminaría así. Lo mismo con Yume y Ranta. Si fueran Yume y Kuzaku, o Shihoru y Kuzaku, sería inesperado, pero, Oh, ya veo, espero que encuentren la felicidad, traten de no romper, ¿de acuerdo? Sería un dolor lidiar con las consecuencias“, esa sería su reacción.

Fue solo porque era Merry.

Si era Kuzaku con quien se emparejaba, o con cualquier otra persona, Haruhiro probablemente siempre habría estado en ese estado de shock. Porque él había estado muy enamorado de Merry.

“Ya veo … Así que eso es lo que era …” Haruhiro miró distraídamente al cielo multicolores.

Un agujero se abrió en su pecho que había sido agobiado y atormentado por el dolor por un tiempo. Porque era un agujero, no había nada allí, solo el viento soplaba.

El corazón de Haruhiro estaba roto.

O más bien, se había roto hace ya un tiempo.

 


Notas del traductor:

[1] Voces guturales: vendrían a hacer voces muy roncas y ásperas, normalmente, las pueden encontrar en canciones del género death metal.

[2] esta oración era confusa, pero creo que se refería a que el agua era tan buena que comenzarán a tomar hasta más no poder.

Cortesía de

[Grimgar] Volumen 6, Capítulo 1: Un cuarto de dia.

“Huff … Hahh … Huff … Hahh …”

Haruhiro corrió. Se precipitó, jadeando.

Dio un vistazo detrás de él. -Están ahí.

Ahí.

Ahí.

Ahí.

Lo perseguían.

Llevaban grandes sábanas blancas con una sola abertura de ojo. Bueno, era algo así como un poncho largo. Tenían un torso, una cabeza y dos brazos y piernas. Hubiera sido justo decir que su físico era notablemente similar al de un humano. aunque, solo había un ojo asomando por el agujero en su cara.

Nunca era solo una de esas cosas con sábanas blancas. Siempre hubo varios de ellos.

No necesitaba molestarse en contar. Él ya sabía el número. Seis de ellos. Cinco llevando lanzas y luego otro llevando una espada y un escudo. Las lanzas no tenían nada de especial aparte de sus mástiles blancos, pero cada espada tenía un brillo ligeramente violáceo, y cada escudo parecía casi un espejo. Por algún motivo, a sus espadas se les había dado el nombre de Lightning Sword Dolphin [1], y los escudos se llamaban Mirror Shields [2] en función de su apariencia.

Alguien había empezado a llamarlos, bueno, no, no era alguien, eran esos tipos que habían empezado a llamarlos Sectas.

Los portadores de la lanza eran sectarios estándar, todos a los que habían apodado Pansuke [3]. El portador de la espada era un sectario de élite, por lo que usaron el apodo de Tori-san [4]. Esos nombres se habían adheridos.

“Maldita sea, estoy cansado …” murmuró Haruhiro.

Incluso mientras gruñía, Haruhiro seguía corriendo sin parar. Si no seguía corriendo a toda velocidad, los Pansuke’s y Tori-san lo atraparían. Si eso sucedía, Haruhiro era un simple ladrón. Él se había confabulado, y casi seguro que habría muerto en un instante. Así que tuvo que correr.

Corre lejos, pensó. Por ahora, solo corre. Corre como loco. Es la única opción.

Bajo un cielo azul profundo, azul ligeramente rojizo, violeta, naranja, amarillo, rojo y todos los colores dispersos por él, corrió tan fuerte como pudo a través de la blanca cuidad.

-Una ciudad.

Sí. Esta era una ciudad, o al menos algo parecido. A ambos lados de los caminos pavimentados con piedra blanca, había edificios hechos en forma de caja, como era de esperar, de piedra blanca. Ninguna convergencia milagrosa de coincidencias habría creado algo así naturalmente. Estaba claro que alguien, algunos seres inteligentes, los habían creado.

“¡Augh! ¡Suficiente! “Gritó Haruhiro.

El sudor entró en su ojo derecho y le picó. Tenía ganas de mirar hacia atrás otra vez, pero se resistió. Sin hacer nada innecesario, corrió. Con un ojo cerrado, corrió.

“Hah … Hahh … Hah … ¡Ja, ja …!”

 Es esa esquina. Gira allí.

Prácticamente se zambulló a la vuelta de la esquina, luego siguió corriendo por el camino un poco estrecho.

Los pasos de los sectarios se estaban acercando a él. Le dolía el estómago, como si estuviera apretado.

Haruhiro gritó tan fuerte como fue posible. O más bien, no pudo evitar gritar, y su voz salió por sí misma. La parte superior de su cuerpo estaba tan erguida que sintió que podría doblarse hacia atrás.

Él bombeó sus brazos. Los bombeó tan fuerte como pudo.

¿Debería levantar mis muslos más alto? ¿Eso me cansará más? Oh, ya no lo sé. Duele. Nunca debería haber estado de acuerdo con este estúpido plan.

“¡Crown Break!”[5] Gritó Tada.

Ellos están aquí. Finalmente vinieron.

Sin detenerse, Haruhiro se giró para mirar. Desde un edificio a su derecha, un hombre que llevaba gafas y un uniforme de sacerdote había saltado, atacando a los miembros de la secta. Específicamente a Tori-san. El hombre con ropa de sacerdote tenía un martillo de guerra que parecía estúpidamente pesado, y lo bajó con un golpe sordo a la cabeza del sectario Tori-san.

Tori-san era un espadachín de alto nivel, un ser por encima de los Pansukes, pero no había visto venir esto en absoluto. Él tomó toda la fuerza del golpe.

Por supuesto, no estaba bien después de recibir un golpe en la cabeza con ese martillo de guerra. Los ponchos [6] de los sectarios eran muy resistentes a los ataques con cuchillas, y podían absorber los impactos hasta cierto punto, pero eso no iba a ser lo suficientemente bueno aquí. Tori-san se desplomó con la cabeza hundida.

Con su líder repentinamente caído, los Pansukes entraron en pánico.

“¡Y por aquí!”, Sonó una voz que sonaba exactamente como lo que esperarías de un chico guapo.

La emboscada aún no había terminado.

Un hombre que llevaba una armadura con un hexagrama grabado saltaba al aire para seguir al hombre del uniforme del sacerdote, Tada.

“¿Huh?” Haruhiro se detuvo a pesar de sí mismo. ¿Por qué? ¿Por qué tuvo que saltar? ¿No podría simplemente dejarse caer?

Pero Haruhiro sabía la respuesta a esa pregunta. Este no era un hombre al que se le podía aplicar la razón. Él era muy consciente de eso, pero todavía estaba horrorizado.

“¡Aquí es donde termino con estilo!”

Tokimune, el paladín que lideró a los Tokkis, mostró sus dientes blancos al llegar al punto más alto de su salto, y luego se sumergió hacia abajo.

Habían logrado que los Pansukes se pusieran nerviosos, pero lo había desperdiciado. Los Pansukes lanzaron sus lanzas hacia Tokimune.

Aw, mierda. Eso no es bueno. Lo van a ensartar, pensó Haruhiro. Solo que no lo hizo.

“¡Baila como una pantera!” Tokimune rotó todo su cuerpo junto con su espada y escudo, tirando las lanzas de los Pansukes a un lado. “¡Y picar como una ballena!”

Les dio un puntapié y aterrizó con una voltereta sobre Pansuke B, luego aterrizó en el suelo y cerró un ojo.

“Lo resolví, eh,” dijo Tokimune, sonriendo.

“Bueno, al menos no te has echado a correr”, respondió Haruhiro, haciendo una broma divertida.

Tada, el hombre en traje de sacerdote, golpeó con su martillo de guerra en el costado de Pansuke C y lo envió volando. “¡No has acabado con nadie!”

“Tch, tch, tch”. Tokimune chasqueó la lengua tranquilamente, sacudiendo la cabeza. “La batalla ya está resuelta, ¿sabes?”

“¡Heh!” Un tipo de mediana edad que llevaba una cola de caballo, un parche en el ojo y un ajustado cuero de mono, una combinación digna de vergüenza, salió de un callejón para enterrar su espada de un solo filo en el ojo de Pansuke D.

Casi sin demora, siguió a una mujer que, a juzgar por su atuendo, parecía un mago, pero era gigantesca en más de un sentido y usaba un báculo y una espada. Su apodo era la Sra. Giantess. Mimori, también conocida como Mimorin, golpeó por primera vez a Pansuke E en un lado de la cara con su bastón, y luego, sin perder un segundo, apuñaló con su espada a través de su ojo.

“¡Buena suerte, yeah! ¡Mátenlos a todos! Una pequeña niña de cabello rubio y ojos azules asomó la cabeza desde el callejón y los animó con una mezcla de japonés e inglés.

Anna-san podría asomarse, pero no se involucraría. Ella era esencialmente una animadora.

“Yahoo! Déjame entrar en esto, también! “Kikkawa lloró. El guerrero excepcionalmente despreocupado saltó del tejado, probablemente imitando a Tokimune. Estuvo bien hasta el punto en que bailó en el aire y adoptó una pose.

Bueno, no, no estaba bien. Fue completamente sin sentido.

El guerrero despreocupado Kikkawa intentó abalanzarse sobre Pansuke A, aquel cuya cara Tokimune había aterrizado y desequilibrado. O eso era lo que parecía estar buscando, pero mientras estaba adoptando una pose, Tada gruñó y agitó su martillo de guerra. Golpeó a Pansuke A volando hasta que chocó contra la pared del edificio, y la espada bastard de Kikkawa cortó nada más que aire.

“¡Ahaha, Tadacchi! ¡Me robó mi asesinato! “Gritó Kikkawa.

“¡Wahahahahahh!” Gritó Tokimune.

Luego, un pedazo de basura saltó sobre Pansuke B, que Tokimune había derribado con su patada circular, pero todavía estaba tratando de levantarse.

“¡Mío, mío, mío!” Esa pieza de basura sedienta de sangre golpeó a Pansuke B hasta el suelo, luego lo sostuvo y lo mató. “¡Para Skullhell!”

“Fuera del camino.” Tada pateó a la pieza de basura fuera de su camino, y luego golpeó sin piedad con su martillo de guerra contra la cabeza de Pansuke B, salpicando sangre por todo el interior de su poncho.

“¡Noooooooooooooooooooo!” La basura conocida como Ranta se sentó y gimió.

Bueno, al menos él no está llorando.

“¡¿Qué diablos?!” Ranta gritó. “¡Iba a acabar con este!¡Estúpido imbécil! ”

“¿Eh?” Tada presionó su dedo índice izquierdo contra su martillo de guerra manchado de sangre. “¿Un Estúpido imbécil? ¿Me estás llamando así?

“… No, no tú”, dijo Ranta. “Lo siento. En serio, en serio, lo siento. No me refería a ti, de verdad. No … ¡P-Perdóname! “La basura rápidamente bajó y realizó un dogeza [7]. “Fue solo la forma en que salió, ya ves! ¡un impulso del momento, y todo eso! ¡Realmente no lo dije en serio! ”

“Bueno, bien. Esta vez, lo dejaré pasar “. Tada se llevó su martillo de guerra. “La próxima vez, te matare”.

“S-sí, Siiiiir [8]! ¡Gr-Gr-Gr-Gracias muy amable! “Ranta tartamudeó.

¿Es estúpido? Haruhiro se preguntó, pero tampoco dejaría que Tada golpeara a Ranta con ese martillo de guerra sin vacilar. Disculparse fue probablemente la decisión correcta. En serio, los Tokkis estaban fuera de los gráficos en todo tipo de formas.

“Wow …” Yume, que se había estado escondiendo cerca, salió con los ojos muy abiertos. “Ya se terminó. Por supuesto que fue rápido, ¿eh?

“Claro que sí.” Shihoru salió de detrás de Yume, mirando a su alrededor.

“No tenemos oportunidad de presumir …” El desgarbado [9] Kuzaku salió del callejón.

“Fue demasiado rápido”, dijo Merry con un suspiro. Estaba parada detrás de Kuzaku en diagonal.

“Bueno, cuando vamos a trabajar, es así de fácil, ¿verdad?” Tokimune mostró sus dientes demasiado blancos y les dio un pulgar hacia arriba. “La verdadera pelea recién comienza, ¿verdad, Haruhiro?”

“Bien”. Haruhiro pateó a Ranta en la parte trasera. “Vamos, prepárate”.

“¡Ay! ¡Oye! Eres solo un Haruhiro, ¿cómo te atreves a patear- ”

“¡Miau!” Yume levantó una flecha. “¡Está viniendo!”

Un Ruido. Hubo un fuerte ruido viniendo hacia ellos. Desde la esquina de la que acababa de llegar Haruhiro. Eso estaba allí.

Más alto que Mimorin la Giantess, más alto que Kuzaku de 190 centímetros de altura. Probablemente, más del doble de su tamaño. Tenía casi cuatro metros de altura. Tenía una cabeza de león, pero con un solo ojo.

“¡Buahaha! ¡Es hora de que muestre mis cosas! “Ranta recogió el Lightning Sword Dolphin de Tori-san. “¡Aquí voy! ¡Con mi usual super maravillosa estrategia”!

“Ese nombre…” Shihoru parecía completamente impresionada con eso.

“¡Whoop!” La flecha que Yume soltó disparó hacia el único ojo de un gigante blanco de cuatro metros, y no lo golpeó, sino que rascó en un lado de la cara. “Ahhh! ¡Tan cerca!”

Haruhiro respiró hondo, dejando que el estrés escapara de sus hombros, luego miró a Tokimune. “Bien, hagamos lo de siempre”.

“¡Jaja!” Tokimune sonrió amistosamente y le dio una bofetada a Haruhiro en la espalda. “Bien, bien. Hagamos esto como siempre lo hacemos”.

“Delm, hel, en”, comenzó a entonar Mimorin mientras dibujaba sellos de elementales con su bastón mientras aún sostenía su espada desenvainada en su mano izquierda. “Ig, arve”.

Ella era una antigua guerrera, y parecía que todavía estaba más acostumbrada a pelear en lugares cerrados, pero ahora era una maga. Este fue el más básico de los hechizos básicos en Magia de fuego, [Fireball]. El elemental formó una bola de fuego más grande que el puño de una persona, y luego aceleró hacia el gigante blanco. El gigante blanco no hizo ningún intento por evitarlo. La bola de fuego golpeó al gigante blanco en el torax, y.… desapareció.

“¡Que no los pisen!” Haruhiro gritó una orden y se dio cuenta de que todos ya lo sabían, incluso mientras lo decía, y luego miró a Kuzaku. “Kuzaku, estarás al frente. Además, Tokkis, formen la línea delantera, por favor “.

“¡Estamos en eso!” Tokimune golpeó su escudo con su puño derecho mientras sostenía su espada en esa mano. “Kikkawa, Inui, Tada, ¡hagámoslo llamativo!”

“¡De acuerdo!” Grito Kikkawa.

“Heh … ¡Que así sea!” Añadió Inui.

“Sí”, respondió Tada. “Te mostraré que soy el más fuerte”.

Tokimune fue, seguido por Kikkawa, Inui, Tada y un silencioso Kuzaku.

Haruhiro levantó sus caderas de arriba abajo. Él no cambió de posición. Yume, Shihoru y Merry tomaron posiciones justo detrás de Haruhiro. Anna-san y Mimorin se acercaron a él también.

Estoy seguro de que tengo los ojos soñolientos en este momento, pensó. Su respiración no era irregular, y se sentía bastante tranquilo, más o menos.

Tokimune, Kikkawa, Inui, Tada y Kuzaku formaron una línea horizontal con el mayor espacio posible entre ellos. Dicho esto, este no era exactamente un camino ancho. Tal vez, solo tenía un poco más de tres metros de ancho.

¿Deberíamos haber elegido un camino diferente? Se preguntó Haruhiro. Pero si lo hubieran hecho, entonces no habría funcionado tan bien para emboscar a los miembros de la secta y matarlos rápidamente.

Esta vez, los miembros de la secta formaron un grupo con un gigante blanco, por lo que hubo, en términos generales, dos opciones. Renunciar o elaborar un plan.

Si solo hubiera sido Haruhiro y su grupo, habrían hecho lo primero. Ranta (el pedazo de basura) podría haber gritado todo lo que quería, pero Haruhiro habría usado toda su autoridad como líder para lograr que el grupo se retirara.

Pero porque, para bien o para mal, estaban trabajando con los Tokkis, ya no era tan fácil para él. Si Haruhiro decía: “Oye, esto es peligroso, no lo hagas,” los Tokkis no eran del tipo que lo escuchaban y retrocedían silenciosamente.

Al final, se les ocurrió un plan en el que Haruhiro actuaría como señuelo, corriendo para separar a los miembros de la secta del gigante blanco. Una vez que los seguidores de la secta sean derrotados, entonces resolverían el tema del gigante.

Bueno, me he acostumbrado, pensó Haruhiro. Había pasado un mes desde que habían encontrado esta nueva área, NA, para abreviar, y descubrieron el Reino del Crepúsculo.

Habian pasado Muchas cosas en ese momento, pensó. Demasiado, realmente. No, tal vez no, ¿supongo?

¿Pasaron? Sí. Pasaron.

Al menos, según los estándares de Haruhiro, había sido un mes bastante agitado. No fue una exageración decir que los Tokkis habían sido la mitad de la razón de esto.

Después de todo, habían encontrado este lugar juntos. En realidad, Haruhiro y su grupo habían encontrado primero la entrada, pero en general se pensaba que la banda de bromistas, los Tokkis, la habían descubierto, mientras que los Goblin slayer, Haruhiro y su grupo, acababan de seguirle la pista. Pero desde entonces, han sucedido muchas cosas para hacerlos más cercanos. Por eso, debido a que Haruhiro y los demás habían permanecido demasiado preocupados para ir por su cuenta, los dos grupos habían terminado explorando el Reino del Crepúsculo regularmente sin haberlo discutido realmente.

Eso y esto había sucedido. Todos los días, a veces varias veces al día, habría algún incidente u otro. Después de todo, los Tokkis estaban locos.

A menos que Haruhiro, el que tenía la pretensión de tener sentido común, ¿fuera realmente el que estaba loco? ¿Los Tokkis eran normales? Él se había preocupado un poco por eso, pero todo era bastante ridículo.

Los Tokkis estaban locos. Haruhiro estaba cuerdo. Ranta aparte, había una trinchera insondable entre el equipo de Haruhiro y los Tokkis. No, no se puede llenar, no se puede llenar. No se podia hacer. De ninguna manera, no hay cómo. Una vez que comenzó a pensar de esa manera, en realidad le hizo las cosas un poco más fáciles. Aunque solo un poco.

Si él sabía que no se podía llenar, no tenía que intentarlo. No tenía sentido.

Trató de no pensar, ¿Por qué son las cosas así? Siempre terminaba pensando de todos modos, pero no se dejaba agonizar por eso. No había forma de ayudarlo. Solo eran ese tipo de personas que eran. Una vez que lo aceptaba, si lo entendía, podía anticipar lo que probablemente harían en una situación determinada. De esa forma, no tenía que enojarse o sorprenderse cada vez que mostraban su locura.

Aparte de eso, ciertamente no eran incompetentes, por lo que podría usarlos bien. De hecho, aunque estaban demasiado predispuestos a la ofensiva, eran una verdadera fuerza a tener en cuenta en el combate. En particular, Tokimune y Tada, fueron atacantes de primera clase. Tokimune era un paladín, así que estaba bien para él, pero incluso si él era un antiguo guerrero, se suponía que Tada fuera un sacerdote…

De todos modos, si pudieran llevarse bien con los Tokkis, podrían hacer cosas juntas que el grupo de Haruhiro no podría hacer solo. No les sería imposible superar situaciones que parecían letales.

Además, y de alguna manera este era el punto más importante, podían ganar dinero. Incluso dividiendo la mitad de sus ganancias con los Tokkis, Haruhiro y su grupo ganaban mucho más eficientemente de lo que podrían haberlo hecho si hubieran trabajado lenta y constantemente por sí mismos.

“¡Jess, yeen, sark, kart, fram, dart!” Shihoru lanzó [Thunderstorm], y un rayo cayó sobre el gigante blanco.

Hubo un ruido bastante inmenso, y el cuerpo entero del gigante blanco convulsionó. Sus pies se detuvieron. Por supuesto, comenzaría a caminar de nuevo pronto, e incluso si solo estuviera caminando, el gigante blanco era enorme. Sus piernas eran largas. Se acercaría a ellos con grandes avances.

“¡Oye, oye, heeeey!” Tokimune golpeó su escudo para provocarlo. “¡Vamos, vamos, vamos!”

“¡Goh, Goh, Goh, Goh!” El gigante blanco bajó su puño hacia Tokimune.

“¡[Nimbly]!”[10] Tokimune saltó hacia atrás y lejos.

“¡Goh, Goh!” El gigante blanco volvió a girar su puño.

“¡[Spin]!” Tokimune giro hacia fuera de su trayecto.

“¡Goh!” El gigante blanco extendió sus brazos para agarrar a Tokimune.

“¡Whee!” Tokimune hizo una voltereta hacia atrás para escapar.

“Rahh!” Tada inmediatamente golpeó el brazo del gigante blanco con su martillo de guerra.

“Goh, Goh …” El gigante blanco retiró su brazo, girando su único ojo hacia Tada.

Tada, intencionalmente y sin duda, apoyo tranquilamente su martillo de guerra sobre su hombro y dirigió su dedo medio hacia el gigante blanco. Probablemente quiso decir algo como: “Ven a buscarme, pedazo de mierda”. No estaba claro si el gigante blanco entendió el gesto. Eso era incierto, pero el gigante blanco dobló sus rodillas y bajó sus caderas. Se estaba preparando para saltar.

“¡Vuelve!” Gritó Haruhiro.

Probablemente hubiera sido evidente, pero lo gritó solo para estar seguro.

Sí, ¡todo el mundo sabe eso! ¡Omitelo! ¡No tienes que decirlo! “No quiero que piensen eso”, o “Ya lo sabemos, idiota“, pero… Incluso si Haruhiro fuera llamado idiota, tenía que hacer eso. Esa era la postura de Haruhiro.

“¡Está bien!” hablo Tokimune.

Los que estaba al frente, incluidos Tokimune, Tada, Kikkawa, Inui y Kuzaku, todos retrocedieron como uno solo. Casi al mismo tiempo, el gigante blanco hizo su gran salto.

“¡¿Faraón?!” Exclamó Kikkawa extrañamente.

 ¿Qué es un faraón? Haruhiro pensó.

El gigante blanco saltó siete, ocho metros, luego aterrizó con un choque estremecedor. Nadie fue aplastado, pero si hubieran retrocedido un poco, existía el riesgo de que lo hubieran estado.

Ahora. Haruhiro ni siquiera tuvo que emitir la orden.

“¡Yeahhhhhhhhhhhhhhhhh!” Ranta, que había estado al acecho en el callejón, levantó su Lightning Sword Dolphin y cargó contra el gigante blanco.

Ranta no ataco como para dar un gran golpe con la espada. Estaba apuntando a la pierna derecha del gigante blanco.

“¡Ja, ja, ja, ja, ja, ja, ja, ja, ja, ja, ja!” Sin dejar de respirar, Ranta golpeó, golpeó y golpeó.

Cada vez que golpeaba al gigante blanco con su Lightning Sword Dolphin, aunque solo por un período muy corto, su cuerpo gigante parecido a una escultura, convulsionaba.

Esta era: la Estrategia Súper Maravillosa. Qué nombre tan terrible.

Dejando de lado el nombre, esta táctica era muy efectiva, y al detener su movimiento de esta manera, abrió la posibilidad de que cayera el gigante blanco. Solo una oportunidad, sin embargo. A partir de ahora, la batalla se decidiría por pura potencia de fuego … o poder destructivo, realmente.

“¡Tada-san!” Llamó Haruhiro.

Tada se humedeció los labios y se lanzó hacia adelante. “No me digas todo. Solo deja que el testimonio de mi poder te envíe al cielo “.

No, no voy a ir al cielo, Haruhiro quería murmurar, pero se contuvo. Si tomaba un golpe cómico por cada pequeña cosa que decían los Tokkis, nunca duraría.

“Ahora, mi ataque asesino-” Tada hizo una carrera antes de lanzarse en un salto mortal hacia adelante y golpear su martillo de guerra contra la rodilla izquierda del gigante blanco con ambas manos. “¡[Somersault Bomb]!”.

Pero hombre, Tada-san es realmente sorprendente, pensó Haruhiro.

El martillo de guerra de Tada se hundió en la rodilla izquierda del gigante blanco, haciendo volar muchos fragmentos.

“¡Toma esto, y esto, y esto, y esto, y esto, y esto, y esto, y esto, y esto!”, Gritó Ranta. Siguió balanceando su Lightning Sword Dolphin y aturdió al gigante blanco.

Tada respiró hondo, ajustó la posición de sus gafas y luego, sin prisas, puso algo de distancia entre él y el gigante blanco.

“¡Whoa, whoa, whoa, whoa, whoa, whoa, whoa!” Gritó Ranta, mirando a Tada mientras golpeaba su Lightning Sword Dolphin contra la pierna del gigante blanco. “¡Date prisa, hombre! ¡Esto es bastante duro, maldición! ¡Gwahhhhhhhhhh! ”

Tada inclinó la cabeza hacia un lado, balanceando su martillo de guerra. “¿Acabas de maldecirme?”

“No, señor, ¡no lo hice! ¡Estás escuchando cosas, hombre! ¡Solo estas escuchando cosas! Nwahhhhhhhhh! ”

“Lo estoy, ¿eh? Entonces, ¿es eso difícil?

“¡Es súper, súper dificil, hombre! ¡Darse prisa! Como, en serio, en serio, ¡consigue otro golpe! ”

“Como si me importara”, dijo Tada.

“¡¿Huhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh?!”

“Si es difícil para ti, ese es tu problema, no el mío”.

“¡Heyyyyyyyyyy, idiota!”

“¿Idiota?” Repitió Tada.

“¡Tada-san! Tada-sama! Tada el Dios! ”

“Estoy bromeando”. Tada sonrió y luego corrió hacia adelante.

Sí, pensó Haruhiro. No entiendo las bromas de Tadasiempre son incomprensibles.

“¡Ahaha! ¡Ese se lo merece! ¡Me encantan los chistes surrealistas de Taddachi! “Gritó Kikkawa.

Dado que el único que se ríe es Kikkawa, y él tiene habilidades sociales ridículamente altas, eso probablemente significa que incluso los Tokkis no entienden las bromas de Tada, pensó Haruhiro. Eso es un poco tranquilizador. Si fueran del tipo de personas que se rieran de eso, nunca podré soportarlos.

“¡Kwahhhh! Kwahhh! Kwahhh! Kwahhhhh! Kwahhhhh! ¡Uwahhhh! “Ranta dejó escapar lo que sonaban como sus gritos de muerte, exprimiendo lo último de su poder para mantener la caza de la pierna derecha del gigante blanco.

“Ahora que lo pienso-” Tada dio un salto mortal hacia adelante y desato otra Somersault Bomb.  “-este ataque asesino no lo está matando, ¿o sí?”

Esta vez fue por la rodilla derecha. Hubo un crujido resonante.

Tada echó un vistazo para ver que Ranta todavía estaba trabajando duro, y luego siguió con otros dos o tres golpes.

“¡Yume!” Gritó Haruhiro, a lo que ella respondió, “¡Miau!” Y comenzó a disparar flechas.

Era la habilidad de tiro con arco, [Rapid Fire]. Sin espacio entre ellos, ella apuntaría flechas con su arco compuesto, luego dispararía. Ella disparó y disparó.

Inui también es un cazador, y tiene un arcopero creo que nunca lo he visto usarlo. Ese pensamiento repentinamente se le ocurrió a Haruhiro. Quizás debería preguntarle la próxima vez que tenga una oportunidad. “¿No vas a usar tu arco?” No, tal vez debería ser, “¿No puedes usar tu arco?” Por supuesto, Inui podría quedar en shock. Pero podría pelear con más fuerza por eso. ¿Lo haría? No . Quiero decir, es Inui.

Yume disparó seis tiros en sucesión rapida, dos de los cuales golpearon el ojo del gigante blanco. Fue un buen resultado viniendo de Yume, quien era una pobre arquera a pesar de ser un cazador.

“¡Gwah!” Ranta cayó hacia atrás, tropezando. “¡Estoy en mi límite!”

“¡Buen trabajo, Ranta! ¡Tienes un buen trasero, sí! “Los elogios de Anna-san fueron bastante efectivos. No era de extrañar por qué los Tokkis la tenían como su mascota e ídolo. Aunque tenías que preguntarte por qué ella felicitaría su trasero, de todas las cosas.

“¡Todo bien! ¡Déjenmelo a mí! “La voz de Tokimune vino desde arriba-

Espera, ¿cuándo llegó allí.

Había estado en la calle hasta hace unos momentos, pero ahora Tokimune estaba en la parte superior del edificio por delante de Haruhiro por la izquierda.

“¡Hahhh!” Gritó Tokimune. Saltó del edificio con un grito.

O más bien, saltó de allí hacia otra cosa. Desde el techo hasta el hombro del gigante blanco.

Ranta se había agotado, y el impresionante efecto de Lightning Sword Dolphin’s había desaparecido.

“¡Gu, go, ga, goh!” El gigante blanco trató de dar vueltas.

Antes de que pudiera, Tokimune enterró su espada en su único ojo. Tokimune no solo la introdujo, sino que la giró.

“¡Ahí está! ¡La habilidad mortal de Tokimune-san, Saint Arpeggio [11]! “Gritó Kikkawa.

Kikkawa estaba diciendo algo, pero si Haruhiro empezaba a preguntarse por qué era un arpegio, no podría dormir por las noches, por lo que quería fingir que no había escuchado el comentario.

No, pero en serio, ¿por qué es un arpegio? ¿Es música ahora?

“¡Ja!” Tokimune inmediatamente saltó desde el gigante blanco y regresó al edificio.

Entre las flechas de Yume y el Santo Arpegio de Tokimune, o como se llame, el gigante blanco había tomado daña en su único ojo de lo que podía soportar.

“¡Retrocedan!” Gritó Haruhiro mientras retrocedía.

Yume y las otras chicas, Ranta, y todos en la línea del frente, excepto Tokimune, pusieron algo de distancia entre ellos y el gigante blanco. Tokimune solo era diferente. En la parte superior del edificio, él estaba literalmente mirando desde lo alto.

“¡Goh, goh, goh!” El gigante blanco agitó ambos brazos, tambaleándose sobre sus pies. Es probable que quisiera atacar a Haruhiro y a los demás de alguna manera, pero estaba ciego. Además de eso, ambas rodillas estaban dañadas. El gigante blanco cayó en un edificio en el lado derecho, frente a donde estaba Tokimune. La pared exterior, si bien no colapsó por completo, recibió algún daño.

“¡Goh, go!” El gigante blanco trató de estabilizarse, pero no podía sujetar sus piernas, por lo que no le estaba yendo tan bien en eso. Parecía que podría tropezar.

“Ata-” Haruhiro comenzó a gritar, luego se tragó la palabra. Tada ya se estaba dirigiendo hacia el gigante blanco.

El gigante blanco no se tropezó completamente, pero cayó sobre una rodilla. Tada saltó hacia esa rodilla con un salto mortal hacia adelante, entonces …

“[Somersault Bomb]”

Fue un solo golpe, no, una sola explosión. Después de haber sido golpeado por una segunda Bomb Somersault, su rodilla izquierda estaba medio destruida. Probablemente no volvería a ponerse de pie.

“¡Go!” El gigante blanco se acercó para agarrar a Tada, pero ni siquiera lo rozó.

“¡Sí, así de increíble soy!” Gritó Tada. Mientras cantaba sus propias alabanzas, no solo no corría, sino que también recibía un golpe sólido en la mano derecha del gigante blanco con su martillo de guerra.

Habiendo descubierto la ubicación de Tada basada en eso, el gigante blanco se acercó a él con su mano izquierda. Tada también lo rechazó con su martillo de guerra.

“¡Si crees que puedes vencerme, inténtalo de nuevo en un millón de años!”, Gritó Tada.

“Nada que hacer …” murmuró Kuzaku.

Oh, ¿estás seguro de eso? Haruhiro se giró para mirar detrás de él. Las cosas pasaban a veces, por lo que nunca podría bajar la guardia. Y, por supuesto, desde el otro lado de la carretera, varios Pansukes corrían por allí con sus lanzas listas.

“¡Refuerzos enemigos!” Gritó. “¡Pansukes, tres de ellos! Kuzaku, Kikkawa, Inui-san! ”

“¡Entendido!” Hablo Kuzaku.

“¡Okie-dokie!” Gritó Kikkawa.

“Heh … ¿Qué opción tengo?” Respondió Inui.

Kuzaku, Kikkawa, e Inui inmediatamente se separaron de la línea del frente, corriendo más allá de Haruhiro y las chicas en la línea de fondo para hacer frente a los refuerzos enemigos. Merry miró en esa dirección rápidamente, pero inmediatamente miró hacia atrás al gigante blanco. El poder del Dios de la Luz, Lumiaris, no alcanzaba en el Reino del Crepúsculo, por lo que no pudo usar magia de la luz aquí. Incluso si todo lo que podía hacer era actuar como guardaespaldas de Shihoru, Merry se mantenía concentrada.

Eso no es lo que me preocupa, pensó Haruhiro. Merry es demasiada seria por naturaleza. Por eso, una vez que ha hecho lo que debería, tiende a comenzar a pensar: “¿Es esto lo suficientemente bueno?” Y “¿No hay nada más que pueda hacer?” Tengo que vigilarla y ocuparme de ella. Naturalmente, me refiero a eso como un líder. Nada más que eso. No hay otros sentimientos involucrados. Ninguno. Cero, ¿de acuerdo? Cero.

“¡Ahora dale un último empujón, yeaah! ¡Fight on! ¡yeaah! “Anna-san dio un agradable ánimo.

“Delm, hel, en, rig, arve!” Recito Mimorin mientras dibujaba sellos de elementales con su báculo.

[Fire Pillar]. Este era el hechizo más fuerte que tiene la ex guerrera Mimorin. Un pilar de llamas se elevó a los pies del gigante blanco. Dicho eso, era más pequeño que la propia Mimorin, y en realidad era cursi. Estaba frente a un enorme gigante blanco, por lo que no era probable que tuviese mucho efecto.

Si ella apunta a convertirse en una usuaria de Magia de fuego, ¿no debería al menos adquirir el hechizo [Blast]? Haruhiro pensó. No era algo para que un ladrón, y un miembro de otro equipo, diera su opinión, y Haruhiro tenía una relación algo complicada con Mimorin, así que mientras pensaba eso, no lo dijo. Incluso si se encontraba deseoso de decirlo de vez en cuando, realmente no podía.

“Ohm, rel, ect, el, vel, darsh!” Shihoru usó el hechizo de [Shadow Echo] para lanzar tres elementales de sombra, que golpeaban al gigante blanco. El daño fue trivial, sin duda, pero aquí, su magia era puramente como soporte.

“… Ufff.” Ranta se acercó a Haruhiro y se puso en cuclillas.

“Buen trabajo”, le dijo Haruhiro, mirando a su alrededor mientras lo hacía.

Mientras lo hacía, flexionó las rodillas para estar listo para moverse en cualquier momento. Gracias a eso, en momentos como este, Haruhiro estaba en una posición ligeramente inclinada hacia delante, con ambos brazos colgando flojamente a los costados y mirando inquieto a su alrededor con ojos soñolientos. Si alguien que no lo conocía bien lo viera, con esa apariencia, probablemente pensarían: ¿Está bien ese tipo?

Haruhiro era consciente de que no era una buena mirada, pero esta también era la postura óptima para él, así que no podía hacer mucho al respecto. Había renunciado a verse bien. Por ahora, tenía que concentrarse en la utilidad. Haruhiro nunca podría ser como Tokimune.

Hablando de Tokimune, alcanzo a los nuevos enemigos antes que Kuzaku. “¡El verdadero arte de matar en el aire!”

Saltando de una azotea a otra, y luego saltando desde alli, aterrizó con una espléndida patada en la cabeza de Pansuke F. Entonces, una vez que había golpeado a Pansuke F y había aterrizado, desvio la lanza de Pansuke G con su escudo y apuñalo con su espada a través del ojo del sectario. Sin perder el ritmo, se acercó a Pansuke H y lo golpeó con [Bash] y [Double Thrust]. Pansuke H logró girar su cuerpo y evitar un golpe letal a través de su ojo, pero estaba abrumado y retrocediendo. Cuando Kuzaku y los otros dos finalmente llegaron, la pelea ya estaba ganada.

Tokimune era fuerte. Era fuerte cuando se dejaba llevar, y también fuerte cuando lo arrinconaban. Básicamente, él siempre era fuerte. Él también tenía carisma y una buena personalidad.

Si tenía una deficiencia, tal vez fue que era impulsivo, arbitrario, y huiría y haría las cosas solo. Pero esa era una tendencia de todos los Tokkis.

Cuando las personas son similares, a menudo son hostiles y rechazan a aquellos como ellos, pero eso no sucedió con los Tokkis. Todos parecían llevarse bien y divertirse, así que deben haber estado haciendo algo bien.

“¡Goh, goh!” El gigante blanco debe haber medido mal las cosas o algo así, porque se estrelló contra un edificio mientras se movía casi a paso de tortuga. No, no podía ver, por lo que no podía medir las cosas en absoluto.

“¡Estúpido Idiota!” Gritó Tada.

Como si hubiera estado esperando este momento, Tada logro darle una serie de golpes en el codo del gigante blanco y lo destruyó a medias. Ahora consiguió darle un golpe enorme tanto a la rodilla izquierda como en el codo del gigante blanco. Luego, atacando el pie derecho del gigante blanco, Tada le dio golpes en el tobillo y lo siguió golpeándolo en el talón. También había dado un golpe en la rodilla derecha, por lo que el rango de movimiento del gigante blanco era bastante limitado ahora.

Haruhiro asintió. “Ranta. Una vez más, es tu turno “.

“Heh”. Ranta se levantó y sacudió la cabeza hacia adelante y hacia atrás, girando los hombros y respirando profundamente. “Bien, si insistes. ¡Lo haré!”

“¡Tada-san!” Gritó Haruhiro.

Cuando Haruhiro dio la señal, Tada retrocedió y Ranta se acercó para tomar su lugar.

Tada entró al callejón. Probablemente tenía la intención de subir al techo.

“¡Ohhhhhhhhhhhhhhhhhhhh!” Ranta golpeó al gigante blanco con su Lightning Sword Dolphin. Él lo golpeó. Lo golpeó, lo golpeó, lo golpeó, lo golpeó, lo golpeó, lo golpeó, lo golpeó y lo golpeó.

Parecía que Tokimune y los otros ya habían acabado de deshacerse de los refuerzos enemigos. Ellos se dirigían hacia atrás en nuestra dirección.

Tada dio una voltereta hacia adelante desde el techo.

Aun así, estoy sorprendido de que pueda hacer algo tan peligroso, pensó Haruhiro. En este punto, ya no lo sorprendía, sino que le impresionaba.

“¡Ultra! [¡Somersault! ¡Booooomb!] “El martillo de guerra de Tada golpeó la nuca del gigante blanco con increíble fuerza.

Habían probado muchas cosas diferentes, pero los puntos débiles de un gigante blanco parecían ser su único ojo y la nuca. O más bien, en comparación con su cuerpo como un todo, la piel era un poco más delgada. No era solo que sus cuellos fueran especialmente vulnerables a los impactos; parecían tener algo análogo a la médula espinal al igual que en los humanos. Era un área difícil de atacar, pero los ataques que aterrizaron allí fueron extremadamente efectivos.

“¡Es suficiente, Ranta!” Llamó Haruhiro.

“Sí, lo sé, ¡duh!” Ranta puso algo de distancia entre él y el gigante blanco.

Mientras que Tada había caído al suelo después de desatar su Somersault Bomb, parecía haber aterrizado bien.

El gigante blanco se desplomó y cayó sobre su frente. En este punto, Haruhiro no necesitaba presionar a nadie.

“¡De acuerdo! ¡Es hora de ir juntos! ¡¿Yeah?! ” Hablo Anna-san.

Con esa declaración de Anna-san, Mimorin fue la primera en comenzar a trepar por la espalda del gigante blanco. Tokimune rápidamente la alcanzó y se adelantó a ella, luego Kikkawa e Inui lo siguieron. Kuzaku siguió un poco después de ellos. Ranta y luego Tada corrieron hacia el gigante blanco y lo golpearon. Apuñalándolo.

Haruhiro también sintió que quería unirse, pero se contuvo. No había necesidad, y más sectarios podrían aparecer. Incluso era posible que otro gigante blanco viniera por aquí.

Haruhiro, Yume, Shihoru y Merry se mantuvieron al margen de esta celebración despiadada, sin participar. Los animaron junto con Anna-san.

Tengo que mantener la cabeza fría en todo momento, pensó Haruhiro. Por supuesto, habrá momentos en los que también deba jugar con mi vida. Cuando lleguen esos tiempos, en lugar de pensar tranquilamente, la única opción es confiar mi cuerpo al instinto y al frenesí salvaje, y entonces confiar con la agilidad para lograr salir de eso, estoy seguro. Pero no quiero invitar a ese tipo de situaciones, y para evitarlas, realmente tengo que tratar de mantener la calma.

“Eres aburrido, lo sabes”, Ranta a menudo le decía. Haruhiro no creía que fuera una persona interesante. Si le dijeran que era aburrido, probablemente fuera cierto.

Mi personalidad es clara. Mi cara se ve normal. Medio entre la media, o incluso más bajo. Yo tampoco soy alto. No soy especialmente astuto, y no soy alguien realmente talentoso, pero intento mantener mis habilidades en secreto, o algo por el estilo. Lo mejor que puedo decir es que estoy en la mitad del camino. Bueno, soy normal.

La cuestión es que no me molesta mi personalidad actual, soy una persona que puede decir: “Estoy bien con ser normal” y no despreciarme por ello.

Soy normal, y estoy seguro de que voy a seguir siendo normal. No puedo convertirme en alguien especial, y no estoy tratando de hacerlo. Aunque tampoco estoy satisfecho con el estado actual de las cosas.

Yo diría que vayamos paso a paso, pero eso es pedir demasiado, así que los pasos a medias estarán bien. Incluso si solo es un cuarto de un paso, e incluso si no podemos progresar tanto día a día, dentro de diez días, quiero haber avanzado un poco más.

De alguna manera, tengo la sensación de que estamos manejando esto.

Esa puede ser la razón por la que no puedo odiarme a mí mismo.

Estoy haciendo mi mejor esfuerzo, ¿verdad? Además, tengo resultados para mostrar, lo que significa que estoy siendo recompensado, ¿verdad? Ser recompensado por tu esfuerzo es una bendición, ¿no? Eso significa que soy muy afortunado, ¿verdad? Puedo mirar al cielo y decirle a Manato y a Moguzo, a quienes nunca volveremos a ver: “Todavía estamos trabajando en ello, muchachos”. ¿No es sorprendente?

Eso pienso yo.

Mientras miraba la despiadada fiesta con sus ojos soñolientos, Haruhiro miró a su alrededor para asegurarse de que no vinieran nuevos enemigos. No importa cuán ventajosa sea su situación, incluso si la batalla estuviera más o menos decidida, algo podría suceder de repente para cambiar todo. Si eso sucedía, sucedía, y simplemente tenían que aceptarlo y seguir adelante, pero no quería tomar ese tipo de decisión si no era necesario.

ilustracion 3

La nuca del gigante blanco y la parte posterior de su cabeza estaban más o menos destruidas, y ya había dejado de moverse. Parecía estar muerto.

Pero, en cierto modo, la parte difícil de tratar con un gigante de cuatro metros estaba por llegar. Fue una tarea que requirió mucho tiempo y trabajo molesto, pero valió la pena.

Al principio, los gigantes blancos habían sido cosas enormes y peligrosas que hace poco se interponían en su camino, y los habían tratado como algo de lo que escaparse tan pronto como los veían. Sin embargo, Shinohara del Clan Orion había descubierto que los gigantes blancos tenían varios órganos dentro de ellos donde se concentraba un metal desconocido. Desde que alguien había corrido la voz de ese descubrimiento, los gigantes blancos se habían convertido en un blanco favorito para los soldados voluntarios.

Por cierto, este no fue un desarrollo reciente. Había sucedido hace casi un mes.

“¡Tengo un piroxeno arco iris!”, Gritó Ranta como un idiota, sosteniendo un orbe con un diámetro de quince centímetros que brillaba con colores del arco iris como sugería su nombre.

Por lo que Haruhiro sabía, estos órganos, piroxeno de arco iris, que eran únicos en los gigantes blancos, solían ser del tamaño de un puño, por lo que uno así sería considerado grande.

“Yahoo! ¡Yo también! ¡Yo también! ¡Yo también! ¡Tengo uno! “Kikkawa levantó otro piroxeno de arco iris en alto, con un ojo cerrado y su lengua sobresalía. Este segundo tenía diez centímetros de ancho, tal vez. Aun así, ese no era pequeño.

Al final, esos fueron los únicos dos piroxenos de arco iris que extrajeron del gigante blanco. Sin embargo, cuando despojaron a los sectarios de sus ponchos y los registraron, pudieron encontrar una serie de accesorios con pequeños trozos de piroxeno de arco iris incrustados en ellos. Estos piroxenos de arco iris se habían molido y pulido diligentemente, por lo que tenían un alto valor por su pequeño tamaño.

“Bueno, yo diría que vamos a hacer alrededor de las seis”, dijo Tokimune desde lo alto de los restos del gigante, sus dientes blancos brillando mientras sonreía.

Mientras pensaba, Wow, tan brillante, Haruhiro inclinó su cabeza hacia un lado en sus pensamientos. “Nah … yo diría que alrededor de cinco, ¿tal vez?”

“¿Piensas que eso será todo?” Preguntó Tokimune.

“Probablemente.”

Cinco de oro. Dividido cincuenta y cincuenta con los Tokkis, Haruhiro y su equipo tomarian dos de oro y cincuenta de plata. Dividiéndolo por seis, eso era un poco más de 41 monedas de plata para cada uno. No está mal. O más bien, fue una cantidad increíble que nunca podrían haber imaginado hace unos meses.

No debería acostumbrarme a esto, pensó. Tengo que asumir que esta cantidad no será un hecho.

Los restos del gigante blanco tendrían que dejarse donde estaban, pero al menos arrastraron los cadáveres de los sectarios a un lado del camino antes de que el equipo de Haruhiro y los Tokkis avanzaran.

Pronto, pasaron cerca de alguien. No es un sectario, ni un gigante blanco, sino un ser humano.

No, humanos. Soldados voluntarios, para ser precisos.

“Oh”. El cazador que lideró el grupo emitió un ambiente desagradable. Vestía un traje de cuero, una gorra con una pluma, y tenía un arco y un carcaj lleno de flechas colgando de su espalda. Probablemente era un poco mayor que Haruhiro y los demás. Tenía ojos como un zorro y una boca torcida. “Son los Asesinos de goblins y los comediantes”.

“Hola, Kuzuoka-san.” Haruhiro inclinó la cabeza ligeramente.

Entre todos los soldados voluntarios veteranos, había algunos que no estaban contentos de tener que dirigirse con un -san. Este era uno de ellos. No habían tenido muchas interacciones, pero él tenía un resentimiento contra este hombre. Cuando acababan de llegar a Grimgar, Kuzuoka había invitado a Moguzo para unirse a su equipo, luego le había robado su dinero y lo había abandonado.

“Tch …” Ranta chasqueó la lengua con disgusto.

Kuzuoka entrecerró los ojos e intentó intimidarlos con un “¿Huhhh …?”

Había un guerrero, un ladrón, un mago, un sacerdote y caballero del terror siguiendo a Kuzuoka. Uno parecía como si quisiera decir: Aquí vamos de nuevo…, mientras que otro estaba impasible, y otro parecía divertido. Cada uno de los cinco tuvo su propia reacción, pero ninguno de ellos fue remotamente amistoso.

“hola, hola, Kuzuoka-saaaan,” Kikkawa tocó, abofeteando a Kuzuoka en el hombro de esa manera tan amistosa muy propia de él. “Han pasado, como, años. ¿Has estado bien, Kuzuoka-saaan? ¿Cómo han estado las cosas últimamente?

“¡Maldita sea, no me toques, Mierda-kawa!”, Gritó Kuzuoka.

“¿Huh? ¿Qué es esto? ¿Soy lindo como la mierda? Hombre, siempre pensé que lo era “.

“¡No dije eso, idiota!”

“No, no, no, no hay necesidad de ser tímido, madre-mierda-saaan. Vaya, lo entendí mal, ¡es Kuzuoka! Soz, soz! ¡Voy a reflexionar sobre lo que hice!”

“¡No hay forma de que estés reflexionando sobre algo!”, Gritó Kuzuoka.

“¡Sip! ¡No lo estoy! ¡Teehee! ”

“Me cabreas, ¿lo sabías?” Gruñó Kuzuoka. “¡Muévete o muere! ¡Te mataré!”

“Eso no es posible”, dijo Tokimune con una sonrisa amistosa. “No te conozco tan bien, pero sé que eres más débil que yo. ¿Quieres probarlo y ver?

“¡Yo-yo no voy a hacerlo!” Kuzuoka empujó a Kikkawa a un lado.

“¡Vámonos!” Les ordenó a sus compañeros, y se alejaron juntos. Incluso cuando se fue, la forma en que murmuraban, lo que sonaba como insultos del grupo era muy parecido a Kuzuoka.

“Ese tipo”. Ranta pateó el suelo. “Con su personalidad podrida, me sorprende que logre ser un líder de equipo. No puedo creerlo “.

“Sí …” Haruhiro se frotó la parte posterior de su cuello. “No eres quien para hablar, sin embargo …”

Notas de Traducción:

[1] Lightning Sword Dolphin: el nombre en español es Delfín de la espada del relámpago, lo deje en ingles porque casi todos los nombres de equipos y habilidades en la versión japonesa lo dicen en ingles con fines estéticos.

[2] Mirror Shields: significa escudos de espejo.

[3] Pansuke o también パンスケ significa puta o mujerzuela.  (mi japonés no es muy bueno asi que no estoy seguro)

[4] Tori-san o también トリーさん que significa árbol, pero como tori 鳥 significa pajaro, todavia no sé porque ese nombre, ni tampoco cual es realmente la traduccion y el por qué el nombre ya que solo se inglés y no tengo tampoco la versión RAW

[5] Crown Break: significa Rotura de la corona. Es una habilidad de la clase guerrero que tiene Tada.

[6] para mi sorpresa, por si se preguntan porque esta esa palabra, es asi como aparece en la novela en inglés, The cultists ponchos were highly resistant to bladed attacks.

[7] Dogeza: para los que no saben, es una forma de inclinarse y pedir perdón muy al estilo japonés.

[8] Sir: para los que no sepan, en la antigüedad, solo se referían con Sir, solo a los caballeros reales y que pertenecían a la nobleza en la Europa medieval.

[9] desgarbado: Que no tiene garbo, gracia o elegancia, especialmente en la manera de obrar o de moverse.

[10] Nimbly: es una habilidad de movimiento que le da más agilidad al usuario, supongo que es una habilidad de los paladines.

[11] arpeggio o Arpegio en español, es un Conjunto de tres o más sonidos musicales combinados armónicamente y tocados uno tras otro de manera más o menos rápida.

Cortesía de